Dan última oportunidad a guamúchil del zócalo - El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Dan última oportunidad a guamúchil del zócalo

Un toldo para las actividades de Día de Muertos había sido apoyado en el tronco del ejemplar


Dan última oportunidad a guamúchil del zócalo | El Imparcial de Oaxaca
Fotos: Lisbeth Mejía Reyes / El guamúchil luce descuidado, sin hojas y de aspecto seco

Estrés, hongo, descuido ciudadano y gubernamental ha padecido el guamúchil del zócalo de la ciudad de Oaxaca. A tres meses de plantación en una de las jardineras que pueblan mayormente laureles, el árbol aún no se adapta. Aún con la aportación de nutrientes y tratamiento para erradicar el gusano barrenador que lo afectó.

Pero no será sino dentro de una semana o poco más cuando se decida su destino: ya sea que permanezca en el sitio porque muestre signos de adaptación o que tenga que ser retirado y sustituido por otro ejemplar de la misma especie.

Será el comité técnico de arbolado del municipio el que revise el ejemplar y tome la decisión, explicó Elsa Ortiz Rodríguez, secretaria de Medio Ambiente y Cambio Climático del ayuntamiento.

Aunque ya no presenta afectaciones visibles del gusano barrenador, el guamúchil aún no retoña, reconoce la funcionaria. “No tiene brotes, pero sí estamos esperando a que varios vayamos de manera conjunta a verlo”.

 

El Ayuntamiento amarró una soga al árbol para sostener un escenario / Hasta la próxima semana se definirá el destino del ejemplar

 

Ayer, viernes, EL IMPARCIAL observó que el árbol de aproximadamente 12 años de edad, permanecía sin hojas, algo esperado como parte de su proceso de adaptación. También se mantenía con dos puntales que lo sostenían, como desde su plantación. La cuerda tensora ya no estaba.

Sin embargo, sí había otra cuerda atada a su tronco, la del toldo que el mismo municipio colocó en torno a la jardinera para su programa de Día de Muertos. El árbol, que el edil había prometido cuidar para que viviera por mucho tiempo, era afectado por el propio ayuntamiento, que aseguró el toldo en el tronco del guamúchil.

El árbol fue plantado el pasado 29 de julio y se estimaba que su adaptación tomaría tres meses, pero cumplido este tiempo sus ramas se observan secas y sin hojas.

Un macuil y un zompantle acompañan al guamúchil en esta misma jardinera. En otra cercana, hay incluso un palo mulato, un copal blanco y una calaverita. Todos ellos ya adaptados a las jardineras de la Plaza de la Constitución, comúnmente conocida como zócalo.


 

Relacionadas: