Ignoran oaxaqueños semáforo naranja
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Ignoran oaxaqueños semáforo naranja

Se resisten a la sana distancia, el uso correcto del cubrebocas y al aislamiento domiciliario de grupos vulnerables


Ignoran oaxaqueños semáforo naranja | El Imparcial de Oaxaca

Pese a las recomendaciones sanitarias por el semáforo naranja y el repunte de casos de Covid-19 en la entidad, la mayoría de capitalinos se resiste a la sana distancia, el uso correcto del cubrebocas y al aislamiento domiciliario de grupos vulnerables.

Aunque el municipio de Oaxaca de Juárez se mantiene en el primer lugar de casos acumulados y nuevos contagios diarios por esta nueva enfermedad, la ciudadanía hace oídos sordos a los llamados de las autoridades para poder frenar los casos nuevos positivos y decesos, que en los últimos días mostraron un incremento considerable.

Con semáforo naranja se mantiene la recomendación del ingreso a los mercados y supermercados de una sola persona por familia, pero en los hechos los filtros desaparecieron y en diferentes establecimientos se observa incluso la presencia de menores de edad en compañía de sus padres. 

Las autoridades establecieron con este color de alto riesgo de contagio que los parques, plazas y otros espacios públicos funcionen entre el 40 al 50%, pero el escenario rebasa estos porcentajes sin sana distancia y con el mal uso de cubrebocas.

La situación también se observa en los municipios conurbados, donde los centros comerciales lucieron abarrotados apenas este fin de semana, además de llevarse a cabo reuniones familiares que se evidencian en las redes sociales, y en las que también se promueven festividades.

En los llamados de las autoridades se establece que el semáforo naranja los cines, teatros, museos, centros comerciales y religiosos deben respetar un aforo del 25% de su capacidad, los hoteles un 20%, mientras los centros nocturnos, bares y eventos masivos deben permanecer suspendidos.

De estos últimos, las actividades se realizan con más del 50% de ocupación, sin la intervención de alguna autoridad para aplicar las sanciones correspondientes u obligarlos a cumplir con los protocolos sanitarios para evitar más contagios y defunciones, que hasta el domingo representó un acumulado de 19 mil 831 y mil 571, respectivamente.


 

Relacionadas: