Con camioncitos de Madera, “atropella” la migración
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Especiales

Con camioncitos de Madera, “atropella” la migración

“Tapizan” el tramo de Huitzo a Nochixtlán sobre la supercarretera; una opción de autoempleo


Con camioncitos de Madera, “atropella” la migración | El Imparcial de Oaxaca
Fotos: Luis Alberto Cruz / Ramiro López y su familia llevan cinco años dedicados a elaborar camioncitos de madera

Para no migrar y quedarse en casa, Ramiro López Hernández y su familia se dedican a la elaboración y venta de juguetes de madera, los tradicionales carritos de diversos modelos que ofrecen sobre la supercarretera Oaxaca-Cuacnopalan.

Su puesto es un muestrario de diversas piezas de camiones de madera pintados con colores vistosos como el rojo, amarillo, azul, negro y blanco.

Es habitual que en el tramo entre la caseta de cobro de San Pablo Huitzo a la comunidad de Asunción Nochixtlán se sitúen varios puestos de estos juguetes, en donde también se exponen aviones de madera, caballitos, entre otras artesanías.

La elaboración de estas piezas, no es una tarea fácil ni rápida, ya que las personas dedican desde un par de horas hasta días enteros para terminar con un diseño.

El puesto de Ramiro López Hernández se localiza en el paraje Paso Real, kilómetro 209+600, en la entrada a Santiago Tenango, población que pertenece al distrito de Etla, donde también tiene el taller con su máquina para cortar y diseñar la madera para sus piezas.

En estos últimos días de diciembre no se ha registrado la venta que esperaba: “me fue mejor en el 2021”, aclara.

Ahora únicamente está sacando para lo esencial y al menos que le llegue un pedido, podría tener alguna ganancia.

Vamos sacando lo del día, estamos en esto para no salir fuera a migrar a otro estado o a otro país; no se está vendiendo como esperábamos después del confinamiento de la pandemia y con las actividades no se está reactivando la economía”, expresó.

 

Al cliente lo que pida, dice Ramiro López / Juguetes de madera para el Día de Reyes

 

La familia de la esposa de Ramiro, que proviene del estado de Chiapas, fue la que le enseñó a realizar estas artesanías y venderlas sobre la carretera.

Ahora, es una forma de vida y de ingreso económico, pese a que existen temporadas en donde las ventas están muy bajas, incluso, pueden pasar varios días sin vender un solo vehículo artesanal.

No obstante, los integrantes de la familia no se desaniman y siguen dedicados a esta actividad.

Varía mucho la venta, hay veces que no se comercializa nada, incluso nos pasamos una semana sin tener un cliente, por eso, cuando hay pedidos grandes de varios artículos, nos podemos reponer un poco para invertir”, expresó.

Sobre esta vía transitan al día miles de unidades de motor que van o vienen de la ciudad de Oaxaca o el valle eteco,y en esta temporada vacacional, la gente que se dedica a esta venta espera que alguna persona se estacione cerca de supuesto y compre algún juguete.

Ramiro López lleva 5 años dedicado a elaborar desde camiones grandes tipo torton, en forma de tráiler, urvan y coches; tiene en varias presentaciones desde los pequeños y que puede hacer en cualquier presentación, según la necesidad del cliente.

Los precios van de los 2 mil 600 pesos para un coche con llantas de diablo, mil 800 para un carro con llanta de madera, pero también hay presentaciones que cuestan 800 pesos, 500 pesos y 200 pesos.

En los pedidos podemos hacer lo que el cliente solicite y también ajustarnos al precio que ande buscando para así, lograr tener ventas y que nos conozcan”, señaló el artesano.

Para la familia, es una tradición dedicarse a este tipo de artesanías, pero también un trabajo con el cual pueden sostener económicamente a sus hijos e hijas.

 

Se ofrecen vehículos en “diversos modelos” / Hay desde aviones de madera hasta caballitos

 

Relacionadas: