Sin medidas de seguridad las iglesias de Oaxaca |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Sin medidas de seguridad las iglesias de Oaxaca

En los recintos religiosos no se cuenta con medidas de seguridad ante la presencia de algún sismo o incendio

  • Sin medidas de seguridad las iglesias de Oaxaca
  • Sin medidas de seguridad las iglesias de Oaxaca
  • Sin medidas de seguridad las iglesias de Oaxaca
  • Sin medidas de seguridad las iglesias de Oaxaca

Pese a la gran afluencia de visitantes en la capital oaxaqueña por la temporada vacacional de Semana Santa, en las principales iglesias de Oaxaca no se cuenta con medidas de seguridad ni recomendación alguna a fieles y turistas, ante la presencia de algún sismo o incendio.

A la vista no hay extintores ni se cuenta con protocolos de actuación para poder desalojar rápidamente el lugar, pese a los siniestros que pudieran presentarse como ya ha ocurrido en otros recintos religiosos.

Apenas en 2017, un incendio en el Templo Sangre de Cristo movilizó a bomberos y elementos de Protección Civil para apagar las llamas ocasionadas, supuestamente, por un corto circuito, que sólo alcanzaron a consumir un nacimiento.

En los recintos más visitados en esta temporada vacacional, como la Catedral de Oaxaca, la Iglesia de la Soledad o el Templo de Santo Domingo de Guzmán, no hay medidas de seguridad visibles y los encargados de los recintos apenas saben si cuentan con extintores o cómo actuar ante un contratiempo.

En la Catedral de Oaxaca, la celebración de Semana Santa lleva al inmueble a cientos de creyentes y turistas nacionales y extranjeros, que desean conocer y capturar en imágenes parte de su historia.

En el interior no se advierte algún extintor y los pasillos se redujeron aún más en estos días por la instalación de una exposición de estandartes y relicarios, iluminados con lámparas led y cables conectados de manera irregular.

Algunos de los encargados del inmueble no supieron contestar si cuentan con extintores y si alguno sabe utilizarlo. “Creo que tenemos uno en la parte de atrás”, dijo una de las vigilantes al señalar hacia la Curia, pero sin dar a conocer exactamente en dónde.

En la Catedral, la falta de precaución de los visitantes genera constantes tropiezos con las lámparas que se mueven de un lado a otro y muchas veces caen. La presencia de la exposición apenas si permite el libre paso y representa un peligro si se presentase algún incendio o sismo.

En el Templo de Santo Domingo de Guzmán las capillas están cerradas y tampoco se advierten extintores. En el interior se muestran algunas indicaciones, pero sólo en No tocar imágenes ni entrar con alimentos.

También se pide no sacar fotografías con flash y guardar silencio, pero no da indicaciones en caso de sismo o algún incendio.
En la Iglesia de la Soledad, la santa patrona de Oaxaca, tampoco hay medidas de seguridad establecidas en el interior. Como en el caso de Santo Domingo y la Catedral, en este inmueble no hay indicaciones de cómo actuar ante alguna eventualidad.

A un costado, se encuentra el Museo anexo a la Basílica de Nuestra Señora de la Soledad, fundado en 1951 por el presbítero Celso N. Castro, con más de mil 500 objetos de arte religioso, entre pinturas y reliquias del siglo XVIII, así como trajes regionales, alebrijes y jarrones, donados en agradecimiento a los milagros de la Patrona de los oaxaqueños.