Feminicidio e impunidad, una forma de tortura: SJ - El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Feminicidio e impunidad, una forma de tortura: SJ

El caso de María del Sol llega ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, en Ginebra


Feminicidio e impunidad, una forma de tortura: SJ | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Luis Alberto Cruz / El caso de María del Sol llega al Consejo de Derechos Humanos de la ONU

Ante el Consejo de Derechos Humanos, en el Debate Interactivo con la Relatora Especial de la ONU sobre Violencia contra las Mujeres, sus causas y consecuencias, la periodista Soledad Jarquín denunció la impunidad en el feminicidio de su hija María del Sol, a cuatro años de exigir justicia.

En su intervención en el 50º periodo de sesiones del organismo internacional, la también defensora de Derechos Humanos pidió que el feminicidio y el no acceso a la justicia sean considerados como una forma de tortura contra las víctimas.

Expuso que los casos de violencia de género, particularmente en contextos indígenas, enfrentan importantes obstáculos para acceder a la justicia debido a la discriminación, los prejuicios y la revictimización.

Ante la relatora Especial de la ONU sobre Violencia contra las Mujeres, Reem Alsalem, y el presidente del Consejo de Derechos Humanos, Federico Villegas Beltrán, Jarquín Edgar señaló que el feminicidio de su hija, ocurrido el 2 de junio de 2018, refleja las diversas violencias que enfrentan las mujeres en su país, sobre todo en contextos indígenas como Juchitán, donde María del Sol fue asesinada.

En ese sentido, recordó que este municipio de Oaxaca se han registrado 26 agresiones contra mujeres y 11 feminicidios en lo que va del 2022.

En la sala del Consejo de Derechos de Derechos Humanos donde se presentó el Informe sobre Violencia contra Mujeres y Niñas Indígenas de la Relatora Alsalem, se dieron más de setenta intervenciones de representantes de países miembros y organismos observadores, entre ellos ONU Mujeres, Organización de Estados Americanos, Unión Europea, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), entre otras.

Participó también México, cuya embajadora ante la ONU, Francisca Méndez, afirmó que el Gobierno Mexicano es consciente de la situación de discriminación y violencia que enfrentan las mujeres y niñas indígenas, pero “se retiró sin escuchar la intervención de Jarquín Edgar”.

La defensora Soledad Jarquín apuntó que tal como lo ha constatado la Relatora Especial en su informe, los casos de violencia de género, particularmente en contextos indígenas, enfrentan importantes obstáculos para acceder a la justicia debido a la discriminación, los prejuicios y la revictimización.


 

Relacionadas: