Como tomar mezcal y no regarla | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Estilo

Como tomar mezcal y no regarla

El mezcal debe saber rico, si te quema no significa que sea bueno


Como tomar mezcal y no regarla | El Imparcial de Oaxaca

Oaxaca es un estado productor de diversas variedades de agaves para elaborar mezcal, además de contar con la Denominación de Origen, al igual que Michoacán, San Luis Potosí, Tamaulipas, Guanajuato y Durango, entre otros.

Pero no todos saben tomarlo, aquí te damos los concejos para convertirte en un experto.

Primero un poco de cultura general

La palabra Mezcal proviene náhuatl metl que significa maguey o agave e ixcalli que significa cocido.
También se le conoce como bebida espirituosa por sus propiedades, ya que surge del fermentado del agave.

Segundo, conoce las variedades de agaves

Existen muchas variedades de agaves, el más popular es el espadín, y los silvestres como el arroqueño, tobalá, cuishe, coyote, papalométl, jabalí, madre cuishe, tobaziche, mexicano, entre otros.

Tercero, saboréalo

Debe ser rico al paladar, el que te queme como vil alcohol no significa que sea bueno, debe haber balance en su sabor, por ejemplo al tomarlo debe estar presente variedad de sabores, dulce, ácido y amargo del agave, y en muchos se sienten las notas herbales, terrosas, ahumadas y cítricas.

Cuarto, no te quieras lucir, sólo disfrútalo

El mezcal no necesita oxigenarse como otras bebidas, así que no aplica servirlo en copa de vino y agitarlo o realizar el movimiento circular, la verdad si lo agitas lo que percibirás es el etanol por su contenido alto en alcohol.

Sírvelo lentamente en un vasito o copa, la clásica es la de veladora, por favor no lo agites, mejor pega la boca de la botella al vaso donde lo vayas a servir. Y se vale tomarlo en un carrete de carrizo, sobre todo en las fiestas, además si en una comunidad te ofrecen una copa, acéptala es de buena educación.

El aroma es muy importante, es recomendable después de que sirvió esperar a que se asiente y percibir los olores, si, huélelo, pega la copa a tu nariz, inhala y exhala para percibir los olores, después aplica “el mezcal se toma a besitos”

 

No des un trago enorme porque te verás mal y además te podría irritar el esófago y la boca del estómago.

Cuando le des un pequeño sorbo, pásalo por toda la boca y mantelo unos segundos, después pásalo por la garganta e inhala , sentirás las aromas de algunas frutas o hierbas. Todo depende del proceso de fermentación, de cocción, destilación y en donde creció el maguey.

Sírvelo con cítricos

En muchas partes indican que lo ideal es servirlo con rodajas de naranja, pero seamos francos mucha gente aprendió a tomarlo con limón, lo que sí puedes es acompañarlo con sal de gusano. aunque es muy de cliché, se deleita el sabor.

El mezcal debe ser totalmente cristalino, transparente, sí se ve baboso, cortado o con grumos, significa que no sirve o que se contaminó.

A degustar un buen mezcal, “porque para todo mal, mezcal y para todo bien, también”


 

Relacionadas: