El Señor de las Ligas
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

Escaparate Político

El Señor de las Ligas

 


Lanzada ya la convocatoria para que los aspirantes a la dirigencia nacional del partido Morena presenten su solicitud entre el cinco y 8 de este mes, arrecian las disputas. La corriente de los radicales que acaba de sufrir tremendo revés en la Cámara al ser rechazado el controvertido Noroña, insiste y envía a Oaxaca para iniciar campaña otro morenista no menos discutido. Me refiero a René Bejarano burlonamente presentado ante los de la 4T como modelo de la “honestidad”. Suena grotesco, pero el icono de la corrupción en nuestro país llega a Oaxaca a hablar de decencia.

Este controvertido personaje, famosísimo después de ser visto en televisión nacional llenando su portafolio y las bolsas grandes de su saco, de dinero producto de embutes, apuesta a la corta memoria de los Morenistas de Oaxaca. 

Como propietario de la organización “Movimiento por la Esperanza”, su primera tarea es: un corrupto pidiendo firmas en Oaxaca para enjuiciar a otros corruptos como fueron los últimos cinco ex presidentes de México, desde Salinas. Qué ironía.

También llega para dar línea e ir bosquejando a los que deberán ser impulsados para la próxima dirigencia nacional de su partido. 

Bejarano inicia su labor en Oaxaca de la mano del diputado Daniel Gutiérrez, otro político cuestionado por promover obras mal construidas e inconclusas en el distrito de Miahuatlán donde en el trienio pasado manejó multimillonarias cantidades de dinero que recibió de los “moches” que daba la cámara de diputados a través del mismo Bejarano y el exdiputado Francisco Martínez Neri. Al final justificaron cientos de millones de pesos en obras que no concluyeron o hicieron mal. 

Bejarano regresa ahora. Dice que recorrerá el estado con el apoyo del CODEPO, grupo del mismo Daniel Gutiérrez, para reunirse con los distintos líderes del Morena en las regiones. No aceptan que vienen a tirar línea. Dicen que planearán “estrategias” con miras a las elecciones para dirigencia nacional de MORENA, pero no para impulsar a alguno de los candidatos que quisiera Jara. 

DESPIERTA RECELOS 

El trabajo político del “Señor de las Ligas” debería ser bien aceptado entre los Morenistas, pero lejos de eso despierta suspicacias.

Primero, por la personalidad controvertida de Bejarano. Dicen que no tiene calidad moral para invitar a los militantes de su partido que sean honestos. 

Segundo, viene de la mano de Daniel Gutiérrez uno de los diputados señalados incisivamente por “traicionar” a Morena al votar para que la priista Dulce María Sauri presida la mesa directiva de la Cámara de Diputados. 

Bejarano trae muchos lastres y en Oaxaca hay que agregar la oposición del grupo de Salomón Jara que quería el campo libre en Oaxaca para impulsar a cualquiera, menos a Mario Delgado con quien pierde la posibilidad de poder ser candidato.  Calculan que con estas condiciones y el método para la elección de la nueva dirigencia nacional -por consulta abierta-, no hay condiciones para que su cabecilla llegue a ser candidato a gobernador. 

Con estos dos personajes manejando la elección interna del Morena en Oaxaca, el panorama se complica más para los Jaristas. Este grupo apostaba conducir la elección en Oaxaca, pero con la llegada de Bejarano y la influencia de Daniel Gutiérrez, su plan se desdibuja. A pesar del manipuleo que hacen del actual consejo político estatal, será casi imposible que puedan meter mano a la consulta abierta. 

Bejarano y Daniel Gutiérrez no son adversarios fáciles. El primero sigue siendo operador estrella de AMLO. El segundo está entre los nueve diputados federales que no digieren el autoritarismo de Jara. Hay que hacer notar son 16 los diputados federales por Oaxaca de los cuales nueve son anti-Jaristas declarados. 

A COMPETIR 

Por lo pronto, ya corre el plazo de la convocatoria para la elección del dirigente nacional del Morena. Los candidatos, entre ellos Mario Delgado virtual triunfador, 

deberán manifestar por escrito su aceptación a los lineamientos establecidos en la convocatoria. 

En caso de que el número de aspirantes supere seis, se realizará una encuesta de reconocimiento que ubicará a los contendientes a la encuesta definitiva. La encuesta definitoria para el cargo de presidente y secretario general se realizará del 26 de septiembre al 2 de octubre.

El Instituto Nacional electoral abre la posibilidad de hasta una tercera encuesta en caso de que el resultado arrojado no permita determinar una ventaja importante entre una fórmula y otra; en ese caso se procederá a solicitar al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación la ampliación del plazo para establecer una nueva encuesta.

Visítenos en: www.escaparatepolitico.com

O escríbanos a fsj9420@prodigy.net.mx

Twitter: @escaparate_oax

Facebook: escaparate_politico@hotmail.com