Masacre en el día del amor y la amistad: irrumpe comando en Lachigalla, Oaxaca |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Los Municipios

Masacre en el día del amor y la amistad: irrumpe comando en Lachigalla, Oaxaca

Los atacantes permanecieron por varias horas en el baile y al parecer esperaron el momento justo para escoger y atacar a sus víctimas

Masacre en el día del amor y la amistad: irrumpe comando en Lachigalla, Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

La violencia que se vive en todo el país, ha alcanzado a los municipios más pobres de México; durante la madrugada de este jueves un comando armado asesinó a 7 habitantes de esta comunidad, considerada una de las más marginadas en Oaxaca.

Lachigalla es un municipio pequeño según el último censo del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI); en 2015 contaba con 3 mil 277 habitantes, donde al menos el 92.4% del total de la población se encuentran la pobreza, de los cuales el 25.2% en pobreza moderada y 67.1% en pobreza extrema.

Se ubica a 96 kilómetros de la ciudad de Oaxaca, se transita por la Carretera Federal 175, hasta el entronque del municipio de Coatecas Altas, cerca de Ejutla de Crespo. Posteriormente por una angosta carretera de concreto hasta Coatecas y alrededor de 40 kilómetros de terracería hacia la zona montañosa que colinda con el Istmo de Tehuantepec.

En todo el trayecto se pueden observar enormes invernaderos que los campesinos obtienen a través de programas sociales para sembrar tomates, el resto de la población se dedica al campo a la cosecha de maíz y frijol.

Era un pueblo tranquilo

Tras dos horas de camino desde la ciudad de Oaxaca, se llega al acceso principal de Lachigalla, la mayoría de las viviendas están construidas con material de adobe rojo y solo las que se localizan en el centro de la población fueron construidas con material tradicional.

El acceso y el centro de la comunidad parecen contrastar con lo que se vive en los alrededores, mientras los ciudadanos que viven en las casas de adobe apenas se asoman con cierto asombro cuando ven a las unidades de motor circular por las calles.

En la cabecera municipal donde la madrugada de este jueves se registró una masacre, se ubica un imponente palacio municipal y el salón de usos múltiples donde los comuneros festejaban el 14 de febrero.

Nadie habla concretamente de lo que sucedió durante la madrugada, la mayoría de los ciudadanos prefiere no opinar y solo se limita en asegurar que “Lachigalla era un pueblo tranquilo”.

“No sabemos nada, nosotros ya estábamos descansando se quedaron los jóvenes y otras personas al baile, de repente escuchamos sonidos como cohetes y al ratito toda la gente gritaba que ya habían matado a alguien, cuando llegamos ya todo había pasado, no sabemos qué fue lo que realmente pasó”, comentó uno de los ciudadanos.

Todos se limitan en señalar que no vieron nada, los que se encontraban en baile popular que amenizaba el grupo musical Paniqueados de Oaxaca, señalan que al escuchar las detonaciones corrieron en diferentes direcciones para salvar sus vidas.

Los elementos que llegaron a la comunidad para iniciar las investigaciones correspondientes, refieren de algunos testimonios que el baile popular por la celebración del Día del Amor y la Amistad inició alrededor de las 20:30 horas.

Todo transcurría con normalidad, llegaron visitantes de otras localidades cercanas y a decir de las autoridades policiacas los sicarios que más tarde accionaron sus armas, llegaron caminando al salón de usos múltiples, ubicado a un costado del palacio municipal donde se llevaba a cabo la celebración.

Los atacantes permanecieron por varias horas en el baile y al parecer esperaron el momento justo para escoger y atacar a sus víctimas, alrededor de la 01:00 horas de la madrugada, cuando habían transcurrido más de 4 horas del baile se escucharon varias detonaciones de grueso calibre.

Los asistentes corrieron por diferentes direcciones para ponerse a salvo, sin embargo, los sicarios conformados por al menos 10 personas, atacaron directamente a los familiares del actual presidente municipal, Rafael Melchor Ruiz.

Dentro del salón se pueden observar manchas de sangre, al parecer las víctimas Marcial M. P., de aproximadamente 60 años de edad, padre del edil; Jorge Antonio M. R., de 20 años, hijo del munícipe.

Así como Félix M. R., de 28 años, Luciano M. R., de 32 años, y Miguel Ángel M. R., de 25 años, hermanos del presidente; además Manolo H. R., de 32 años, primo de dicha autoridad. La otra víctima fue reconocida como Genaro R. T., de 56 años, habitante de Lachigalla, intentaron ponerse a salvo del ataque pero fueron alcanzados por las ráfagas de metralla.

Al menos 5 de las víctimas quedaron a dos metros del salón, mientras dos más quedaron al menos a 7 metros del lugar como queriendo escapar del ataque. Las diligencias por parte de los Agentes Estatales de Investigación (AEI), se llevaron a cabo durante la madrugada, alrededor de las 06:00 horas, las autoridades levantaron los cuerpos para trasladarlos en uno de los corredores de la parte alta del palacio municipal.

De los asesinos nada se sabe, “tal vez la gente sabe quiénes fueron por eso no quieren hablar”, señalaron algunos agentes de la AEI. Durante el transcurso del día los familiares esperaban frente en la explanada municipal la entrega de los cuerpos.

Mujeres, personas de la tercera edad, jóvenes y niños lloraban a sus muertos, en punto de las 15:00 horas llegaron los ataúdes de madera y los familiares procedieron a levantar a sus muertos entre el dolor, el llanto y la impotencia de no haber podido defenderse ante el ataque armado donde perdieron la vida sus seres queridos.