Encontrando una voz propia entre las sagas juveniles: Andrea Izquierdo | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Arte y Cultura

Encontrando una voz propia entre las sagas juveniles: Andrea Izquierdo

Andrea Izquierdo (Zaragoza, España, 1995) comenzó su trayectoria haciendo reseñas para su canal de YouTube. Pronto se volvió popular entre sus seguidores que la reconocieron como Andreo Rowling. Se sumergía…


Encontrando una voz propia entre las sagas juveniles: Andrea Izquierdo | El Imparcial de Oaxaca

Andrea Izquierdo (Zaragoza, España, 1995) comenzó su trayectoria haciendo reseñas para su canal de YouTube. Pronto se volvió popular entre sus seguidores que la reconocieron como Andreo Rowling. Se sumergía en las sagas y novedades juveniles del momento, hasta que llegó su oportunidad de debutar como escritora, y luego de haber publicado seis primeros libros, finalmente decide explorar su faceta en la ficción e inspirada en Harry Potter crea la saga Helen Parker, una joven maga que tras recibir un rayo lunar adquiere poderes mágicos que la llevarán a vivir una gran cantidad de aventuras. Platicamos con la autora quien desde España se conectaba por videollamada para contarnos de la primera parte de su trilogía: 

Has dicho en diferentes ocasiones que al escribir Helen Parker la intención era hacer algo similar a Harry Potter ¿Por qué? 

Harry Potter ha sido una saga que me ha fascinado como lectora y como escritora, me parecía fascinante; siempre tuve la idea de hacer algo parecido, que fuera como un guiño no una copia exacta, de hecho lo que hice fue escoger las características más famosas de la saga y darles la vuelta. Por ejemplo: Harry Potter no tiene padres y aquí los padres de Helen son muy importantes en la historia. 

Los padres en las sagas juveniles, para bien o para mal del protagonista, siempre juegan un papel importante en sus historias…

—Me he dado cuenta que normalmente muchas historias juveniles se quitan a los padres de en medio porque son como una molestia a la hora de dar libertad a la protagonista. Hay muchos libros como Los Juegos del Hambre que realmente cuando empieza no están los padres presentes; en Harry Potter tampoco están los padres presentes; en Percy Jackson tampoco porque va al campamento y yo también había utilizado ese recurso en mis novelas anteriores. Entonces dije “pobres padres hay que darles espacio también para que puedan decir algo”, y por eso cree a los padres de Helen, intentando que fueran muy familiares, muy fáciles de amar. 

¿Cómo fue el paso de ser booktuber a escritora?

—Fue complicado porque fue precisamente en el momento de apogeo de los libros de youtubers entonces estábamos muy en el punto de mira todos los que publicábamos porque simplemente éramos youtubers y ya está, ya con eso teníamos publicidad, pero no quería que se pensara eso de mis libros, yo quería que se les diera una oportunidad, si les apetecía, y valoraran si les gustaba y podía ser un libro como cualquier otro que se había publicado. Al principio lo vi bastante mal porque me puso mucha presión, pero el recibimiento ha sido increíble hasta ahora con este que es mi séptimo libro.

¿Qué significa poder vivir de los libros? 

—En realidad es algo muy bueno pero también muy malo, porque al final del día ya no quiero ver un libro más, se me pasa, pero por ejemplo tengo la casa llena de libros, cuando digo llena de libros es porque cada semana llegan 50 libros, pero la mayoría me llegan por trabajo y llega un momento en que ya no cabemos, mi pareja está en plan de ¡ya no más! y yo le digo ya lo sé al final vamos a morir aplastados por los libros (risas)… En general es súper satisfactorio, es lo que siempre había querido y nunca había imaginado. 

Cuéntame de Elmoon este colegio de magia al que va Helen Parker…

—En realidad era una escuela que llevaba mucho tiempo cerrada, pero como consecuencia que les cae un rayo lunar a un montón de jóvenes y los transforma en magos, de pronto surge esta necesidad de que estas personas aprendan a controlar su magia de alguna manera, entonces las puertas de Elmoon vuelven a abrir y se empiezan a dar materias en función del elemento de la magia que se controla: aire, agua, fuego, electricidad, tierra; y de ahí tienes tus asignaturas, tu plan de estudios y tu personalidad. Hay patrones que aunque no se den cuenta están ahí y el colegio está ubicado en la estatua de la libertad, quería que fuera el Empire State, pero me recordaba demasiado a Percy Jackson, porque el Olimpo también estaba ahí, entonces dije bueno pues la Estatua de la Libertad…

La sagas juveniles tienden a tener algunos elementos en común ¿Cómo autora como encuentras una voz propia para tu historia? 

—Creo que había una serie de temas que quería tratar, que aunque estuvieran en el marco de una novela fantástica, los personajes son seres humanos y quería hablar sobre todo de temas como la confianza, la traición, lo importante que es la amistad, lo rápido que es conectar con una persona en una situación de tensión y una serie de temas que sí o sí quería tratar y poco a poco fui incorporando el resto de elementos, que estuviera muy ligada con la naturaleza y la tecnología…

¿Qué elemento controlarías si fueras a Elmoon? 

—Pues no lo sé –dice con sorpresa– la tierra, me gusta mucho la naturaleza, me gustan mucho los animales, sí creo que la tierra. 

¿Qué hace única a tu saga de Helen Parker?

—Yo creo que, sobre todo, que muestra cosas diferentes, es un libro que no podría catalogar como libro romántico, porque no es solo romance, ni libro de aventuras porque tampoco es pura aventura, he intentado que sea un poco para todos los lectores y que aunque no te guste la fantasía también lo puedas leer. 

Llama mi atención que aunque la historia es ficción, tú hiciste varios viajes previos a Nueva York para documentarte para la historia…

—A Nueva York yo había ido antes con mis padres y la verdad es que cuando estuve allí con mis amigos, vi de una manera diferente la ciudad, la vi mucho más literaria, vi que rebozaba magia por todas partes y supe que era el escenario perfecto para mi historia. 

@UrieldeJesús02