Política energética, proyecto de nación 2018-2024
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Especiales

Política energética, proyecto de nación 2018-2024

Una gran tarea y el esfuerzo de todos implica llevar a la realidad una articulada y multifacética política pública en el sector, que sea consecuente con la enorme riqueza natural que México tiene. Lograrlo se perfila como condición indispensable para el tránsito democrático hacia la producción de energías limpias que respeten la naturaleza, al mismo tiempo que a los ciudadanos y comunidades.

  • Política energética, proyecto de nación 2018-2024
  • Política energética, proyecto de nación 2018-2024
  • Política energética, proyecto de nación 2018-2024

Numeralia

45 mil

empleos directos e indirectos por refinería.

De 3 a 4 mil

empleos fijos en la operación de las instalaciones.

En los últimos años ha habido un gran debate nacional sobre la conveniencia de producir la gasolina en México o de importarla. La decisión estratégica por parte de Petróleos Mexicanos ha sido privilegiar la importación de combustible. A la vez, Pemex redujo considerablemente la producción de gasolinas, a tal grado que nuestras refinerías han producido únicamente para el 35.6 por ciento del consumo nacional, esto se traduce en que para 2016 las importaciones de gasolina totalizaron, 11 mil 283 millones de dólares, lo que las ubicó como el principal producto de las importaciones en México. Es importante notar que este fenómeno de una caída en la producción no se puede deber a dinámica del mercado pues en el último sexenio el precio de la gasolina en México subió en un 60%, mientras que el precio internacional del barril de petróleo cayó 25% (hasta un 75% en 2015 antes de recuperar).

Reforma energética

El próximo presidente, Andrés Manuel López Obrador, anunció antesde su campaña antes de ella que la Reforma Energética realizada durante el mandato de Enrique Peña Nieto, sería cancelada.Después de las elecciones y ya como ganador electo y bajo diagnóstico decidió mantenerla, donde –al igual que con la reforma educativa—se aplicarán cambios que redimensionará su profundidad y alcance.

Al diagnosticar el contexto de la administración del sector resultó indispensable el análisis de los ingresos obtenidos por venta del crudo y su destino, para identificar los ingresos y gastos, así como evaluar el desempeño de las licitaciones internacionales de contratos de exploración y explotación, al tiempo que revisar los procesos de adjudicación y la legalidad de tales contratos. Resulta interesante que mientras al interior del país se defendió el abandonar el desarrollo de refinería, en el exterior por el contrario, Pemex invirtió con Shell Oil Co en este rubro.

Ante la demanda social, Andrés Manuel López Obrador revisará los contratos de la reforma energética. Las razones son diversas: desconfianza en los funcionarios encargados del proceso de privatización; especulación financiera detrás de esos instrumentos; convicción de que las utilidades del petróleo deben ser para los mexicanos; presuntos actos de corrupción y otros. Señaló que es un asunto legal, económico y político.

Un diagnóstico preliminar para el sector

Con base en un diagnóstico preliminar de Rocío Nahle García, la próxima Secretaria de Energía y su equipo de trabajo, señalaron que ya se cuenta con un plan de acción que iniciará el 1° de enero del 2019. Siete meses después de esa fecha, quedarían bajo su plan, rehabilitadas las refinerías semi abandonadas: Salina Cruz, Minatitlán, Tula, Madero, Cadereyta y Salamanca.

El caso más dramático sucede en la refinería más grande del país, la de Salina Cruz, Oaxaca, que primero se inundó con el paso de la depresión tropical Calvin en junio de 2017, y un mes después se incendió; después de dichos eventos no se le ha dado el mantenimiento necesario.

Señala la futura funcionaria añade: “Tenemos que producir energía, combustible, generar valor agregado. Si queremos mostrarnos fuertes ante el mundo, tenemos que fortalecernos de forma interna para salir y convivir con el exterior, sobre todo en un sector tan importante como el de energéticos.

Al corto plazo también se buscará garantizar la transparencia y la rendición de cuentas en actividades, empresas y reguladores del sector a través de hacer del dominio público las autorizaciones, contratos, asignaciones, permisos, alianzas, sociedades, asociaciones, coinversiones que el Estado conceda o suscriba con particulares, así como los resultados de la exploración y la extracción de hidrocarburos.

A mayor plazo, se busca eliminar las asimetrías regulatorias a las que está sujeta Pemex a través de las cadenas de valor de los hidrocarburos y anular las figuras y restricciones legales que le impiden competir con plena autonomía presupuestal y de gestión en los mercados energéticos dentro y fuera del país.

En país petrolero, se importa el 80% de las gasolinas

El proyecto entonces se plantea recuperar las seis refinerías mencionadas arriba, siendo ese el lamentablemente primer paso, dado que la industria que ha llegado a su nivel más bajo de producción de crudo, con un promedio de 648,099 barriles diarios de enero a mayo de 2018; es decir, opera al 40% de su capacidad.

Por su parte, el analista energético, Ramsés Pech, estimó a principios de julio pasado, que una nueva refinería costaría entre 6,000 y 8,000 mdd. Tal monto coincide con el cálculo del equipo de Morena que realizó el diagnóstico: “No vamos a necesitar más presupuesto del que ya tiene Pemex; lo vamos a re-direccionar”, señaló la futura secretaria. Es decir, que plantean lograr un ahorro de 400,000 millones de pesos con medidas de austeridad en la administración y la distribución responsable de los recursos.

