Las Tortugas Marinas en peligro inminente en Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Especiales

Las Tortugas Marinas en peligro inminente en Oaxaca

La costa oaxaqueña es santuario de al menos cinco especies de tortugas marinas, sin embargo, existe un grave riesgo para esta especie, pues año con año se reduce el número gracias a la pesca ilegal, depredadores marinos y la contaminación

  • Las Tortugas Marinas en  peligro inminente en Oaxaca
  • Las Tortugas Marinas en  peligro inminente en Oaxaca
  • Las Tortugas Marinas en  peligro inminente en Oaxaca
  • Las Tortugas Marinas en  peligro inminente en Oaxaca
  • Las Tortugas Marinas en  peligro inminente en Oaxaca
  • Las Tortugas Marinas en  peligro inminente en Oaxaca
  • Las Tortugas Marinas en  peligro inminente en Oaxaca
  • Las Tortugas Marinas en  peligro inminente en Oaxaca
  • Las Tortugas Marinas en  peligro inminente en Oaxaca
LA ARRIBAZÓN DE TORTUGA

En esta ocasión la arribada inició en julio 2018 1,200 hembras llegaron a la playa Morro Ayuta 15,400 hembras al santuario de playa Escobilla LA RIQUEZA 7 especies de tortugas existen en el mundo 6 se encuentran en México

Trescientas tortugas marinas de las especies golfina y laúd murieron al quedar encalladas en una red de pesca, hecho que fue considerado por los biólogos como un ecocidio, ante lo sucedido la población externó su repudio a través de las redes sociales.

Este evento muestra que no se puede continuar con los nocivos efectos de la actividad humana, y mucho menos, cuando son secuelas por negligencia u omisión.

Ante el hecho, Fernando Melo, director de la organización civil Proder, S. C., dijo que en conjunto con otras organizaciones como Fondo Oaxaqueño para la Conservación de la Naturaleza,y la Fundación Comunitaria Oaxaca, con el financiamiento de WWF, realizan -desde hace más de 15 años- una estrategia de cuidado de las tortugas marinas, que se ha ido perfeccionando con el conocimiento de los pescadores y sus comunidades, hasta lograr que ninguna tortuga quedara atrapada. Uno de los avances más notables fue la elaboración de una ficha técnica que fue aceptada y emitida por el Instituto Nacional de Pesca.

“Ese tipo de redes donde quedaron las tortugas atrapadas, es una red agallera. Estas redes son muy agresivas porque quedan en el fondo del mar atrapando y matando a todas las especies que cubren como un manto” y añade: “Hace tres semanas Hubo un evento similar en las costas de Chiapas, pero no se supo tanto como éste”.

Desde el año 2003 iniciaron los programas de protección de la tortuga marina y continuaron hasta el 2015. En la actualidad la Estrategia de Protección que impulsó Proder, S.C y sus otras organizaciones a favor de las tortugas marinas ha sido cancelada.

El trabajo de protección de la tortuga marina durante estos años logró un 100% de tortugas enganchadas liberadas vivas y un 0% de enredos. ¿Cómo fue posible? A través de un trabajo conjunto de la Universidad del Mar, las organizaciones civiles arriba señaladas y pescadores.

La estrategia integral de protección a las tortugas que propuso Proder, S. C., después de estudios y constataciones en campo, fue la sustitución de redes convencionales por un palangre que no permite el enredo de las tortugas, así como la utilización de un anzuelo prototipo que también lo evita.

Las playas de Oaxaca son centro de arribazón y anidación de las tortugas. Es el santuario al que vuelven las tortugas madres a desovar sus crías.
La conciencia de las comunidades que radican en las costas oaxaqueñas se ha transformado conforme los años: las tortugas forman parte de una riqueza que cuidan porque desde hace cientos de años estos seres forman parte de su imaginario colectivo y cultura, de su música, danzas y vida cotidiana; fueron parte de su alimento, cuando aún no había una demanda indiscriminada de su carne y huevos por la comercialización intensiva de este recurso.

Hoy en día con el trabajo de las organizaciones, la UABJO, la UMAR y por supuesto, de las propias comunidades, las tortugas siguen representando una fuente de vida: se han transformado en la puerta abierta para el ecoturismo comunitario; es decir, para las comunidades costeras, las tortugas son protegidas y su cuidado, parte de una estrategia de ingresos y supervivencia.

“Lo que sucede es que los pescadores y las comunidades costeras oaxaqueñas están muy conscientes de lo perjudicial que son estos accidentes y lo denuncian, y por eso se sabe y difunde tanto”.

Melo añade que “para mantener una estrategia de protección de las tortugas marinas y otras especies es importante destinar recursos y que la autoridad, CONAPESCA, haga el cambio de permisos de redes agalleras por palangres. Hay tres formas de utilizar redes, en la superficie, en media agua y en el fondo. Las que se quedan abandonadas en el fondo son peligrosas porque siguen haciendo lo que llamamos “pesca fantasma” que sin parar, sigue matando especies -que dicho sea de paso, nadie aprovecha-, y lo hacen en los bancos de coral que son centros de nacimiento y alimentación de cientos de seres vivos.

Voluntariamente los pescadores comunitarios, al saber las consecuencias, y valorar las tortugas, han estado dispuestos a cambiar sus hábitos de pesca y usar palangres, sin embargo, para que la transformación sea total, CONAPESCA debe hacer el cambio de permiso a palangre que es muy importante y destinar recursos para la limpia del fondo marino. Es urgente.

“Porque de otro modo, se pierde lo ganado. En algunos medios de comunicación” -agrega- “se está diciendo que fue una red ocupada para pescar ojotón, pero eso es falso porque al ojotón lo pescan vivo con anzuelo”. Y continúa: “Es una pena que habiendo logrado consolidar el uso de los anzuelos que propusimos, haber diseñado, aceptado y capacitado a los pescadores en el uso de un palangre, que es amigable con las tortugas, en vez de las temibles redes agalleras.

Los expertos señalan que el gobierno al no destinar los debidos recursos en acciones de concientización se pierde el “trabajo de años conjuntado con organismos internacionales, comunidades pesqueras y los especialistas. Volverá a suceder…mientras las autoridades e CONAPESCA no cumpla su obligación”, concluyó.

 

 

Relacionadas: