Desalojan a desplazados triquis tras 12 años en Palacio de Gobierno
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Desalojan a desplazados triquis tras 12 años en Palacio de Gobierno

El operativo del gobierno estatal y municipal se basó en la falta de permisos para ejercer la venta en los portales del Palacio de Gobierno y el Zócalo


Desalojan a desplazados triquis tras 12 años en Palacio de Gobierno | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Jorge Luis Plata / Inspectores municipales desmontan las estructuras en el corredor de Palacio

Después de 12 años en los que de manera intermitente y permanente ocuparon como espacio de protesta y venta el Zócalo, el corredor del Palacio de Gobierno y sus alrededores, al menos 50 familias de desplazados triquis fueron desalojados este viernes por los gobiernos municipal y el estatal, emanados del partido Morena.

Desde la madrugada y apoyados con policías antimotines, así como bomberos, inspectores municipales en coordinación con funcionarios del Gobierno del Estado, iniciaron con el desalojo por faltas al reglamento de comercio en la vía pública.

Más tarde, los gobiernos estatal y el municipal calificaron el operativo como “recuperación” del espacio público que había sido “invadido” por comerciantes ambulantes y semifijos, mas no por desplazados.

Aunque horas después estos mismos espacios fueron restringidos al paso peatonal con vallas metálicas y policías. Tal como el operativo policiaco de 2021 efectuado en contra de comerciantes.

Ante la mirada de observadores de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO), el operativo abarcó el retiro de pertenencias, estructuras, mercancías y cableado que emplearon al menos tres grupos de desplazados de San Juan y San Miguel Copala, entre ellos los representados por Reyna Martínez Flores y Lorena Merino.

Jesús Romero, secretario de Gobierno del estado, aseguró que la remoción fue a partir de un diálogo y acuerdos entre los tres órdenes de gobierno para encontrar soluciones al “problema” del comercio semifijo y ambulante. Aunque aseguró que ni en este operativo ni en otros se empleará la fuerza pública y que se respetará la protesta social “válida”, mas no a la “vendimia” (venta).

“¡Esta es la cuarta transformación del ingeniero Salomón Jara!” Esa fue una de las consignas durante el desalojo.

Reyna Martínez Flores, una de las desplazadas de San Juan Copala, consideró que este es el segundo desplazamiento forzado que ella y otros triquis han sufrido desde 2009 y 2010 a causa de la violencia en la zona.

 

El desalojo inició desde la madrugada del viernes / Se registraron jaloneos entre indígenas triquis e inspectores municipales

 

Les prometen mesa de trabajo

 

“No se nos notificó que teníamos que quitarnos”, explicó Martínez sobre un operativo antecedido por el acuerdo de que mantendrían cerrados sus puestos durante la transición del Poder Ejecutivo. Y que a ello seguiría la implementación de una mesa de trabajo para el retorno seguro a Copala, prometida por Édgar Gandarilla, de la Secretaría de Gobierno estatal.

Martínez acusó que durante los anteriores gobernadores (Ulises Ruiz, Gabino Cué y Alejandro Murat) no atendieron sus demandas de justicia y retorno seguro a San Juan y San Miguel Copala. Incluso responsabilizó al Movimiento de Unificación y Lucha Triqui (MULT) de estar detrás del desalojo, al vincularlo con el gobernador Salomón Jara Cruz.

Este señor está en alianza con el MULT, quien nos sacó es el MULT utilizando al gobernador”, señaló la mujer triqui, quien además cuestionó el por qué no se retiró a los comerciantes de la misma etnia que están en la Alameda de León.

Uso de porros, de camiones de volteo ajenos al ayuntamiento, así como “siembra” de estupefacientes para incriminar a los desplazados fueron otras de las denuncias de Martínez sobre el desalojo.

Reyna no aclaró si seguían vigentes o no las medidas cautelares que en 2010 emitió la Comisión Interamericana de Derechos Humanos a favor de 135 personas triquis desplazadas de Copala. Solo aclaró que tal medida no abarca la posibilidad de vender en la vía pública, por lo que solicitaron un amparo para que se haga justicia a sus casos y en tanto les permitan vender para sobrevivir.

 

Fotos: Adrián Gaytán – Menores triquis después del desalojo / Dirigentes de triquis protestan por el desalojo

 

Altercados

 

A lo largo de la mañana y tarde, hubo diversos altercados entre policías estatales y desplazados, quienes acusaron el robo de sus mercancías.

El presidente municipal, Francisco Martínez Neri, coincidió con Jesús Romero al señalar que el operativo tuvo saldo blanco y fue en común acuerdo entre el estado y el municipio. “Es una muy buena señal que nos hayamos puesto de acuerdo”, apuntó, además de explicar que obedeció a “un reclamo de la ciudadanía”.

Martínez Neri justificó que el que no se haya realizado el desalojo antes se debió a la magnitud de “un problema así”, que data de 12 años. El edil aseguró que las manifestaciones se respetarán, pero que no “como apoderamiento de un lugar determinado”. Sobre el decomiso de la mercancía, el concejal aseguró que esta se mantiene resguardada y se entregará cuando se compruebe su propiedad.

Entre la población y visitantes, el desalojo generó opiniones diversas o la sorpresa por ver un palacio sin desplazados; algunos visitantes preguntaban a qué obedecía la presencia de policías, vehículos y productos o restos de estructuras regados.

Varios consideraron que el desalojo es benéfico en tanto se “recupera” un corredor y Zócalo que por varios años conocieron o se acostumbraron a ver lleno de manifestantes. Otros más se preguntaron el destino de las mujeres y niños ataviados con la indumentaria triqui.

El pintor Markoa Vásquez también se pronunció a favor de la recuperación de espacios públicos, por lo que exigió que además del portal del palacio se liberen los de Flores Magón y Mercaderes, que siguen ocupados y restringidos por restaurantes.

Fue en el segundo día de gobierno de Salomón Jara Cruz cuando se efectuó el desalojo, luego de que días antes de asumir la gubernatura acordó el repliegue y reubicación de organizaciones sociales y desplazados.

El 30 de noviembre, el entonces virtual secretario de Gobierno, Jesús Romero, señalaba que ante la presencia de manifestantes en el Zócalo se buscaría el diálogo y respetaría la manifestación.

Se estima que tras el desplazamiento forzado que comenzó a finales de 2009 y principios de 2010, familias triquis de San Juan y San Miguel Copala se habían plantado en frente y en el corredor del Palacio de Gobierno en varias ocasiones. Los desacuerdos entre representantes hicieron que algunos se reubicaran en la calle Flores Magón y, en 2020, frente al portal de Flores Magón.

Entre 2012 y 2014 hubo diversas reinstalaciones en el zócalo y el corredor del palacio, al no lograr el retorno seguro y acuerdos con los gobiernos en turno. Antes del gobierno de Salomón Jara Cruz, en diciembre 2012 fue el de Gabino Cué el que desalojó a las y los desplazados triquis, como en el operativo de este viernes 2 de diciembre.


 

Relacionadas: