Árbitro oaxaqueño sancionará en Lima en los Parapanamericanos |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Básquetbol

Árbitro oaxaqueño sancionará en Lima en los Parapanamericanos

El juez Diego Alberto Bornios Tapia lleva cuatro años trabajando para especializarse en dirigir juegos de basquetbol adaptados

Árbitro oaxaqueño sancionará en Lima en los Parapanamericanos | El Imparcial de Oaxaca

Oaxaca ya tiene a su primer convocado para los Juegos Parapanamericanos Lima 2019, se trata de Diego Alberto Bornios Tapia, quien fungirá como juez de baloncesto sobre silla de ruedas.

Después de recibir la noticia, el árbitro de básquet se dijo orgulloso por la oportunidad que se le ha presentado, convirtiéndose en el primer oaxaqueño que desempeñar este cargo en una justa continental.

Para llegar a esta instancia, Bornios Tapia cumplió con un riguroso camino, el cual inició sancionando justas locales, la Liga de baloncesto estudiantil, Universiada, Olimpiada y Paralimpiada Nacional, hasta que en el 2018 presentó su examen para tener su licencia como árbitro de Zona América a Costa Rica, en los Juegos Centroamericanos, cumpliendo con una evaluación de inglés, pruebas físicas y pruebas prácticas en partidos del Torneo.

En entrevista, el originario de San Juan Colorado, Jamiltepec, Oaxaca, precisó que todo este amor por el deporte ráfaga se lo inculcaron sus tíos y esencialmente su mamá.

“Ellos me llevaban desde pequeño a sus partidos y veía cómo jugaban, por eso nació en mí ese afecto por el basquetbol”, relata el joven árbitro.

Diego Alberto también destacó como jugador dentro del Colegio de Bachilleres del Estado de Oaxaca (Cobao) y en la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca (UABJO), pero una vez concluida esta faceta se incorporó a la Comisión Estatal De Arbitraje de Basquetbol de Oaxaca (Ceabo), donde ha cumplido con su formación como juez.

“Desafortunadamente no pude seguir participando como basquetbolista, pero sí he podido hacerlo como árbitro. Los primeros años como árbitro fueron en el 2005, que llegue a la Ceabo, donde me capacitaron, me enseñaron y me han dado seguimiento para seguir pitando”, detalló.

Como árbitro de básquet convencional, comentó que lleva 13 años y especializándose en sillas de ruedas casi cuatro años.

Finalmente, tras conseguir su nombramiento a Juegos Parapanamericanos, Diego Alberto solo tiene palabras de agradecimiento para todas aquellas personas que lo han ayudado en su andar deportivo y profesional, especialmente para su madre a quien le dedica todos sus logros.