Laurie Litowitz personaliza el paisaje | Arte y Cultura
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones
Última Hora Especiales Videos

Arte y Cultura

Laurie Litowitz personaliza el paisaje

La artista neoyorquina expone este sábado Paisajes y otras cosas íntimas, en la galería Quetzalli

  • Laurie Litowitz personaliza el paisaje
  • Laurie Litowitz personaliza el paisaje
  • Laurie Litowitz personaliza el paisaje

Oaxaca de Juárez, Oaxaca

El cuerpo, sus formas y rastros son abordados en la obra de la artista neoyorquina Laurie Litowitz, a través de la serie Paisajes y otras cosas íntimas. Este sábado, la radicada desde hace tres décadas en Oaxaca inaugura exposición en la galería Quetzalli, en el centro de la capital.

En sus fotografías, la artista multidisciplinaria retoma las formas del cuerpo y las funde con paisajes áridos de Perú, así como otros de Estados Unidos y demás lugares visitados por ella.

Entre las imágenes, se encuentra una serie de fotografías tomadas en Perú, cuando Litowitz fue en compañía de un amigo al desierto. Así, las curvas del estómago de su amigo se mimetizaron con las dunas y la arena.

De esa experiencia, pasaron algunos años y no fue sino hasta hace meses, cuando le visitaron unos amigos, que Laurie tuvo la idea de mostrarlas en una exposición.

“Empecé a buscar dentro de mis archivos del mismo viaje, pero también me acordé de otras cosas, fue cuando decidí incluir estas fotos de una escultura de mármol”, cuenta Laurie sobre las imágenes en que también se perciben extremidades de una escultura femenina.

Asimismo, destaca los paisajes lunares que le significan las imágenes de dunas en tonos azules, como un juego con los negativos de las tomas.

Dejar parte del ser en el lugar

De la serie en que el estómago de su amigo se funde con las dunas, Laurie resalta el comentario de éste al ver las imágenes y sentir que dejó una parte suya en Perú.

“Normalmente lo que decimos los que nos gusta viajar es que te llevas algo del lugar contigo y esperas que se quede dentro de ti el resto de tu vida, pero no hablamos mucho de qué dejamos. Y de hecho, debería de ser más recíproco”, expresa la autora.
Laurie no se considera fotógrafa, aunque a veces usa la fotografía en su obra. Sin embargo, la reconoce como algo importante, al ser una especie de documentación que otorga fuerza y tratarse de algo “real”.

La intimidad es otro aspecto que destaca en su exposición y se manifiesta no sólo en el uso del cuerpo en ellas, sino en el paisaje creado tras dejar la cama; así, las sábanas se convierten en una especie de cordillera, de caminos creados por el cuerpo.

“Casi se podría decir que donde esté el ser humano, sobre todo desnudo, se vuelve muy íntimo. Este concepto de intimidad es muy relativo, y también es personalizar el paisaje mismo”, expresa Litowitz.

Relacionadas: