Oaxaca es uno de los estados con menos conectividad a internet | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Oaxaca es uno de los estados con menos conectividad a internet


Oaxaca es uno de los estados con menos conectividad a internet | El Imparcial de Oaxaca

Oaxaca, junto con Guerrero y Chiapas, son los estados con menos conectividad a internet, afirman analistas; existe una brecha de conectividad considerable entre los estados localizados en el sur del país y demás entidades federativas.

Hasta el 2013 la conectividad nacional en banda ancha fija contaba con 40.69 accesos por cada 100 hogares, Guerrero tiene 29.16, seguido por Oaxaca que tiene 21.27 y Chiapas con 15.8 por cada 100 hogares.

En marzo del 2017 el promedio nacional en conectividad de banda ancha fija alcanzó 48.68 accesos por cada 100 hogares; así mismo la banda ancha móvil presenta baja conectividad en Oaxaca, Chiapas y Guerrero.

El promedio nacional de banda ancha móvil en 2013 era de 29 líneas por cada 100 hogares, a cuatro años Chiapas cuenta con un promedio de 28, Oaxaca de 30 y Guerrero de 38 líneas de banda ancha móvil

Al primer trimestre de 2017 el promedio nacional en conectividad de banda ancha fija era de 48.68 accesos por cada 100 hogares.

En el caso de la banda ancha móvil la situación no es distinta. El promedio nacional en 2013 era de 29 líneas por cada 100 hogares, mientras que Chiapas actualmente tiene un promedio de 28, Oaxaca 30 y Guerrero 38 líneas de banda ancha móvil por cada 100 hogares.

Jorge Fernando Negrete miembro del Consejo Consultivo del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) expuso que tras los sismos del 7 de septiembre en Chiapas y el del 19 de septiembre se notó indudablemente la brecha de conectividad que se presenta en México

“Con los sismos pudimos ver dos Méxicos distintos. Uno en donde la gente se enteraba en Chiapas y Oaxaca a cuenta gotas sobre el desastre a través de la radio o la televisión, que incluso para comunicarse debieron recorrer físicamente grandes distancias”.

“Y el otro México de gente que incluso bajo los escombros pudo solicitar asistencia y fue rescatada, además de un flujo de información prácticamente en tiempo real”, afirmó.