Olvida gobierno de Oaxaca a sector indígena |
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología Viral Policiaca Cartones

Especiales

Olvida gobierno de Oaxaca a sector indígena

El sector político manifiesta que los esfuerzos y estrategias para hacer visible a este sector han fallado y aseguran que sólo se les toma en cuenta en la época electoral, quedando en el olvido el resto de año.

  • Olvida gobierno de Oaxaca a sector indígena
  • Olvida gobierno de Oaxaca a sector indígena
  • Olvida gobierno de Oaxaca a sector indígena
  • Olvida gobierno de Oaxaca a sector indígena
  • Olvida gobierno de Oaxaca a sector indígena
PARA SABER

El 23 de diciembre de 1994, la Asamblea General de las Naciones Unidas estableció el Día Internacional de los Pueblos Indígenas, como fecha para la conmemoración el 9 de agosto de cada año durante el Decenio Internacional de las Poblaciones Indígenas del Mundo (1995 – 2004).

El empoderamiento de los indígenas sólo se logrará cuando exista mayor acceso a la educación, que ayude a terminar con la marginación y la pobreza en que viven los habitantes de los pueblos originarios, estableció Eufrosina Cruz Mendoza.

La diputada local y ex legisladora federal, dijo que se les debe de hacer partícipes en la definición de políticas públicas que permitan el pleno respeto a las garantías de las personas hablantes de lenguas indígenas e impulsar el desarrollo de ellos y sus comunidades.

“La promoción de políticas adecuadas para la acción indígena concebidas desde la interculturalidad y el diálogo entre todos los pueblos originarios, donde la diversidad sea motivo de armonía, respeto, igualdad y justicia, y en la que se escuchen las necesidades de este sector de la población”, agregó.

En el marco del Día Internacional del Indígena, sostuvo que los indígenas también son ciudadanos, que desean progresar, dejar la pobreza y la marginación. Por ello, en esta conmemoración el reto debe ser conseguir la igualdad para que los indígenas, “no sólo servimos como imagen para anunciar las elecciones”.

Por eso, expresó su preocupación por lo que no se ha logrado en anteriores gobiernos federales para atender a los indígenas en el país, y dijo que hoy se pretende minimizar su atención con la creación del Instituto Nacional Indigenista (INI) y de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), el próximo gobierno pretenda reducirla a una dirección.

En tanto, Miriam Liborio Hernández, ex delegada de la CDI, admitió que se necesita redoblar esfuerzos para atender a toda la población indígena en el país, pero en especial para el 72.2  por ciento de toda la población indígena y afromexicana del estado de Oaxaca.

Aseguró que es importante reflexionar en torno a las demandas históricas que tienen los pueblos indígenas y trabajar para garantizar el pleno respeto a los derechos de todos ellos, impulsar políticas públicas que mejoren la calidad de vida de los indígenas.

La ex titular de la Secretaría de la Mujer Oaxaqueña, lamentó que a la fecha este sector de la población sea objeto de discriminación, tanto por ser mujer, indígena y vivir en situaciones de pobreza.

Llamó a contrarrestar la brecha a través de un trabajo coordinado entre el gobierno federal y estatal, para generar acciones que hagan respetar sus derechos humanos y sean visibles en todos los ámbitos.

Generar conciencia para acabar con las exclusiones de las indígenas para que puedan tener los mismos derechos y oportunidades. “De las 3 millones 967 mil 889 personas que hay en la entidad, el 65.73% se considera indígena. De este porcentaje, más del 50% son mujeres”.

Oaxaca también es la segunda entidad con mayor porcentaje de población que se considera afrodescendiente por auto adscripción (4.9%), solamente detrás de Guerrero, donde 6.5% de los habitantes de autoadscriben en esa categoría étnica.

 

Persiste la discriminación

La Encuesta Nacional sobre Discriminación ENADIS 2017 establece que el grupo que mayoritariamente declaró que le fue negado al menos un derecho son las trabajadoras del hogar (39 por ciento), seguidas de las personas con discapacidad (30.9 por ciento), las personas indígenas (29.2 por ciento), las mujeres (25.8 por ciento), los adultos mayores (24.8 por ciento), los fieles de una religión distinta a la preponderante (23.8 por ciento) y los menores de 30 años (15.7 por ciento).

Los derechos que les fueron negados: atención médica o medicamentos; atención o servicios en alguna oficina de gobierno; la entrada o permanencia en algún negocio, centro comercial o banco; recibir apoyos de programas sociales; la posibilidad de estudiar o seguir estudiando; la oportunidad de trabajar u obtener un ascenso, y acceso a un crédito de vivienda, préstamo o tarjeta.

En la zona centro-sur del país se reportaron los más altos índices de discriminación: Puebla (28.4 por ciento de prevalencia), Colima (25.6 por ciento), Guerrero (25 por ciento), Oaxaca (24.9 por ciento) y Morelos (24.4 por ciento). En contraste, los estados con menores reportes de actitudes discriminatorias se ubican en el centro hacia el norte, siendo el más bajo Nayarit (13.1 por ciento), seguido de Zacatecas (13.7 por ciento), Nuevo León (14 por ciento), San Luis Potosí (14.4 por ciento) y Durango (15.4 por ciento).

El principal problema que percibieron las minorías étnicas es la discriminación (19.5 por ciento); seguido de la pobreza (9.4 por ciento) y el apoyo del gobierno (8.8 por ciento). Además, consideraron que la lengua (6.8 por ciento) es otro problema principal.

Casi cuatro de cada diez miembros de un grupo étnico (39.1 por ciento) consideró que no tienen las mismas oportunidades que los demás para conseguir trabajo. Tres de cada diez (33 por ciento) que no tienen las mismas oportunidades para recibir apoyos del gobierno.

Uno de cada cuatro dijo no tener las mismas oportunidades para tener acceso a servicios de salud (27.1 por ciento) o educación (26.2 por ciento). en tanto que 44 por ciento de mexicanos consideraron que no se respetan los derechos de las personas indígenas, 31 por ciento expresó que se respetan de modo parcial; mientras que 22 por ciento manifestó que sí se respetan.

La percepción de no respeto a los derechos de las personas indígenas aumentó si es mayor el nivel educativo: de 32 por ciento entre quienes no tienen escolaridad a 48 por ciento entre los que no terminaron el bachillerato; 56 por ciento entre los que sí lo concluyeron y 57 por ciento entre quienes cursaron estudios superiores.

Riqueza Cultural

A pesar de que los grupos étnicos permiten a Oaxaca contar con una riqueza cultural, costumbres y tradiciones, cerca de 2 millones de indígenas viven en condiciones de rezago, la marginación y pobreza en sus 4 mil 031 localidades.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEGI) a través de su Censo de Población y Vivienda 2010, en Oaxaca había 1 millón 165 mil 186 personas mayores de 5 años que hablaban alguna lengua indígena, lo que representó 34 por ciento de la población de la entidad.

En las ocho regiones que conforman el estado conviven 16 grupos etnolingüisticos: Amuzgos, Chatinos, Chinanteco, Chocho, Chontal, Cuicateco, Huave, Ixcateco, Mazateco, Mixe, Mixteco, Náhuatl, Triqui, Zapoteco, Zoque y el Popoloca que se encuentra en peligro de extinción.

 

 

Relacionadas: