Domingo 26 de mayo 2019 |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

Columna dominical El Calla'o

La nota «bomba» de la semana fue la renuncia del ex presidente del PAN, Germán Martínez, a la Dirección General del IMSS luego de sólo 5 meses y medio de una gestión en la cual se percató y reclamó y reprochó que la Secretaría de Hacienda ha limitado seriamente los recursos para ese Instituto, lo cual ha incidido negativa y peligrosamente en los servicios a enfermos y derechohabientes. Pero en realidad, el reproche iba dirigido al presidente López Obrador quien sin dudar dio la razón a la dependencia que encabeza Carlos Urzúa, cuya Oficial Mayor, Raquel Buenrostro, se ha dedicado a «hacer ahorros» y le ha recortado fondos a todo el sistema de Salud en México, dañando a los Institutos Nacionales de alta especialización, como Cancerología, Nutrición, Cardiología, Enfermedades Respiratorias y al Hospital Infantil de México, entre los más dañados, agregando severa crítica presidencial otra vez al «Seguro Popular, con la consecuencia de que los pacientes más pobres están resintiendo el recorte en personal médico y de enfermería, así como en medicinas y materiales hospitalarios y clínicos. Germán Martínez regresa tranquilamente a su escaño en el Senado, con la bienvenida de Martí Batres, coordinador de Morena  y el beneplácito de Yeidkcol Polevnsky, presidenta de ese partido, entendiéndose que desde el Poder Legislativo seguirá apoyando las iniciativas de Morena y de López Obrador, en su característico estilo de cambiar de chaqueta: fue «ultrapanista» y luego juró su lealtad y amor por la Cuarta Transformación y luego decepcionarse de ésta… Aludidos se sintieron varios medios de prensa por el señalamiento del presidente que en su «mañanera» del jueves 23 llamó  «hampa» del periodismo a los medios que, según sus datos, recibieron «chayotes» en el sexenio de Enrique Peña Nieto. Luego, fue presentada una comprometedora lista de comunicadores, empresarios e historiadores que, por haber prestado servicios de publicidad a entidades y dependencias gubernamentales, pasaron por el rasero inquisidor del gobierno federal, deslindándose el mismo presidente de haber sido su oficina la que pasó la información, cosa que fue desmentida estrepitosamente por el INAI al asegurar que justamente fue de la Presidencia de la República, de donde salió la información, ratificado ayer mismo por el diario Reforma, solicitante de transparentar datos… Mientras, el canciller Marcelo Ebrard viajó a Washington para entrevistarse con el Secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, pero éste último se sirvió desairar a nuestro secretario de Relaciones Exteriores y ¡no lo recibió!, sino que mandó a un subsecretario y luego a Jared Kushner, el yerno de Donald Trump. Oficialmente se dijo que Ebrard fue a presentar un cierto plan de desarrollo para Centroamérica y con ello evitar la ya peligrosa migración de esa zona. Lo curioso del caso es que el presidente AMLO dijo que «no somos candil de la calle» cuando se le interrogó su no participación en la Reunión del G-20, pero cómo explicar que se anda dando la cara por El Salvador, Honduras, Nicaragua y esas naciones que ya habían sido consideradas en aquel invento de Vicente Fox llamado «Plan-Puebla-Panamá», enterrado en los archivos de la burocracia… Duro señalamiento a empresas que presuntamente evadieron impuestos en las administraciones de Felipe Calderón y de Enrique Peña Nieto, pero la presentación de datos se refería a solicitudes de condonación de créditos fiscales, atribución que corresponde a la autoridad hacendaria y no al presidente de la República, quien firmó un oficio comprometiéndose a «no condonar impuestos a nadie», siendo criticado porque en el Código Fiscal él no tiene esa facultad. Cosas de la 4T, como limitar otra vez el suministro de gas a la Península de Yucatán… Y en una semana se dará el desenlace electoral en Puebla, donde se supone una victoria de Miguel Barbosa, sin prescindir de las consabidas trampas políticas y el apoyo incondicional de la dirigencia de Morena… Como decimos líneas arriba, aunque AMLO se deslindó del tema, lo cierto es que la Presidencia de la República divulgó una lista de 36 periodistas y sus empresas que recibieron contratos durante la administración de Enrique Peña Nieto por un monto total de mil 81 millones 715 mil 991 pesos por publicidad y gastos de comunicación. La lista señala el nombre del comunicador, la razón social a la cual se facturó y el monto pagado de 2013 a 2018. Según la lista quien más recursos recibió fue Joaquín López Dóriga que a través de cuatro empresas recibió 251 millones 482 mil. El siguiente en la lista es Federico Arreola cuya empresa Periódico Digital Sendero obtuvo en total 153 millones 578 mil 253 pesos; 151 millones 897 mil 653 por publicidad y 1 millón 680 mil 600 por otros servicios. En la lista también aparece Óscar Mario Beteta, con 74 millones 571 mil 100 pesos; Beatriz Pagés, con 57 millones 204 mil 346 pesos; Callo de Hacha, con 47 millones 389 mil 112 pesos; Raymundo Riva Palacio con 31 millones 138 mil 703 pesos. Ricardo Alemán con 25 millones 851 mil 109 pesos y Adela Micha con 24 millones 365 mil 501 pesos, entre otros. Todo un escándalo el listado. La Presidencia entregó las cifras desglosadas por año de 2013 a 2018, aunque aclaró que las del último año son preliminares. Otros periodistas cuyas empresas recibieron dinero son Luis Soto con 23 millones 631 mil 357; Pablo Hiriart, con 22 millones 149 mil 942 pesos; Jorge Fernández Menéndez con 19 millones 776 mil 381 pesos; Rafael Cardona, con 15 millones 814 mil 265; Roberto Rock con 15 millones 819 mil 516 pesos y Francisco García Davish con 14 millones 369 mil 481, entre otros más… En verdad, para leer entre líneas la carta que Germán Martínez Cazares envió al Consejo del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), luego de presentar su renuncia al cargo. Como todo mundo sabe, el ex titular de dicha institución fue un férreo militante del Partido Acción Nacional (PAN), del que fue presidente del Comité Ejecutivo Nacional, de 2007 a 2009. Calificado de doctrinario. Aquí algunos datos para ubicar su “fe en AMLO”. Martínez Cazares fue también Secretario de la Función Pública en el gobierno de Felipe Calderón Hinojosa. Abogado, egresado de la Universidad La Salle, ha sido diputado federal en dos ocasiones, en la LVII Legislatura de 1997 a 2000 y en la LIX Legislatura de 2003 a 2006. Renunció a la presidencia del PAN por los resultados desfavorables que tuvo su partido en las elecciones federales efectuadas en Julio de 2009. Retirado ya a la vida académica a partir del año 2011 resurge en el año 2018 con el anuncio de su candidatura a Senador de la República por lista nacional del Movimiento Regeneración Nacional (Morena). Gustavo Madero miembro reconocido del PAN comenta al respecto: «da risa y es patético que Germán Martínez esté con AMLO»… Quien debe estar preocupado hoy, es el dueño de la franquicia denominada Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México (CATEM), Pedro Haces Barba, que es quien ocupa el escaño en el Senado de la República como suplente de Germán. Y es que desde el escaño senatorial pensaba hacer de dicha confederación algo así como la CTM en la época dorada del PRI. Eso tal vez sirva en Oaxaca para que su franquicitario, Jaime Paz, le baje un poco de yemas, pues ha permitido que la violencia y la impunidad se inscriban en el gremio del transporte… En el entorno oaxaqueño, hay quienes opinan que de la relación al interior del PAN surgió la ubicación de Cony Robles Altamirano como delegada del IMSS en Oaxaca, situación que hoy la podría mantener un tanto endeble si se cumple la amenaza del titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHyCP), Carlos Urzúa, de la que habla Martínez Cazares en su renuncia, de mover a los delegados tradicionales y designar “administradores estatales”, cargo que recaería en los súper delegados, una de las razones de la dimisión… El gobernador Alejandro Murat Hinojosa hizo patente el compromiso de los gobiernos federal, estatal y municipal con la justicia, el orden y la paz en la región del Istmo, al inaugurar en Juchitán de Zaragoza, el Centro Regional de Control y Comando (C2), conformado por un moderno equipo de monitoreo que incluye cámaras fijas para efectuar una observación permanente de calles y espacios públicos. Este sistema de video vigilancia requirió una inversión de 13 millones de pesos del Fondo de Aportaciones para la Seguridad Pública y es el primer sistema estatal validado por el Centro Nacional de Información y por el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, al cumplir en su totalidad con los requerimientos de la Norma Técnica de los Sistemas de Video Vigilancia para la Seguridad Pública. «Hoy la tarea más importante que tiene mi gobierno es darle la confianza, seguridad y la paz que están esperando todos los oaxaqueños, especialmente los habitantes del Istmo», afirmó Murat Hinojosa, quien estuvo acompañado del comandante de la Octava Región Militar, General Diplomado de Estado Mayor, Juan Arturo Cordero Gómez, y del presidente municipal de Juchitán, Emilio Montero Pérez… En este tenor, Murat Hinojosa participó en la Reunión de Coordinación Regional Zona 3 Sur-Sureste, encabezada por el titular de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana del gobierno federal, Alfonso Durazo, celebrada en Mérida, Yucatán, en donde ratificó el compromiso de fortalecer acciones en materia de seguridad… Se le lanzaron duro a la yugular al ex gobernador Ulises Ruiz, que en su mira por llegar a la presidencia del PRI nacional, no se ha medido en calificativos. En uno de sus promocionales invita a la militancia “a darle en la madre a Morena y a López Obrador”, pues afirma “que estos cabrones”, le han hecho mucho daño al país. En la crítica le fue como en feria. Otro al que le llovió duro en su milpita fue a Adolfo Toledo Infanzón luego de quemarle incienso al ex gobernador José Murat a raíz del artículo que publicó en el diario “La Jornada”: “PRI: la hora de la militancia”, a las que calificó de “PRImorosas reflexiones”. De lambiscón y busca chambas no bajaron a Fito, más en estos tiempos cuando las circunstancias están polarizadas. Según los pronósticos, quien puntea para el CEN es el gobernador de Campeche, Alejandro Moreno Cárdenas, conocido por todos como “AMLito”, cuestión de la que ya pintó su raya… Y hablando del PRI, si bien es cierto que la convocatoria para la inscripción de la militancia y darle un giro a la membresía pocos la pelaron, ello no implica que la elección del nuevo Comité Directivo Estatal (CDE), no esté llamando la atención de viejo y priistas de nuevo cuño. En efecto, como lo dijimos hace algunas semanas, la caballada se veía flaca con dos caras ya muy vistas: Jorge Toledo Luis y Sofía Castro Ríos. Incluso se mencionó a Heliodoro Díaz Escárraga que ahora tiene chamba al frente de la Unidad Estatal de Protección Civil (UEPC), además de que ya fue dirigente estatal. Los tres no son los únicos. En estos días se mencionan también a Elías Cortés López y a Elpidio Desiderio Concha Arellano “el mata viejitos”. Hay quienes pronostican que el desenlace se dará entre estos dos, pero ni a cual ir… Las cosas en la región istmeña en verdad están graves. Solamente los torpes pueden calificar de reiterativa la mención de los hechos de sangre que cada semana apuntamos en esta columna, para llamar la atención de las autoridades respecto a la inseguridad y el mapa criminal que vive Oaxaca. El fin de semana pasado, en menos de 72 horas, se cometieron en el Istmo al menos once ejecuciones: el operador de un taxi y el copiloto en Salina Cruz, además de un comerciante en Matías Romero y otra persona más, pero el lunes fue un hecho inédito: seis personas, de ellas cuatro mujeres y dos hombres, fueron acribilladas por un grupo armado: Melissa Gutiérrez, Mileydi García, Aquileo Ordaz, Berenice Morales López, Lucía Moya Antonio y Luis Ordaz. El reporte de la masacre lo dio quien fuera agente municipal de dicha población, José Ventura Ordaz, quien se presume era el objetivo, pero logró escapar. El pasado martes y aprovechando el bloqueo carretero que por segundo día mantenían padres de familia y maestros, por incumplimiento de IOCIFED en la reconstrucción de una escuela, dos personas fueron ejecutadas y sus cadáveres fueron aventados en el basurero municipal. Se trata de hechos graves en los que, sin duda alguna, algo tiene que ver la delincuencia organizada. Posteriormente, dos crímenes de mujeres más se agregaron a la lista de feminicidios en la misma región. Pero tal parece que ello sigue sin hacer mella en los responsables de la seguridad pública que siguen nadando de muertito, esperando la incierta llegada de la Guardia Nacional para que les venga hacer la chamba… El pasado jueves fue ejecutado el precandidato a la presidencia municipal de Santa María Colotepec, Braulio Márquez García, tras un ataque a balazos en la carretera que conduce de San Pedro Pochutla a Santa María Huatulco. La víctima viajaba acompañada de su familia. Según la esposa, un vehículo le cerró el paso y descendieron cuatro sujetos, quienes bajaron a su esposo para acribillarlo… Insistimos, no se trata de poner en tela de juicio la vida privada de nadie, pero ante las reiteradas denuncias en redes sociales, los cuestionamientos al inútil del titular de la Secretaría de Seguridad Pública, José Raymundo Tuñón Jáuregui siguen creciendo, pues desde su arribo a Oaxaca, el Capitán de Fragata se ha dedicado solamente a cazar a mujeres divorciadas o solteras para llevarlas a sus redes, como si en efecto su misión aquí hubiera sido solamente cambiar de pareja. La pregunta es: ¿seguirá el estado salpicándose de sangre hasta en tanto se tome una decisión al respecto? Al paso que vamos no hay duda que así seguiremos, para convertirnos en breve, en una de las entidades más violentas e inseguras del país… Mientras el sector salud a nivel nacional hace crisis ante las nuevas tendencias que trae el gobierno de la Cuarta Transformación, la desaparición del llamado Seguro Popular va viento en popa en la actual administración. Ello parece no entenderse en Oaxaca. Durante la gestión del ex gobernador Gabino Cué, al menos tres fueron titulares, dos de ellos que estuvieron al frente de dicho programa: Salvador Monroy y después Rogelio Hernández Cazares, son originarios de Monterrey. Las cosas no han cambiado mucho en la actual administración. Hay que traer fuereños para que nos vengan a enseñar lo que ya sabemos. Así, quien inició en el cargo en el gobierno de Alejandro Murat, fue un personaje traído de Veracruz, Gerardo Lagunes Gallina, realmente prófugo del gobierno de Javier Duarte, durante el cual había sido delegado de “Prospera” y cuyo fin en dicho cargo se desconoce. Para hacer más patética la situación, se hace cargo de nueva cuenta otro foráneo: Juan Carlos Heine Márquez, médico, pero que según datos carece por completo de carrera administrativa. Llegó junto con otros personajes que a pesar de que están viendo el temblor o más bien la desaparición del programa referido, siguen actuando como si el mismo fuera de su propiedad… Y en el entorno educativo es importante subrayar que el martes pasado y en medio de acusaciones y señalamientos a Eloy López Hernández, capo del Cártel 22, de traición y de haber vendido el movimiento, el presidente Andrés Manuel López Obrador recibió en Palacio Nacional a la representación de la CNTE y obvio, su miembro ex oficio más destacado: el citado Cártel. En el posicionamiento que presentó la disidencia magisterial sigue como disco rayado, la abrogación de la Reforma Educativa. La dupla CNTE/S-22, obviamente, no ha quedado convencida con las reformas constitucionales recientes y se echan todo un rollo para posicionar su movimiento que, como ya hemos dicho, no representa a todo el magisterio nacional. Amarrándose el dedo en sus peticiones arremeten en contra del SNTE a quien acusan de vender plazas y demás vicios que, obviamente, aquí en Oaxaca lo hemos vivido con los democráticos dirigentes. No es fortuito que López Hernández insista una y otra vez en la abrogación del decreto de julio de 2015, por el cual les fue arrebatado el Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO). Una de las peticiones que hacen a AMLO es que las negociaciones para todo lo que tenga que ver con la problemática educativa, se haga de manera tripartita: CNTE, SEP y los gobiernos estatales. Esto es, para que sigan enchinchando aquí y mamen de las dos partes: de los beneficios que otorga la Federación y lo que a través del chantaje obtienen de los gobiernos estatales. Por ello hemos insistido: el gobierno de Alejandro Murat no debe retroceder ni un paso en el control que el Estado tiene de la educación… Lo cierto es que han estado bien portaditos los maestros radicales del Cártel 22 y su capo mayor, Eloy López Hernández. Por primera vez en la historia reciente, desde al menos 1980 a la fecha, no han hecho su abominable plantón en el Centro Histórico, ni marchas ni bloqueos. Para la ciudadanía es una verdadera bendición, pero no para López Hernández a quien sus compañeros acusan de haber traicionado el Movimiento Democrático de los Trabajadores de la Educación (MDTEO). Hábilmente, el presidente Andrés Manuel López Obrador ha convencido a la beligerante Coordinadora de Trabajadores de la Educación (CNTE), que con la Reforma Educativa no hay marcha atrás, mientras López y Genaro Martínez Morales, Secretario de Organización del gremio, insisten en doblegar a Murat Hinojosa de que les entregue el IEEPO en bandeja de plata, situación que definitivamente no será posible… Como lo mencionamos en nuestra nota principal del pasado lunes, a pesar de la contingencia ambiental que vive Oaxaca –aunque no declarada- de las 552 mil 387 unidades de motor que de acuerdo con el INEGI circulan en la entidad, durante el primer trimestre del 2019, únicamente fueron verificadas 18 mil 384, el 3% del total. Del resto, las autoridades desconocen si emiten gases contaminantes dentro de los parámetros permitidos o si debieran estar fuera de circulación por sobrepasarlos. Ni José Luis Calvo Ziga, titular de la Secretaría del Medio Ambiente, Energías y Desarrollo Sustentable (Semaedeso), como principal responsable; ni Mariana Nassar Piñeyro, titular de la Secretaría de Movilidad (Semovi); ni Tuñón Jáuregui, responsable de la SSPO y de la Policía Vial, ni mucho menos las autoridades municipales de Valles Centrales ha accionado para evitar que la polución causada por vehículos automotores siga creciendo. Tan sólo en la Zona Metropolitana de la ciudad de Oaxaca se estima que los vehículos generan anualmente tres mil 260 toneladas de monóxido de carbono y ocho mil 58 toneladas de óxido de nitrógeno. Por ahora la verificación se ha mantenido sólo como un trámite para engrosar las arcas del gobierno estatal. Aunque los dueños de los vehículos al pagar la tenencia anual, cubren también el costo de la verificación vehicular, este proceso resulta opcional… ¡Vaya lío, el que se traen en el Tribunal de lo Contencioso Administrativo!, a raíz de la denuncia que hizo el abogado Ramsés Aldeco Reyes-Retana, respecto a que la magistrada, Ana María Cruz Vasconcelos, no tenía nombramiento y, por tanto, las sentencias carecían de validez. En efecto, sí cuenta con dicho documento, el cual fue suscrito por el entonces presidente de la Mesa Directiva de la LIX Legislatura, Marcelo Díaz de León Muriedas, el 31 de marzo de 2006. Según fuentes cercanas al citado tribunal, Aldeco Reyes-Retana habría perdido dos juicios que implicaban muchos millones de pesos, pero ello dista mucho de que haya querido extorsionar a la magistrada. Se dice que quien la metió en un brete fue el propio presidente del referido órgano, Daniel Quiroga, que al revisar el expediente personal, a petición del abogado postulante, informó que Cruz Vasconcelos carecía de nombramiento. No es la primera que vez que la dama se ve inmiscuida en líos, tanto así que la misma Comisión de Ética de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), publicó algunos datos nada laudatorios de la misma… Ahora ya salió el peine. Se dice que quien le arrebató el “manantial” a la comunidad de San Pedro y San Pablo Ayutla, no es Tamazulapan del Espíritu Santo, sino un grupo armado, que luego del despojo, sus hombres dispararon en contra de los habitantes del pueblo, secuestraron a varias mujeres, hirieron a siete personas y asesinaron a un hombre. Es el argumento que la activista Yasnaya Aguilar Gil, reportó. «Ante la actuación del gobierno y al haber agotado todas las instancias de denuncia, nos dirigimos a usted para comunicarle de esta situación en su calidad de relatora especial sobre los derechos de los pueblos indígenas para que, de ser posible, pudiera requerir información y recomendaciones sobre el caso al Estado mexicano y en particular al Gobierno del Estado de Oaxaca», se indica en la carta dirigida a la Relatora Especial sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, Victoria Tauli-Corpuz, de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Afirma que semanas después de este incidente, el mismo grupo destruyó la infraestructura que incluía tanques de captación, de almacenamiento, distribución, válvulas y tuberías. Aguilar Gil explica que en asambleas en la comunidad de Ayutla han acordado buscar soluciones por la vía pacífica… Se trata, obviamente, de una parte de la trama. El martes, por segunda ocasión, autoridades municipales de Ayutla, encabezadas por el edil, Rubén Olivares Martínez, volvieron a negar el acuerdo de paz y culparon al gobierno estatal de lo que pueda ocurrir pues personal de la Comisión Estatal del Agua (CEA) se apersonó para cumplir el acuerdo que niegan. Obvio que ahí hay gato encerrado, pues hay una cerrazón inexplicable para llegar a acuerdos. Las manos que mecen la cuna –se dice- son las del representante de Bienes Comunales y ex diputado local del PAN, Alejandro Martínez Ramírez y la posibilidad de que el manantial en disputa pudiera estar siendo explotado por vendedores de agua en pipas, negocio en el que –se comenta- podría estar involucrada la activista ya citada, Yasnaya Aguilar Gil. ¿Cómo la ven? Se arregla el conflicto y se acabó el negocio, ¿o no?… De mal en peor sigue nuestra Máxima Casa de estudios. Pues no levanta cabeza. Pues la corrupción, la ineptitud y los porros la tienen postrada en una eterna anarquía, salta a la vista los seis sindicatos que gobiernan la Universidad Autónoma “Benito Juárez” de Oaxaca (UABJO), sin respirar… El arribo de Enrique Martínez Martínez a la   Secretaría General del STAUO y la toma de nota otorgada por la Junta de Conciliación y Arbitraje al Comité Ejecutivo que encabezará en los próximos tres años, abre la posibilidad para que antes del relevo de rector, previsto para mayo del 2020, se unifiquen las tres expresiones del citado gremio sindical de académicos de la UABJO. Si esto ocurriera el siguiente paso sería impulsar la representación  de los trabajadores académicos en un solo sindicato, pues hasta la fecha suman tres: el STAUO, ahora ya con la titularidad del Contrato Colectivo; el SUMA, bajo control de la familia Martínez- Helmes y el SUA tripulado por el ex Secretario de Administración y cacique de la Prepa 2, Silviano Cabrera. Pero en tanto se recorre este difícil y no menos complicado proceso de conciliación y arreglos políticos, habrá que estar atentos a los movimientos que ya se empiezan a observar en el campus universitario con miras a la definición de los primeros aspirantes a la rectoría en donde el principal reto de los universitarios será sacudirse el control caciquil y porril de la  llamada Familia Real, responsable en buena medida de la debacle financiera y académica de la UABJO y que, en diversos momentos se ha puesto de manifiesto… ¡Vaya!, ¿habrá que agradecerle a Carmela Luján, la sempiterna lideresa del comercio ambulante en la capital oaxaqueña, que materialmente se ha comido el Centro Histórico, “su proyecto” de reducir cincuenta puestos su directorio de ambulantes? Lo que estos vividores de los espacios públicos necesitan es todo el peso de la ley y una acción concertada entre los tres órdenes de gobierno. En lo personal hemos constatado la presencia de chilangos, mexiquenses, poblanos y chiapanecos, que desde muy temprano se apropian de nuestros espacios públicos. Es tal la impunidad que hasta peleas en pleno zócalo se han dado sin que los elementos del Capitán Enfermero Pagador, Aquileo Hermelindo Sánchez Castellanos, es decir, la Policía Municipal, haga acto de presencia. Sindicatos del transporte y hasta grupos delictivos, metidos a fondo explotando este cáncer social: el ambulantaje… Y es que aunque las organizaciones de Luján y Yolanda Ortega García, tienen una gran membresía, el primer cuadro de nuestra capital y los pasos peatonales y banquetas, son disputadas por al menos 60 organizaciones de comerciantes en la vía pública. Aquí los nombres de dirigentes de otros tantos membretes: Israel Ramírez Bracamontes, Francisco Martínez Sánchez y José Luis Aquino Santiago. No podía faltar la Unión de Artesanos y Comerciantes Oaxaqueños en Lucha (UACOL), del sedicente Adán Mejía López; la organización “Ocho Regiones” de “El Verrugas”, Hugo Jarquín; el Frente Amplio de Lucha Popular (FALP), de Gervasio García; la Coordinadora de Organizaciones Sociales (COS) de Giovanni Rojas, entre otras, ello sin contar con los intereses que tiene ahí CATEM, de Jaime Paz o Sindicato Libertad de Guadalupe Díaz Pantoja. Conclusión, se requiere meter a la Guardia Nacional para despejar los espacios que pertenecen a la sociedad y no a unos cuantos mercenarios de los espacios públicos… Tiene razón nuestro colega Cuauhtémoc Blas López, presidente de la Asociación de Periodistas de Oaxaca (APO), al presentar el diagnóstico de la situación del periodismo en la entidad, sobre todo en torno a las agresiones a compañeros, las cuales quedan casi siempre en la impunidad. El problema –insistió- no es de crear nuevas leyes, sino de abatir la impunidad. El hecho de la limitación presupuestal en la Fiscalía General del Estado, no es argumento para que haya “cero resultados” en las investigaciones sobre agresiones a periodistas. Ni el encargado de la Unidad Especializada de Investigación de Delitos contra la Libertad Expresión, Andrés Ismael Pérez Cortés ni el Fiscal Especial en Delitos de Trascendencia Social, Héctor Vásquez Quevedo, se han puesto las pilas… Y siguen los jaloneos en el municipio de San Jacinto Amilpas, azuzado –se dice- desde la Secretaría General de Gobierno, por parte de operadores que están confrontados entre sí. Mientras la comunidad exige que el Cabildo se ponga a trabajar, un laudo ha permitido que cinco regidoras mantienen a la presidenta Yolanda Santos Montaño contra la pared. Mientras ello ocurre, la Comisión de Gobernación de la LXIV Legislatura, que preside el diputado Jorge Octavio Villacaña Jiménez, sigue integrando datos y documentos para proceder a la desaparición de poderes… La defensoría de los derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) que encabeza el flamante Defensor Bernardo Rodríguez Alamilla y Andar para crecer por México (ACMEAC) unifican esfuerzos para sensibilizar a la sociedad sobre “el derecho humano al medio ambiente sano para el desarrollo y bienestar”, nuestra vida depende de la vida del planeta, sus recursos y sus especies… Y es todo por hoy. Feliz domingo. Chupes ligeros, botana abundante y no me digan nada… mejor quédense callados.