Camino en Los Ibáñez y terrazas sin autorización del INAH | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Camino en Los Ibáñez y terrazas sin autorización del INAH

Descartan pérdida de denominación de Monte Albán como patrimonio de la humanidad


Camino en Los Ibáñez y terrazas sin autorización del INAH | El Imparcial de Oaxaca
Las terrazas, “un fenómeno desbordante” en el Centro Histórico de Oaxaca

Luego de haber denunciado que la pavimentación del camino que une a Atzompa con la carretera a Monte Albán careció de un diagnóstico, autorización y supervisión (según lo estipula la Ley Federal sobre Monumentos y Zonas Arqueológicos, Artísticos e Históricos) 1972), el Instituto Nacional de Antropología e Historia señaló que se inició un proceso jurídico-administrativo contra quien resulte responsable.

Fue en febrero, dos meses después de concluirse la obra, el INAH y la Secretaría de Cultura se pronunciaron por la obra que se ubica entre el área conocida como Los Ibáñez y el kilómetro 3.9 de la llamada carretera nueva. “No hubo una autorización”, subrayó Joel Omar Vázquez Herrera, delegado estatal del INAH en Oaxaca.

Un mes después de la denuncia inicial, el Consejo Internacional de Monumentos y Sitios (ICOMOS) México se sumó al rechazo y denuncia. En su pronunciamiento dirigido además al gobierno estatal, el organismo vinculado a la UNESCO pidió al INAH y a la Secretaría de Cultura actuar ante el caso.

Joel Omar Vázquez Herrera descartó que la obra ponga en riesgo la denominación de patrimonio mundial, que junto con el centro histórico de la ciudad de Oaxaca tiene la zona arqueológica de Monte Albán ante la UNESCO. Pero sí lo implicaría la urbanización del área.

Por supuesto que no se pone en riesgo. El camino que ahora mismo se le puso concreto es uno que ya existía y era de terracería, que se utilizaba desde hace mucho tiempo”, dijo el delegado. “Un camino no pone en riesgo el patrimonio, lo que pondría en riesgo el patrimonio es que sobre el camino se empezara a urbanizar”.

Por este temor, explicó que se dialoga con las autoridades de Atzompa y otros municipios que rodean el polígono protegido de Monte Albán y así salvaguardar el patrimonio arqueológico.

 

Preparan reglamento

Como este camino, el representante del INAH indicó que en cuanto al centro histórico de la ciudad de Oaxaca las terrazas, “un fenómeno desbordante” carecen de la autorización del instituto.

Aunque detalló que con miras a regular (y no regularizar) su uso, se trabaja en un reglamento del Plan Parcial del centro histórico junto con el ayuntamiento capitalino, que ahora preside Francisco Martínez Neri, y que habrá diálogo con vecinos.

Sin embargo, detalló que las terrazas no son viables en ciudades como Oaxaca, “ni por la normatividad ni por los criterios nacionales e internacionales”, en tanto no se ciñe a los criterios por los cuales se obtuvo la inscripción en la lista de patrimonio mundial. Además de sus riesgos por la alta sismicidad que caracteriza al estado.“Estamos a tiempo de que regulemos estos fenómenos”, subrayó sobre la posibilidad de regular estas construcciones.

Actualmente, el reglamento más reciente para este rubro y que contempla  las terrazas fue aprobado en junio de 2021 por el cabildo de la administración que encabezó Oswaldo García Jarquín.

De acuerdo con el artículo 19 del reglamento actual, el cambio en el uso de suelo de azoteas a comercial, a fin de ser una terraza, podrá autorizarse siempre y cuando no se altere la imagen urbana, la volumetría del inmueble original y el entorno patrimonial arquitectónico”.

De junio pasado hasta fines de 2021, ningún propietario o representante de negocios con terrazas en el centro histórico se había adherido a lo marcado por la nueva normativa. Es decir, no había acudido, inicialmente, a la Dirección de Desarrollo Urbano ni, luego, a la Dirección de Economía.

Hasta principios de 2022, la autoridad local reportaba la existencia de “34 terrazas ubicadas en centro histórico, con giros de restaurante, restaurante bar, hotel con servicio de restaurant-bar, mezcalería, restaurant-bar con música viva, restaurant con venta de cerveza, vinos y licores solo con alimento”.


 

Relacionadas: