Medicinas, alimentos, colchones entre otras cosas es lo que compran abuelitos con pensión | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Nacional

Medicinas, alimentos, colchones entre otras cosas es lo que compran abuelitos con pensión

La Secretaría del Bienestar informó que a partir del mes de julio se volverá a entregar la pensión para los abuelitos mexicanos mayores de 65 años


Medicinas, alimentos, colchones entre otras cosas es lo que compran abuelitos con pensión | El Imparcial de Oaxaca
Imagen: Internet

A partir del mes de julio de este 2021 se volverá a entregar la pensión para los adultos mayores, la cual pasará de dos mil 700 pesos a tres mil 100 pesos bimestrales, de acuerdo a la Secretaría de Bienestar.

Además de que comenzará la incorporación al padrón de beneficiarios de las personas de la tercera edad de 65 años en adelante, ya que antes sólo recibían el programa quienes tuvieran 68 años y más en las zonas urbanas.

Tal es el caso de María, Carmen, Concepción y Andrés, abuelitas y abuelitos del Valle de México, quienes esperan cobrar en julio su primera pensión para comprar medicinas, alimentos y hasta un colchón.

Y es que después de que los abuelitos recibieron el pago adelantado de dos bimestres debido al proceso electoral, el próximo mes se reanudarán los depósitos y la entrega en efectivo del Programa para el Bienestar de Adultos Mayores y Personas con Discapacidad.

Doña María del Rocío Vargas Ortiz, ama de casa de 65 años, aún no realiza el trámite, pero espera poder concluirlo en este mes.

Está bien que el gobierno ayude a los más necesitados pero me gustaría que fuera desde los 60 años”, dijo.

La abuelita, quien depende económicamente de sus hijos, piensa que la pensión de más de tres mil pesos no es suficiente, ya que “todo está subiendo y eso es una miseria”.

Sin embargo, pues si me lo dan es para comprar comida o pagar las cuentas de la casa, medicamentos, pañales, una andadera o un bastón”, señaló.

Los abuelitos mexicanos que ya cumplieron 65 años pueden realizar el preregistro desde sus casas, llamando a la Línea del Bienestar 800 63 94 264 o bien acudir a las oficinas de la Secretaría del Bienestar en su estado o a la oficina central ubicada en Paseo de la Reforma número 116 en la Ciudad de México.

La línea del Bienestar opera los 365 días del año, de lunes a viernes de 8:00 a 21:00 horas, así como los fines de semana y días festivos de 9:00 a 13:00 horas.

“Me voy a comprar un colchón”

Doña Concepción Esteban Gálvez, de 66 años y quien vive de vender chácharas en la CDMX, espera poder comprarse un colchón nuevo con su pensión.

Voy a comprar alimentos, despensa y a ver si me alcanza para un colchón porque el que tengo ya está muy viejo”, comentó.

La adulta mayor ya realizó su preregistro a través de la Línea del Bienestar y está en espera de que un “siervo de la nación” acuda a su domicilio a completar el trámite.

Pero primero hay que esperar a que lo den, no han venido a hacerme el registro, espero poder cobrar en julio, porque son muy buenos esos tres mil pesos. Está muy bien, ya era hora, que bueno que bajó a 65 años al menos para disfrutarlo unos años”, señaló.

Doña Conchita también cree que no es suficiente el apoyo del gobierno, “porque ya luego no alcanza para nada, pero si va llegar a 6 mil en 2024 ya para qué quiero más. Si llegó a vivir para ese entonces pues haré mi nicho para mis cenizas y las de mi difundo esposo”, agregó.

El presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que a principios del 2024, la pensión para los abuelitos mayores de 65 años subirá a seis mil pesos, en un proceso gradual, por lo que se ampliará el presupuesto de 126 mil millones a 320 mil millones de pesos hacia el final de su sexenio.

“Hace falta para comprar alimentos y medicinas”

Para doña Carmen Vázquez Díaz, de 67 años, quien ya realizó su registro en una oficina de la Secretaría del Bienestar en el Estado de México, la pensión le servirá para comprar alimentos y medicinas.

“Está bien porque nos hace falta para nuestras necesidades básicas, para comprar alimentos, medicinas o para un antojo”, dijo.

La abuelita también piensa que la pensión no es suficiente porque las cosas han aumentado mucho, la canasta básica y los servicios primordiales.

No alcanza para una buena alimentación o comprar medicamentos, para los que tenemos enfermedades crónicas”, señaló.

“Compraré medicinas, despensa y algo para el carro”

Don Andrés Mendoza, de 66 años y taxista pirata en la CDMX, ya realizó su preregistro en la Línea del Bienestar y espera que en julio le llegue su primer depósito.

La verdad si hace falta el dinero en casa, ojalá nos llegue en julio. En el taxi si saco para comer, pero siempre hace falta el dinero para medicinas y pagar los servicios como agua o luz”, dijo.

El adulto mayor piensa que es un buen apoyo del gobierno, porque luego “los hijos ni te ayudan ni apoyan, mejor uno les tiene que estar dando”.

Pienso usar los tres mil 100 pesos para comprar medicinas, despensa y para meterle algo al carro o por lo menos para gasolina que está bien cara y si me sobra pues ahorrar un poco”, señaló.

Requisitos para la pensión:

-Documento de identificación vigente que puede ser la credencial para votar del INE.

-Clave Única de Registro de Población (CURP).

-Comprobante de domicilio.

-Para el preregistro y el registro es recomendable tener dos números telefónicos a la mano y un correo electrónico, por lo que familiares deben apoyar a los abuelitos.

– El apoyo económico se entregará de manera directa –sin intermediarios- mediante el uso de una tarjeta bancaria


 

Relacionadas: