Abandonan el campo de Oaxaca; se acaba el maíz
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Especiales

Abandonan el campo de Oaxaca; se acaba el maíz

El estado tiene un déficit de 150 mil toneladas anuales, por lo que tiene que comprarlas a productores del norte.

  • Abandonan el campo de Oaxaca; se acaba el maíz
  • Abandonan el campo de Oaxaca; se acaba el maíz
  • Abandonan el campo de Oaxaca; se acaba el maíz
2.97

mil millones, el costo de la producción total en 2019.

196.4

kilos al año, consumo promedio per cápita.

35

razas de maíz hay en Oaxaca.

61

razas de maíz existen a nivel nacional.

90 %

de la superficie sembrada es de temporal en Oaxaca.

671

mil hectáreas de tierra en la entidad se destinan a cultivos cíclicos.

18.4

millones de toneladas de agroalimentario se producen al año en Oaxaca.

14

mil millones, valor aproximado de la producción anual de agroalimentario en Oaxaca.

El año pasado fue el de menor superficie sembrada con maíz en Oaxaca desde que el Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera del gobierno federal tiene registro.

En 2019, los oaxaqueños abandonaron el campo y solo sembraron 497 mil 687 hectáreas de maíz, el peor registro en los últimos 16 años. Lo que ha obligado a comprar cada año más de 150 mil toneladas de maíz foráneo, principalmente se Sinaloa, para solventar la demanda de la entidad.

Aunque los orígenes de la domesticación en Mesoamérica se localizan en los Valles Centrales de Oaxaca, el maíz vive una prolongada racha de malas temporadas de cosecha y que lo mantiene lejos de las entidades con mayor producción con apenas 559 mil toneladas al año.

Muy lejano se encuentra de estados como Sinaloa, que acapara cerca del 65% de la producción nacional, ni se diga de Tamaulipas o Sonora, que se encuentran entre los mejores del país.

Por décadas, el estado de Oaxaca ha dejado de impulsar el crecimiento de su producción de maíz, al contrario ha descendido a números que solo se veían hace siete años, cuando se cosechaban en ambos ciclos (Primavera – Invierno) cerca de 628 mil toneladas.

La entidad produce anualmente un promedio de 600 mil toneladas de maíz, lo que representa apenas el 2.5% de la producción nacional, superando a estados como Campeche, Tlaxcala y Zacatecas, de acuerdo a datos del Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (SIAP).

El valor de mercado de la producción es de 2 mil 674 millones 132 mil 205 pesos, con municipios líderes en cosecha como San Juan Bautista Valle Nacional, Santiago Jamiltepec, Ayotzintepec, San Juan Cotzocón, San Juan Guichicovi y San Lucas Ojitlán.

El maíz es el cultivo más representativo del país y del estado por su importancia social, económica y cultural, con un consumo promedio per cápita de 196.4 kilogramos al año, añaden expertos del tema.

Sin embargo, según datos de autoridades estatales y federales, se tiene un déficit anual de al menos 150 mil toneladas y que se adquieren del mercado nacional.

APOSTAR POR LAS SEMILLAS CRIOLLAS

Para la representante de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (Conabio), Susana Alejandre Ortiz es a los pequeños productores de maíz a quien se debe fortalecer sus capacidades productoras, dado que de ahí deriva la seguridad y auto suficiencia alimentaria.

Incluso reconoce la importancia de abrir paso y mayores espacios a la producción orgánica.

“Hay una tendencia mundial a buscar lo orgánico y eso permite una revalorización de los maíces criollos o nativos, eso impacta de forma valorable en los pequeños productores”, expuso.

Añade que Oaxaca sí importa maíces pero son principalmente para uso comercial e industrial, pero lo que más se consumen son los granos nativos, por lo que se debe resaltar el valor de los cultivos.

