Contaminación de ríos es catastrófico en Oaxaca |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Contaminación de ríos es catastrófico en Oaxaca

“Si no se hace algo, amenazan más enfermedades y más desastres a los oaxaqueños”, advierte el urbanista holandés Nahuel Beccan Dávila

Contaminación de ríos es catastrófico en Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

Ecologistas y urbanistas alertaron que en los Valles Centrales de Oaxaca hay ríos como el Salado y el Atoyac que se encuentran muy contaminados y podrían provocar desastres si no se toman acciones inmediatas para su rescate.

Nahuel Beccan Dávila, arquitecto y urbanista holandés, admitió que recuperar el esplendor de los ríos es una tarea muy difícil y muy costosa pero se puede iniciar con pequeñas acciones.

El experto recalcó que se puede comenzar con rescatar pequeños arroyos y riachuelos y sanear el agua y de esta manera demostrar que si es posible convertirlos nuevamente en fuentes de vida.

Beccan explicó que posteriormente es necesario llevar a cabo acciones más grandes para rescatar ríos completos, como el río Atoyac y el río Verde que son muy grandes y el costo para sanearlos sería enorme, pero es posible rescatarlos.

Entrevistado en el marco del Taller de Diseño Ciudades Resilientes: Conservación Ríos Nazareno, San Felipe y Valiente dirigido a catedráticos de la Facultad de Arquitectura CU de la UABJO, el especialista holandés advirtió que los escenarios globales ahora son apocalípticos por la contaminación de los ríos.

La contaminación del agua y la invasión de construcciones informales en los cauces de los ríos son un peligro para la gente. Es apocalíptico si no se hace algo, pues amenazan más enfermedades, más desastres, más muertes, por eso es necesario actuar”.

El también arquitecto y urbanista, Edmundo Morales Ramos mencionó que en el caso del río San Felipe, ha sido invadido totalmente en sus zonas federales pero aún tiene espacios rescatables. Esto ha ocasionado situaciones de riesgo, pues al estrechar el cauce hace que el río tome fuerza y el caudal se encajona en espacios donde el volumen tiende a buscar una salida provocando serios daños como ya ha sucedido en los años 2010 y 2012″.

En el caso del río Nazareno, agregó, tiene mucha presión por parte de los asentamientos que se están dando en Santa Cruz Xoxocotlán y recalcó que podría ocurrir una desgracia en caso de que no se adopten las medidas necesarias.

 

Relacionadas: