A largo plazo la reconstrucción de viviendas tradicionales en el Istmo
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Arte y Cultura

A largo plazo la reconstrucción de viviendas tradicionales en el Istmo

FAHHO tiene una meta de 100 viviendas por año, con la utilización de materiales tradicionales de la región, explica Gerardo López

A largo plazo la reconstrucción  de viviendas tradicionales en el Istmo | El Imparcial de Oaxaca

La Fundación Alfredo Harp Helú Oaxaca (FAHHO) continúa con el programa de reconstrucción de edificios históricos y viviendas tradicionales en zonas afectadas por los sismos registrados en el mes de septiembre de 2017.

Gerardo Virgilio López Nogales, director del Taller de Restauración de la FAHHO, afirmó que una constante es el uso de materiales amigables con el medio ambiente y respeto a la tipología tradicional de las comunidades istmeñas.

El proceso de reconstrucción en la región del Istmo luego de los daños provocados por los sismos, sin duda tomará un periodo largo de tiempo y con eso queremos entender de unos 4 o 5 años más.

“Son muchos los edificios, espacios públicos y viviendas tradicionales y que es donde estamos trabajando como Fundación para preservar la tradición y se mantenga la historia y su contexto”, opinó.

De igual forma anotó que los trabajos no se han detenido, pero es necesario concientizar a las personas de la importancia de preservar lo vernáculo y no derribarlo por parte de las constructoras.

Sostuvo que la reconstrucción de la vivienda en las zonas afectadas atiende al uso de materiales y con un absoluto respeto hacia la tipología tradicional, “se lleva un proceso apenas el año pasado concluimos 20, porque son procesos especiales y no construcciones en serie como de tipo tabicón”.

Dijo que es importante involucrar a los damnificados y con autoconstrucción con base en sus necesidades y a las formas constructivas tradicionales, pero orientados por arquitectos y restauradores profesionales para incluir nuevas tecnologías y materiales que mejoren los sistemas ancestrales.

Estamos trabajando especialmente en la recuperación de vivienda tradicional en Santo Domingo Tehuantepec, dado que es ahí en donde no llegaron tan rápido las constructoras a demoler y todavía se pudo salvar algo, apuntó.

Sin embargo, en otras comunidades de la región del Istmo se han intervenido — comentó— otros espacios tradicionales, principalmente con valor histórico que involucra la utilización de materiales de la región.

Y en la región de los Mixes, la reconstrucción se ha llevado a cabo en los municipios de Santiago Zacatepec Mixe y Totontepec Villa de Morelos, en donde se impulsa el programa de vivienda autosustentable y de arquitectura vernácula.

“Tan sólo en Santo Domingo Tehuantepec tenemos un censo de cerca de 200 viviendas con valor histórico, y el trabajo es mucho, las cantidades de vivienda son muchas y la meta de la FAHHO es lograr 100 viviendas por año”, enfatizó.

Manifestó que ante la dimensión de los acontecimientos ocurridos hace dos años, no hay dinero que alcance, pero la FAHHO no escatimará esfuerzos en favor de Oaxaca.

La arquitectura tradicional es uno de los elementos primordiales que dan vida a la historia y al presente de nuestro país y Oaxaca, por lo que la Fundación se ha dado a la tarea de desarrollar programas destinados a preservar el patrimonio arquitectónico de las zonas afectadas por los sismos de septiembre, cerró.