Violencia no frena en la cuarentena en Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Policiaca

Violencia no frena en la cuarentena en Oaxaca

Según declaraciones de funcionarios de Seguridad Pública, con relación al alto índice de homicidios en la entidad, principalmente en el Istmo de Tehuantpec y la Cuenca del Papaloapan, la gran mayoría de estos crímenes corresponden a personas que se dedican a la delincuencia organizada.

Violencia no frena en la cuarentena en Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

De enero a mayo de este año, al menos 353 homicidios dolosos se habrían registrado, de los cuales muy pocos han sido resueltos por la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI).

Datos periodísticos revelan que del 1 al 31 de mayo ocurrieron 50 asesinatos, destacando las regiones del Istmo y la Cuenca como los más violentos.

De acuerdo con el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), en enero ocurrieron 91 homicidios dolosos, en febrero 56, en marzo 83 y en abril 73.

De un total de 303 muertes violentas de estos cuatro meses, en 240 casos se emplearon armas de fuego, mientras que en 29 se cometieron con arma blanca y en 27 se usaron otros objetos.

ISTMO Y PAPALOPAN  LAS MÁS VIOLENTAS

Según declaraciones de funcionarios de Seguridad Pública, con relación al alto índice de homicidios en la entidad, principalmente en el Istmo de Tehuantpec y la Cuenca del Papaloapan, la gran mayoría de estos crímenes corresponden a personas que se dedican a la delincuencia organizada.

“Son guerra entre ellos (delincuencia), desgraciadamente porque uno vende, el otro también lo quiere hacer y es lo que origina que estén aconteciendo estos homicidios”, declaró en su momento ante diversos medios de comunicación José Manuel Vera Salinas, Secretario Ejecutivo del Sistema Estatal de Seguridad Pública.

En cuanto a casos resueltos por la Fiscalía General del Estado de Oaxaca, estadísticas extraoficiales también muestran que son pocos en los que se ha llevado a los responsables ante un juez, aunado a que muchos son puestos en libertad durante las audiencias de ampliación del término por falta de datos de prueba.

MAYO SANGRIENTO

Tan sólo el 2 de mayo, se reportaron 12 homicidios dolosos, entre ellos, el doble homicidio que alarmó a vecinos de la colonia Gómez Sandoval, municipio de Santa Lucía del Camino, donde dos primos fueron atacados a balazos cuando descansaban en una vivienda.

Jesús R. G., de 35 años de edad, quien al parecer tenía sólo tres meses de haber regresado a la ciudad oaxaqueña, después de ser deportado de los Estados Unidos, murió en el lugar, mientras que Salvador R. S, de 30 años de edad, de ocupación taxista, falleció durante el trayecto a un hospital.

Por citar algunos casos, un día anterior, 1 de mayo, en el Istmo dieron muerte a un joven que supuestamente contaba con negro historial.

Se trata de Juan José L. V., tenía 21 años y era originario de esta ciudad zapoteca, su cuerpo fue localizado sin vida en el paraje denominado Rancho Llano, perteneciente a San Blas Atempa.

El 2 de mayo, en Matías Romero, quemaron auto con dos personas adentro.

Esto ocurrió en la Agencia Municipal de Arroyo Peña Amarilla, perteneciente al municipio de San Juan Cotzocón. Los cuerpos fueron localizados en una unidad marca Nissan, tipo Versa, en color blanco.

El mismo día 2, se halló una cabeza humana en una fuente de Tuxtepec.

Vecinos del fraccionamiento Costa Verde reportaron el hallazgo de la cabeza cercenada, sobre la fuente de las Mariposas con un mensaje intimidatorio. 

Posteriormente fue identificada la víctima como José Oswaldo R. R., alias el “Comandante Jerry” o el “Mojojojo”.

También se reportaron tres personas asesinadas, en las regiones Istmo de Tehuantepec, Valles Centrales y Cuenca del Papaloapan.

A un costado de la supercarretera Oaxaca-Istmo, en inmediaciones de la comunidad de San Lorenzo Albarradas, fue localizado el cuerpo de una persona, con disparos de arma de fuego.

Mientras que una persona del sexo masculino fue asesinada en el municipio de Matías Romero Avendaño; el crimen se perpetró alrededor de las 22:30 horas en la calle Ejido Sur de la colonia Justo Sierra; ha sido identificado únicamente como “El Bejuco”.

Se reportó también el hallazgo de tres cuerpos sin vida en los límites de Oaxaca y Veracruz, en la línea divisoria entre San Juan Bautista Tuxtepec y Cosamaloapan, en inmediaciones de la localidad de Las Peñitas.

El 6 de mayo, reportan muerto a un hombre en su domicilio, en Puerto Escondido, el cual presentaba disparos de arma de fuego.

El crimen ocurrió en un domicilio de la calle Océano Atlántico, de la colonia San Miguel.

La víctima se llamó Jesús N. C., de 35 años de edad, de ocupación ayudante de albañil.