También comenta que se tienen 35 razas de maíz de las 61 razas existentes a nivel nacional, “es decir aquí contamos con más del 50% de variedades y eso debemos valorarlo y lo estamos haciendo de la mano de cocineras tradicionales y chef”.

Subraya que hay una alianza para que contacten y consuman de forma directa con el productor, sin intermediarios y evitando el llamado coyotaje, cada maíz está enfocado a la producción de un producto y no hacerlo todo con maíz de Sinaloa.

Reitera la importancia de impulsar una Ruta del Maíz y su protección, con la promoción de la zona deTlacolula en donde nació la agricultura, “van en paralelo y difundirla, tenemos que fortalecer la idea y darle el valor que tiene a la zona de Yagul – Mitla”.

FALTA APOYO Y TECNIFICACIÓN

En opinión del investigador en recursos genéticos del Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (Inifap), Flavio Aragón Cuevas, los principales problemas que se enfrenta el campo oaxaqueño es su falta de tecnificación.

Asimismo se pronuncia a favor de una agricultura sustentable, en donde se apliquen herbicidas amigables con el medio ambiente, a través de alternativas agro ecológicas y que no son caras pero dan buen rendimiento.

“La producción orgánica es lo que busca un nicho de mercado y su precio se eleva considerablemente, eso debe advertirlo el producto y poco a poco virar hacia esa forma de producción y buscar la certificación”, añade.

Considera que con bajos presupuestos en el campo, los productores locales deben innovar en técnicas de producción y captación de agua para tener mejores cosechas año con año y garantizar la autosuficiencia.

Añade que no se requiere una gran inversión, pero es momento de apoyar a los productores con capacitación en el manejo adecuado de riego, tecnificado y dejar la gravedad porque se pierde mucho.

Sostiene que más de 100 mil toneladas de maíz se tiene que importar de estados del norte del país para abastecer la demanda local y eso no puede seguir ocurriendo, al tener la capacidad para cambiar el panorama.

La baja productividad por unidad de superficie que presenta Oaxaca se debe principalmente a que más del 90.0% de la superficie sembrada es de temporal, es decir, no cuenta con riego por lo que su producción depende de las condiciones del mismo.

Aunado a una deficiente tecnificación del cultivo, el poco uso de fertilizantes y la falta de híbridos o de variedades mejoradas para la gran diversidad de suelos y condiciones climáticas que existen en el estado, son factores que no detonan la producción.

COMUNIDAD DEL VALLE, EJEMPLO

La comunidad de Santa Ana Zegache, Ocotlán, lucha por preservar su maíz criollo en diversas variedades a través de incentivos de siembra y con la búsqueda de nuevos mercados de comercialización.

Elmer Gaspar Guerra, presidente municipal se dice orgulloso que en su tierra prevalezcan las variedades tan codiciadas en el mercado de la comida gourmet, como: azul, morado y rojo son las de mayor demanda entre los clientes, principalmente restaurantes de moda.

Esta localidad ubicada a escasos 35 kilómetros de la capital, guarda celosamente los secretos para preservar los granos de maíz que ha conquistado paladares y el gusto por las tortillas de colores.

Gaspar Guerra explica que se busca concretar una empresa comunitaria, al ser un área de oportunidades para los habitantes de Zegache, dado que es una fuente de empleo y de generación de recursos para las familias.

Dice que en coordinación con instancias de investigación han impulsado labores de siembra y mejores prácticas de conservación de semillas criollas.

Municipios líderes en cosecha de maíz en Oaxaca

• San Juan Bautista Valle Nacional
• Santiago Jamiltepec
• Ayotzintepec
• San Juan Cotzocón
• San Juan Guichicovi
• San Lucas Ojitlán

Cada vez siembran menos

De acuerdo a los anuarios estadísticos oficiales, los campesinos oaxaqueños cada vez siembran menos superficie aunque el rendimiento por hectárea ha mejorado un poco, aún está muy lejos de las 12.5 toneladas que produce Sinaloa