Rosario Robles hablará porque la dejaron sola: Ricardo Raphael | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Nacional

Rosario Robles hablará porque la dejaron sola: Ricardo Raphael

La ex secretaria le ha mandado mensajes a integrantes del gobierno anterior en espera de que la ayuden y hasta ahora no ha tenido respuesta.


Rosario Robles hablará porque la dejaron sola: Ricardo Raphael | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Internet
InText ADEQ

El periodista Ricardo Raphael señaló que ex funcionarios del sexenio de Enrique Peña Nieto ni el mismo ex presidente han ayudado a Rosario Robles, detenida desde el año pasado por desvíos de recursos en esa administración en la operación conocida como la Estafa Maestra.

“Robles decide hablar y acogerse al criterio de oportunidad, volverse una delatora premiada por una circunstancia personal muy seria”, detalló en la mesa de este jueves.

“Lo que ella no ha parado de decir es que no tiene dinero para pagar una defensa”, recordó.

La ex funcionaria “le ha mandado mensajes y esto te lo digo con fuente fidedigna, a todos los integrantes, colegas, hombres del gobierno anterior, desde luego quien era el jefe del gabinete al que ella pertenecía, que era Luis Videgaray, y Videgaray como los monitos de la cultura budista ni oye ni escucha ni habla en un desprecio total por el hundimiento total de Rosario Robles, asumiendo que eso se trata de una vendetta entre ex perredistas y no del problema de la estafa maestra”.

“El ex presidente Peña Nieto ni un lazo para ayudarle con los abogados, olvídate lo demás; un solo secretario de Estado la ha ido a visitar a la cárcel. Ya un chivo expiatorio para todo mundo de una red mucho más extensa que Rosario Robles, no estoy diciendo que sea inocente pero claramente a esta mujer en su condición de mujer le estaban pidiendo que se callara con abnegación mientras se hundía en el lodo”, consideró.

“Sale Zebadúa (ex oficial mayor de la Sedesol y Sedatu), la acusa cuando trabajaron muy de la mano, de arrepentido no le creo nada; quien por cierto sí tiene las cuentas libres y él sí puede pagarse abogados”, refirió.

Empero, la delación no es una prueba, apenas en un medio para buscar las pruebas, dijo el periodista, por lo que hay que tener mucho cuidado con suponer que estas declaraciones sustituyen a la justicia.

Ricardo Raphael comentó que “ella advierte que se calló todo este tiempo esperando solidaridad de sus ex compañeros de gabinete”, “les pedía que la ayudaran con dinero porque le congelaron las cuentas y no ha habido ningún lazo”:

“El hilo que más fácil se rompe es el que mantiene unidos a los pillos”, mencionó.

El académico Sergio Aguayo apuntó que la figura a la que se decidió acoger Robles es muy útil y fue aplicada en los sesentas en Estados Unidos.

“El principio es muy sencillo, en el caso de organizaciones delictivas -como es el caso de Robles y la estafa maestra-, era necesario romper el silencio”, recordó.

“Tiene como baso algo muy elemental: la posibilidad de dar algún tipo de beneficio a un presunto responsable de un delito a cambio de que hable, que testifique y proporcione evidencia”, precisó.

No obstante, se corre el riesgo de que los testigos inventen realidades con tal de que les rebajen la pena.

Ahora “vamos a ver quién ofrece más: Emilio Zebadúa o Rosario Robles”.

El académico preguntó por qué la ex secretaria guardó silencio todo este tiempo.

“Estamos hablando de que estuvo dispuesta a mantener las redes de complicidad hasta ahora”, anotó.