Nahle dio a conocer en días pasados que en México alrededor del 80 por ciento de las gasolinas se importan, un absurdo en un país petrolero. Pretenden continuar con las exploraciones petroleras, y tener como prioridad la extracción para refinar después de manera nacional y darle valor agregado al crudo, pudiendo estabilizar y abastecer el mercado interno de gasolina. Señaló: “los precios de la gasolina se determinarían en la oferta y la demanda, pues es lo que hay, vamos a trabajar con lo que tenemos y no regresaremos; Pemex va a participar y participará en el libre mercado con las demás empresas”, por lo que descartó mantener un precio fijo.

Algunas de las metas que plantea el Proyecto de Nación de López Obrador es incrementar para 2024 la producción petrolera de México a 2 millones de barriles diarios y para 2035 a 2.5 millones de barriles al día. En gas buscará terminar con la “quema irracional de gas” con una inversión de 483 millones de pesos.

En materia eléctrica, bajar tarifas y consumo de gas natural

El objetivo del Proyecto de López Obrador en energía eléctrica es aumentar la generación hidroeléctrica para reducir el uso del gas natural y las tarifas eléctricas, para uso doméstico y en zonas de la frontera norte e Istmo de Tehuantepec.

Hacia las energías renovables

El proyecto de energía del próximo sexenio contempla avanzar hacia energías renovables, principalmente en zonas rurales, creando servicios de energía eléctrica que lleguen a las zonas más alejadas y en condiciones de pobreza.

Se busca entonces aprovechar las fuentes renovables de energía como la geotérmica, la eólica, la solar y la pequeña hidráulica, así como poco a poco reemplazar combustibles fósiles en la generación de electricidad, entre muchas otras acciones que ya están caracterizadas. Incluyen también establecer una estrategia de investigación y desarrollo tecnológico con visión de largo plazo.

Conectar el mercado con empresas

Si bien la Secretaría de Energía (Sener) y el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) han creado un programa y canalizado recursos para becar a 5 mil estudiantes, y aún cuando la Sener preparó un blog del sector energético para captar capital humano en el sector, ha dado prioridad a la formación especializada en el área de hidrocarburos. El Fondo de Hidrocarburos ha invertido en lo que va del sexenio, más de 15 mil millones de pesos en proyectos de investigación e innovación tecnológica y para la capacitación de recursos humanos técnico especializados, según dice su propio sitio, en materia de petróleo y gas. El aumento en la demanda de este tipo de trabajadores derivó de la Reforma Energética, y en particular de las licitaciones, porque llegan numerosas empresas y existe muy poco conocimiento del entramado técnico especializado del sector.

La Secretaría de Energía señala también que colocó a 5 mil becarios en diversas partes del mundo; pero es necesario que regresen y vean como primera opción quedarse en el país, señaló recientemente la Revista Energía.

En pos de la eficiencia, la seguridad y el cuidado del ambiente

Elevar la eficiencia y la seguridad en la cadena de suministro de petrolíferos y gas natural a través de terminar la reconfiguración de los proyectos de manejo de combustibles, equilibrar su balanza comercial y ampliar y modernizar el almacenamiento, transporte y distribución del crudo.
En el ámbito social, señalan la importancia de que la ciudadanía se involucre y valore los costos ambientales de la energía petrolífera para delalentar del uso del automóvil particular sobre el transporte público.

Política energética para la sociedad entera a través de la consulta

Socialmente, buscará democratizar la política energética, respetar las decisiones de las comunidades y propiciar el fortalecimiento del sindicalismo independiente al diseñar una política energética por los ciudadanos y para los ciudadanos, mediante audiencias públicas y comités ciudadanos.

Es importante que la sociedad en su conjunto y de manera regional se incorpore en un plan nacional energético donde existan claras obligaciones de inversión en desarrollo social y comunitario de cada proyecto energético. Realizar consultas públicas transparentes, libres e informadas. Se propiciará la libertad de asociación sindical de los trabajadores del sector petrolero y dar lugar al sano vínculo entre las políticas energética, ambiental e industrial.

En este sentido, es posible que pueda parecer irritante que el precio de la gasolina vuelva a subir, pero las medidas de rehabilitación y construcción de refinerías combatirían gigantescamente estas presiones inflacionarias en el mediano plazo, y de una manera mucho menos costosa que los programas de subsidio que han implementado las administraciones previas y que generaron una deuda monumental. Además, estos subsidios a la gasolina han actuado directamente en contra de la posibilidad de transitar a una economía verde rentable, una realidad que se el mundo unido debe por sobrevivencia, promover y exigir.

Educación y soberanía energética

Plantean impulsar la investigación, el desarrollo tecnológico y la formación de recursos humanos en el sector y dar a la política tecnológica del sector un seguimiento a través del Consejo General de Investigación Científica, Desarrollo Tecnológico e Innovación, como órgano responsable de la política y coordinación conforme a lo dispuesto en la Ley de Ciencia y Tecnología, para lograr que Pemex se convierta en desarrollador y propietario de ciertas tecnologías claves para su mejor operación y desempeño.

La política energética planteada internacionalmente, retomará las nociones e instrumentos de geopolítica y seguridad nacional en el sector petrolero a través de evaluar la participación de México en la Agencia Internacional de la Energía, creada para defender los intereses de los países industrializados frente a los productores de petróleo y explorar la posibilidad de un mayor acercamiento y mejor coordinación con la OPEP.

Una gran tarea y el esfuerzo de todos implica llevar a la realidad una articulada y multifacética política pública en el sector, consecuente con la enorme riqueza natural que México tiene. Lograrlo se perfila como condición indispensable para el tránsito democrático hacia la producción de energías limpias que respeten la Naturaleza al mismo tiempo que a los ciudadanos y comunidades. De hecho, ya estamos siendo testigos cómo en gran cantidad de países se están realizando continuamente cambios en este sentido en favor del planeta, indicador que va a continuar y crecer en las próximas décadas.

 

 

Relacionadas: