Pega a reubicados de la Central fétidos olores, calor y bajas ventas
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Pega a reubicados de la Central fétidos olores, calor y bajas ventas

Admiten inseguridad y falta de espacio para estacionamiento de clientes


Foto: Adrián Gaytán / Los trabajos de rehabilitación del Mercado de Abasto.
Foto: Adrián Gaytán / Los trabajos de rehabilitación del Mercado de Abasto.

La inseguridad, falta de espacio para estacionarse y nula promoción han desplomado las ventas en la reacondicionada zona de pan del Mercado de Abasto.

Consultados al respecto, los comerciantes reubicados a un costado del estacionamiento ubicado sobre avenida Periférico coincidieron en los números rojos a los que se enfrentan.

De un 60% que traíamos hace un mes y medio, ahorita nos fuimos al 30% por mucho, porque los clientes no están llegando a esta zona, no es posible encontrar lugar de estacionarse y nadie nos ayuda, lamenta Doña Victoria expendedora de pan de yema.

Con un cartón en la mano derecha para soplar un poco y tratar de aminorar el impacto de una sensación termina cercana a los casi 40 grados, la vendedora expone las dificultades a las que se enfrentan día a día.

No podemos decir que nos engañaron, porque eso sería una mentira, pero lo que sí está pésimo es el sitio donde estamos porque huele a drenaje y la gente no soporta tanto tiempo aquí”, relata.

 

Área de reubicación de expendedores de pan, semivacía.

 

Indica que otro de los factores que ha impactado en las ventas es el intenso calor que se vive actualmente, dado que en esa zona del estacionamiento no se tiene sombra y los clientes se desesperan fácilmente.

Explica que todos los días hay mucha gente en esa zona, pero porque va de paso al mercado sin embargo a las casetas de pan, poca gente está llegando a comprar el producto como antes.

De acuerdo a datos de la autoridad municipal en un día normal llegan a confluir en dicho espacio de intercambio comercial hasta 30 o 35 mil personas, entre comerciantes y compradores.

Una gran mayoría de comerciantes provienen de comunidades de los Valles Centrales, mismos que comercializan pan, frutas, hortalizas y demás perecederos, como carne y lácteos.

No obstante en lo que dura la remodelación del área de pan en el mercado más grande del estado, los expendedores deberán soportar las inclemencias del tiempo y los fétidos olores.

Entendemos a los clientes cuando llegan y se cubren la nariz, porque de las coladeras sale un vapor horrible pero aquí nos tocó y es eso o perder el ingreso para la familia- admite.


 

Relacionadas: