Estragos por lluvias y vehículos pesados agobian a la Cascada | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Estragos por lluvias y vehículos pesados agobian a la Cascada

La basura y maleza, además de la tierra y piedras, propician que durante las lluvias se generen anegaciones en las calles Niágara y Juanacatlán


Estragos por lluvias y vehículos pesados agobian a la Cascada | El Imparcial de Oaxaca

Vecinos del fraccionamiento La Cascada, en la ciudad de Oaxaca, denunciaron la falta de atención gubernamental a las calles, coladeras y red sanitaria y pluvial de la zona, lo que ha propiciado constantes inundaciones en las calles Juanacatlán y Niágara.

Con las recientes lluvias, la esquina que forman estas vías quedaron llenas de basura, lodo y piedras provenientes de las partes altas, principalmente de la colonia La Cascada y la Aurora, según testimonios de vecinos.

Patricia Bustamante, representante vecinal del “lado sur” del fraccionamiento, cuenta que aunque el río San Felipe no se ha desbordado, las inundaciones son un problema recurrente en temporada de lluvias. “No tenemos el apoyo del ayuntamiento”, explica, al tiempo de señalar que la actual administración también ha argumentado falta de dinero.

Con las lluvias de los últimos días, el cruce de Juanacatlán con Niágara presenta acumulación de basura, lodo y piedras, especialmente en las alcantarillas. Para resolver parte del problema, la familia de Bustamante contrató a un particular para limpiar un tramo de Juanacatlán. Sin embargo, teme que el problema vuelva pronto, especialmente por el temor de que la presa rompepicos se convierta en propiedad privada.

Baches, zanjas y hundimientos

Además de los daños por las lluvias, los vecinos de esta calle señalan que a causa de los bloqueos o el tráfico de la calzada Porfirio Díaz, las vialidades del fraccionamiento son usadas como vías de escape. Pero ello ha propiciado que unidades pesadas deterioren más el concreto hidráulico de Juanacatlán, el que aseguran fue costeado por habitantes de la zona.

Los hundimientos, baches y fracturas son muestra del daño en esta vía; en ella también se alcanzan a observar cortes a obstáculos con que los habitantes restringieron hace años el paso vehicular. Sin embargo, en dirección a la parte alta, los baches y hundimientos aumentan, así como la basura en otra rejilla. Igualmente, una zanja hecha por los Servicios de Agua Potable y Alcantarillado de Oaxaca en este año, y cuyo arreglo dejó una protuberancia que dificulta aún más el paso de los vehículos.