Los riesgos del sistema Constitucional Mexicano
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

Los riesgos del sistema Constitucional Mexicano

 


 

El entorno electoral en cuanto a la información que se difunde en diversos medios relacionado con los pronósticos del avance que llevan en las preferencias del elector respecto de las candidatas a la presidencia de la república, de las dos corrientes contendientes, Claudia Sheinbaum y Xóchilt Gálvez perfilan, como ganadora a la primera y, la segunda rezagada en un porcentaje que ven difícil de remontar.

Lo cuestionable es que también se vaticina una mayoría en el Congreso de la Unión del partido que está en el poder, sin que lo avezados del PRI, del PAN y lo que queda del PRD, den visos de que tengan una estrategia para vencer el rezago de la preferencia del votante en el corto plazo de las campañas.

Hoy vemos como se mantiene el rango de popularidad del presidente que, como tal, es un factor de influencia que ha monopolizado la atención de las mayorías en nuestro país, sin que sus desmedidas y excesivas pretensiones de acaparar el poder y mantenerlo por otro sexenio se vean afectadas; por el contrario, sus desplantes mañaneros hacia la oposición y comentaristas que lo critican no inciden negativamente en Claudia Sheinbaum como candidata a presidenta.

Los riesgos de un estado con gobierno autoritario constitucionalizado aumentan con la llegada de una ministra del bloque presidencial. Las notas destacan que Lenia Batres Guadarrama inició su cargo en la Suprema Corte de Justicia con un discurso lleno de cuestionamientos a la manera en la que ha actuado el Poder Judicial.

Ante el Pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación al tomar protesta, reproduce la postura presidencial como tal, partiendo de que, en su opinión, el máximo tribunal se ha extralimitado con sus fallos, al realizar activismo judicial y colocarse por encima de la Constitución. 

Destaca que no tenemos una Suprema Corte subordinada a la Constitución, sino una Constitución subordinada a la Suprema Corte; que se ha colocado por encima de la Auditoria Superior; que toma decisiones inconstitucionales inatacables; que, con ello, en sus decisiones confunde jerarquización constitucional con jerarquía de la instancia; que invade la esfera del poder legislativo al declarar inconstitucionales y definir que normas prevalecerán posteriormente.

El recado que envía el presidente López Obrador a la Suprema Corte, a través de una ministra como vocera, a la que acaba de designar, destruye toda la esencia del Sistema Constitucional Mexicano, al subordinar la labor del Tribunal de Control Constitucional, encargado de mantener el equilibrio del ejercicio autoritario dentro de los límites que la misma establece asumiendo, por una integrante de la Corte, que esta debe estar sujeta a los poderes legislativo, Ejecutivo y sus mandatos.

De esta manera nada sobre la voluntad del presidente o del congreso; nada de derechos humanos sobre tales poderes, lo cual torna real el riesgo de que esta ruta política, de consumarse en el próximo proceso electoral, materialice lo que se señala en la obra “Como mueren las Democracias lo que la historia muestra de nuestro futuro” de Steven Levitsky y Daniel Ziblat.

[email protected]

 

--------------------------------------
---------------------------------------