El 7 de mayo, otro hombre fue ejecutado cuando viajaba a bordo de su motocicleta, los hechos se registraron en la colonia Guadalupe Hinojosa, en el puerto de Salina Cruz. 

ASESINAN A AMBIENTALISTA

En esta misma fecha ocurrió un caso que consternó a los ambientalistas.

En el municipio de San Agustín Loxicha, fue asesinado a sangre fría el joven defensor de la naturaleza, Eugui Roy.

Eugui Roy tenía 21 años de edad y estudiaba el segundo semestre de la carrera de Biología en el Instituto Tecnológico del Valle de Oaxaca y se dedicaba al cuidado, defensa y preservación de reptiles y anfibios, era un defensor comprometido de la naturaleza.

Según sus familiares, el asesinato de Eugui fue por disparos de arma de fuego cuando se encontraba en el rancho Magnolia ubicada en la zona cafetalera de Tierra Blanca, en San Agustín Loxicha donde acudió a pasar la cuarentena.

Eugui también perteneció a la Organización para la Conservación del Medioambiente en Oaxaca llamado “Biologgers Divulgación de las Ciencias y Naturaleza” a la que continuamente alimentaba con fotos y videos de sus descubrimientos que hacía en sus expediciones por la zona serrana de Oaxaca.

En las redes sociales, más de un centenar de amigos y compañeros ambientalistas se han sumado a la exigencia de justicia.

El 9 de mayo fue victimado a balazos Laín Alberto TM, en la colonia Juquilita, de Salina Cruz.

Este crimen se registró pocas horas después de darse una ejecución frente al hospital del Centro de Salud de este mismo puerto.

El 16 de mayo ocurrió una masacre en el municipio de Acatlán de Pérez Figueroa, donde un comando atacó a la comandancia de la policía municipal de Acatlán.

Durante este y otro enfrentamiento ocurrido Arroyo de en Medio y en El Pescadito se reportaron 6 muertos, presuntamente todos de un grupo delictivo.

El 20 de mayo, I.B., de 50 años de edad, vecina de Santiago Zacatapec y originaria de San Juan Metaltepec, Mixe, expendía sus alimentos en un puesto que tenía en el centro de la localidad.

Estaba en compañía de su esposo cuando fue atacada salvajemente a machetazos.

Gravemente herida la mujer fue trasladada a un hospital de Tlacolula de Matamoros, pero lamentablemente falleció.

El domingo 24 de mayo, fueron encontrados dos cuerpos en bolsas de plástico y con heridas de bala, en una camioneta cerca de la carretera federal 190, a la altura del municipio Chahuites, en el ejido Nueva Esperanza.

Durante la madrugada de ese día, un comerciante identificado como Juventino, fue asesinado a balazos dentro de un comedor en la agencia Zimatán de Santiago Astata.

TAMBIÉN EN LA MIXTECA Y EL VALLE 

El mismo día, el cadáver de un taxista de 68 años, identificado como José Luis, fue encontrado con heridas de cuchillo en inmediaciones de la colonia Santa Rosa de Huajuapan de León. Había sido reportado como desaparecido el 23 de mayo.

De igual forma, un hombre fue baleado al interior de su camioneta a la altura del paraje Los Tanquecitos de Santa Cruz Xoxocotlán; falleció cuando era trasladado para recibir atención médica y un hombre identificado como Eloy, de 60 años, fue asesinado a balazos en el municipio de San Mateo Yucutindoó.

El martes 26 de mayo, fue encontrada una cabeza en el crucero conocido como La Maquinita, en Matías Romero; más tarde se encontró el cuerpo en el municipio de El Barrio de la Soledad.

El masculino fue identificado como Eliécer, de 40 años y por la tarde del martes, se encontraron los cadáveres de tres personas en el Barrio San José del municipio de Zimatlán de Álvarez.

El miércoles 27 de mayo, un policía municipal de Tlacolula de Matamoros, identificado como Fredy de Jesús, fue baleado sobre las calles Comonfort y 2 de Abril; falleció horas después en el hospital. También, un mototaxista fue asesinado a balazos en un cibercafé, ubicado frente al Hospital Regional de Alta Especialidad de Oaxaca, en San Bartolo Coyotepec.

El 30 de mayo, un joven fue atacado a balazos frente a su amiga.

Hombres que viajaban a bordo de un vehículo marca Chevrolet, tipo Aveo color blanco, dispararon sus armas de fuego contra esta persona, en la esquina de avenida Miguel Hidalgo y la calle 2 de Noviembre, justamente frente al mercadito.

El fallecido se llamó Bairo F. P., de 29 años de edad, la mujer que lo acompañaba dijo llamarse Maricruz M. P., la cual comentó en primera instancia a los elementos municipales que su pareja era originaria del estado de Veracruz., pero después se supo que el hombre era originario de Honduras.

 

Relacionadas: