Consejos de ahorro, haz rendir tu quincena
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Economía

Consejos de ahorro, haz rendir tu quincena

Si eres de los que a mitad de quincena tiene un presupuesto demasiado ajustado para vivir te compartimos algunos consejos que podrías aplicar.

Consejos de ahorro, haz rendir tu quincena | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Internet

CIUDAD DE MÉXICO.

A veces es muy difícil ahorrar y mantener el control de nuestras finanzas mensuales, sobretodo porque hacer presupuestos mensuales no forma parte de nuestra cultura financiera.

Por eso, si eres de los que a mitad de quincena tiene un presupuesto demasiado ajustado para vivir te compartimos algunos consejos que podrías aplicar y que te ayudarán a tener finanzas más saludables y a poner límites mensuales.

Define tus metas financieras

El primer paso para dar un buen manejo a tu dinero es saber qué es lo que quieres lograr con él y tener metas a corto, mediano y largo plazo.

Conoce el total de tus ingresos

Al identificar esta cifra podrás ir organizando tus gastos y priorizando las cosas en las que puedes gastar.

Plantéate cómo reducir tus gastos fijos

Gastar menos en los gastos fijos es posible, sólo debes hacerte consciente del uso que les das e identificar si puedes ahorrar un poco en ellos, como gastar menos luz o agua.

Aprende a decirte “no me alcanza”

Si algún gasto o actividad se sale de tu presupuesto, evítalo por completo. La importancia de decir “no me alcanza”, es saber con precisión cuáles son los gastos innecesarios que se salen de tu presupuesto mensual.

Identifica tus deudas

Para identificarlas, debes escribir en qué consiste cada una de esas obligaciones, de forma que estés preparado para cumplir con ellas.

Si ya tienes ya identificaste tus deudas, adquirir nuevas para pagar las viejas no es la mejor idea, así que descarta esa posibilidad.

Evita las compras impulsivas

Las compras por impulso se parecen a los gastos hormigas debido a que se realizan cuando se adquieren productos innecesarios. La diferencia es que, generalmente, son productos más caros y no tardarás en darte cuenta de que no lo necesitabas.

 

Relacionadas: