Enfrentará Oaxaca peores crisis de agua | Oaxaca
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología En la web Policiaca Cartones

Especiales

Enfrentará Oaxaca peores crisis de agua

Las reservas acuíferas se agotan en la entidad y la crisis por el vital líquido se agudizará derivado del desperdicio, la contaminación y la falta de políticas públicas eficientes para optimizar este valioso recurso

Enfrentará Oaxaca peores crisis de agua | El Imparcial de Oaxaca

Oaxaca de Juárez, Oaxaca

Si no hay un cambio urgente en las políticas públicas ambientales a nivel federal, estatal y municipal, la crisis del agua en el estado de Oaxaca será de una enorme gravedad, advirtió el escritor y periodista Iván Restrepo Fernández.

En el marco de su conferencia magistral La crisis del agua en México, subrayó que Oaxaca es el estado con la mayor biodiversidad del país, pero sus recursos naturales están contaminados, mal distribuidos y no hay planes para manejarlos a largo plazo.

Detalló que las grandes Cuencas Hidrográficas como el Río Atoyac, están altamente contaminadas y la deforestación de las tierras no se ha frenado, al contrario año con año crece la desertificación en varias zonas.

“Existe una enorme desigualdad en cuanto al uso del agua, al carecerse de reutilización debido a que no existen las suficientes Plantas de Tratamiento de Aguas Residuales (PTAR) y a eso se suma el nulo cuidado de bosques y selvas”, afirmó.

Indicó que en el 94 por ciento de ríos y lagos presentan algún tipo de contaminación, aunado a la sobrexplotación de 102 mantos acuíferos, la desaparición de cinco lagunas y 38 ciudades con problemas serios de abasto de agua potable.

Por lo cual México enfrenta una crisis de escasez del líquido que ya amenaza el desarrollo de ciertas urbes y ha generado conflictos sociales, reiteró.

Dado que la ubicación del 77 por ciento de la población en las zonas áridas y semiáridas; 11 millones de personas -sobre todo del campo- sin agua potable; el desperdicio de al menos 50 por ciento del líquido, y alrededor de 70 por ciento de aguas residuales sin tratamiento, son algunas de las características que delinean el espectro nacional del agua.

A la par, sostuvo, que México se ha convertido en el segundo consumidor de agua embotellada en el mundo.

¿Aguas? con las Zonas Económicas Especiales

El experto en temas de medio ambiente y agua consideró que la creación y operación de las Zonas Económicas Especiales (ZEE), tanto en Oaxaca como en otras entidades de la República necesitan grandes volúmenes del vital líquido para mantenerse.

Y por eso sugirió a los distintos sectores de la ciudadanía el uso racional del agua potable, participación ciudadana en los programas de distribución y rehúso del líquido e invito al evitar su desperdicio.

Mencionó que de no cambiar la política forestal y si se reforestan las partes altas y medianas del estado, se podrían suscitar grandes desastres con los fenómenos meteorológicos los cuales cada vez son más fuertes.

“Podemos esperar huracanes más devastadores, lluvias fuertes, inundaciones y en otras zonas grandes extensiones de tierra erosionada, eso afecta enormemente la agricultura de las comunidades indígenas”, sostuvo.

Restrepo Fernández consideró que las grandes obras como Paso Ancho proyectada para terminar con el problema de desabasto de agua potable en la ciudad de Oaxaca y municipios conurbados, son acciones que no resuelven el problema a largo plazo o de fondo.

“En el mundo dicho esquema ya van de salida, en retirada, principalmente por los grandes daños que ocasionan aguas abajo, debemos tener cuencas hidrográficas limpias no llenas de basura y retener el vital líquido”, anotó.

Un ejemplo claro es la presa de Jalapa del Marqués en el Istmo de Tehuantepec, tiene problemas de azolve y resuelve un rato la problemática pero nunca a largo plazo, porque no se hace nada por el ecosistema, enfatizó.

Panorama desolador a corto plazo

Alrededor de 25 millones de mexicanos que radican en 23 ciudades enfrentan una disponibilidad extremadamente baja de agua, de acuerdo con los parámetros de la Organización de Naciones Unidas, y la mayoría de las ciudades de más de 50 mil habitantes se ubican sobre acuíferos sobrexplotados.

En el volumen se señala que la carencia del líquido no es exclusiva de México, ya que las existencias de agua dulce para consumo humano son de tan sólo 0.26 por ciento de la que existe en el planeta.

En el mundo se estima que mil 700 millones de personas padecen por la escasez; las regiones que más sufren por ello son África y Medio Oriente, indica el libro.

Aunque en América Latina se encuentra el 46 por ciento de las reservas acuíferas, el déficit en el tratamiento de aguas residuales es de 88 por ciento; en México se limpian 32 por ciento de las descargas de aguas residuales municipales y 26 por ciento de las industriales, es decir, el rezago es aún severo.

En contraste, el mercado de agua embotellada casi duplica esos recursos, ya que se estima que tiene un valor de 32 mil millones de pesos, lo cual coloca a los mexicanos como los segundos consumidores mundiales, después de Italia, con 117 litros por persona al año.

La agricultura utiliza 76 por ciento, de lo cual se pierde 60 por ciento debido a que, de los 6.3 millones de hectáreas de riego, tan sólo un millón están tecnificadas, y en el resto el líquido aún se conduce por canales de tierra, en los que se infiltra o evapora.

A esto se agrega que del agua que llega a las ciudades, cerca de 14 por ciento del total del país, 50 por ciento se pierde en fugas de la red de agua potable, mientras que de 10 por ciento que utiliza la industria, sólo 26 por ciento recibe tratamiento.

Relacionadas: