Migración desde Haití, un problema importante para México y EU: Ken Salazar | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Internacional

Migración desde Haití, un problema importante para México y EU: Ken Salazar

El embajador de Estados Unidos en México señaló que la solución debe ser liderada por autoridades de las dos naciones


Migración desde Haití, un problema importante para México y EU: Ken Salazar | El Imparcial de Oaxaca

El embajador de Estados Unidos en México, Ken Salazar, calificó el sábado la migración desde Haití como un problema importante para ambos países, y agregó que la solución debe ser liderada por autoridades de las dos naciones.

Un reciente incremento en el número de migrantes del empobrecido país caribeño que llegan a la frontera entre México y Estados Unidos sumió al gobierno del presidente Joe Biden en una crisis y subrayó la dependencia de Washington en su vecino del sur para ayudar a detener ese flujo.

“Es un tema muy importante para ambos países, es un tema importante para el hemisferio occidental”, aseveró el diplomático en una conferencia de prensa.

Sus comentarios se producen un día después de que el secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, se reuniera con el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, en una visita a Ciudad de México luego de un período de tensa cooperación.

La policía de Guatemala informó la noche del viernes que 126migrantes, la mayoría de ellos haitianos, habían sido abandonados dentro de un tráiler en una carretera del departamento Escuintla.

 

ESTOS SON LOS PUNTOS DESTACADOS DEL DIÁLOGO

México y Estados Unidos dejaron atrás el esquema de cooperación en materia de seguridad conocido como iniciativa Mérida y dieron paso al Entendimiento Bicentenario.

El entendimiento bicentenario es histórico porque por primera vez se toman en cuenta, a la par, las prioridades de México y Estados Unidos en materia de seguridad.

El éxito de la iniciativa no se va a medir por cuántos capos se detienen, si no la reducción de violencia y consumo de drogas.

Se incorporan aspectos como la prevención del delito, el impulsar oportunidades de desarrollo, así como frenar el tráfico de armas y el lavado de dinero.

Quedan atrás o sin fundamento los señalamientos de qué hay una mala relación con Estados Unidos, a raíz de las buenas relaciones que tiene México con todos los países de América Latina u otros motivos.

Con pleno respeto a las soberanías, cada país reconoce su responsabilidad compartida y se compromete a avanzar como socios para encontrar soluciones respaldadas por la justicia, la cooperación efectiva en la aplicación de la ley y un enfoque basado en datos para desarrollar estrategias contra el crimen.

La delincuencia organizada transnacional ha cobrado demasiadas vidas en nuestros países. Por tal motivo, ambos países reconocen que tenemos la responsabilidad de trabajar juntos para lograr nuestros objetivos compartidos de seguridad y paz.

Se necesita atender la violencia, desarticular las organizaciones criminales transnacionales, y enfocarnos en la prevención.

Se debe enfatizar la atención a las comunidades que necesitan apoyo para cambiar las condiciones que permiten que el crimen se arraigue.

Los países se comprometen a otorgar el máximo respeto por los derechos humanos, sin tolerancia a la corrupción.

Comprometen a prevenir el crimen y a trabajar con los jóvenes para brindarles opciones distintas a unirse al crimen.