Manos vacías a 12 días del cierre del tiradero de Zaachila - El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Manos vacías a 12 días del cierre del tiradero de Zaachila

Carece aún la ciudad de plan de rutas para recolección de material orgánico


Manos vacías a 12 días del cierre del tiradero de Zaachila | El Imparcial de Oaxaca
Fotos: Adrián Gaytán / El tiradero se ha extendido en el playón del Atoyac; ya son al menos mil toneladas

A 12 días de que venza el plazo para usar el relleno sanitario en Zaachila, el municipio de Oaxaca de Juárez aún trabaja en la definición de las rutas de recolección de residuos orgánicos para las que compró 7 vehículos.

Sin terreno para el nuevo relleno, y en espera del aval de una comunidad para adquirirlo, sigue buscando la ampliación del plazo en el actual relleno, el que vence el 8 de octubre. El relleno fue clausurado por la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) y el municipio interpuso un amparo.

En medio de los problemas y pendientes, el servicio de recolección de desechos seguía con normalidad hasta este lunes.

Sin embargo, se estima que unas mil toneladas de residuos arrojados por recolectores particulares se han acumulado ya en el playón del río Atoyac, como parte de un problema para el cual ha pedido apoyo al estado y la federación.

Pero por el cual ya tiene una denuncia promovida por la Profepa ante la Fiscalía General de la República, y un proceso sancionador iniciado por la Procuraduría de Protección al Ambiente.

 

Recolección de basura, pero sin separación de materiales

 

Francisco Martínez Neri, presidente municipal, ha señalado que se recurrirá a planes de emergencia, aunque todavía aguarda la esperanza de la ampliación del plazo en el actual relleno de Zaachila.

Ferdinando Rosado Duarte, Secretario de Servicios Municipales, reconoce que ante la proximidad del vencimiento del plazo, el área a su cargo apura la definición de las rutas de recolección de orgánicos, el personal y el combustible a emplear.

De lo demás, todavía seguimos sin terreno (para el nuevo relleno) y no hay un acuerdo extra (sobre el actual). Solo estamos a la espera de que se cumpla el plazo”, señala el funcionario.

Hace casi dos meses que el área conocida como el playón, en las riberas del río Atoyac, se convirtió en un basurero a cielos abierto. Esto a raíz de que recolectores particulares incumplieron la minuta firmada con el municipio, en la que se comprometían a buscar un sitio privado y gestionar los permisos correspondientes ante el estado.

Rosado Duarte estima que en la zona se han acumulado más de 1,000 toneladas de basura en el área, un cercana al mercado de maderas de la Central de Abasto, así como a unos metros de una escuela primaria, un tianguis y del Centro de Atención para el Desarrollo Infantil (CADI).


 

Relacionadas: