Hombres y flores: replantean las masculinidades
La Capital Los Municipios El Istmo La Costa La Cuenca Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Ciencia y Salud Tecnología Viral Policiaca Cartones

Arte y Cultura

Hombres y flores: replantean las masculinidades

La serie de Luis García muestra a distintos hombres que bien podrían ser los asiduos a la cantina

Hombres y flores: replantean las masculinidades | El Imparcial de Oaxaca
EL DATO

Hombres y flores está abierta al público desde el pasado 4 de agosto, en El Veinte (calle 20 de Noviembre 402, Centro).

El lugar es rudo; la actitud, transgresora. Pocos se resisten a examinar a quien cruza la entrada y pasa entre las paredes amarillas, junto a la fotografía de Pedro Infante y la rockola. A veces, las miradas le siguen cuando atraviesa la cocina y se sienta en una de las mesas del fondo. Tras ello, todo vuelve a la “normalidad”. La música tiene un volumen alto, pero las conversaciones se pueden oír.

Muchas veces ocurre así, pero este fin de semana, la atención se concentra en algo más y los comentarios son sobre el mural de flores que divide a la cocina (atendida por mujeres) de la primera sección de la cantina “El veinte”.

– ¡No mames!, con ese mural ya hasta me va a salir vagina.
– ¡Ese mural parece de nena!

Luis García, el autor de la pieza, recibe estas expresiones de parte de hombres jóvenes. Pero también escucha otros muy distintos, generalmente de “señores casados, maduros, cincuentones, que dicen: ¡güey!, está increíble ese mural, yo quisiera tenerlo en mi casa”.
Incluso, hay quien le pide una foto teniendo de fondo a la pieza, pues quiere enviársela a su esposa.

Se trata de distintos tipos de masculinidades, suelta Luis. Con botella en mano, intenta recordar cómo es que su mural y la serie de fotografías sobre “Hombres y flores” llegaron a la cantina. Fue idea de Nubia (Vásquez), dice sobre su amiga y curadora de la exposición, quien vio la fotografía tomada por Julio. En ella, había un hombre en la bañera, rodeado de flores, como aquella pintura de Ofelia (pintada entre 1851 y1852 por John Everett Millais) o la idea de Jesús en el huerto de Getzemaní, dice el autor.

Aquella imagen realizada por García se llama “Hombre con flores”, y aunque no está en la exposición, inspira el nombre de la misma. Lejos de estar en un museo o galería, la serie está en una cantina, como un elemento transgresor que comparte espacio con la pantalla de porno. También como una propuesta que replantea las masculinidades, desde el uso de flores o elementos que en el imaginario colectivo se asocian con las mujeres, con la delicadeza de las flores, la fragilidad, la suavidad, como señala Nubia.

“Al hombre se le ha relacionado con el valor, la fuerza, la valentía, pero no la fragilidad, ese sentimiento que más allá de ser femenino o masculino es un sentimiento humano”, apunta la curadora de esta exposición dedicada a Bruno Avendaño (hermano del artista Lukas Avendaño que se encuentra desaparecido desde el pasado mes de mayo).

Hombres y flores reúne varias imágenes creadas por García desde 2011 y hasta el presente año. La serie muestra a distintos hombres que bien podrían ser los asiduos a la cantina, como los parroquianos o el joven que entra con un ramo de rosas rojas para vender ahí.

Las fotografías proponen distintas escenas vinculadas a la vida de Luis, quien suele retomar íconos y escenas religiosas para recrearlas con sus contemporáneos. Aquellas figuras religiosas que suelen estar en las casas con sus veladoras y flores han servido para reinterpretar al “ánima sola” que la madre de Julio solía poner en la cartera de este para su protección. Lo mismo son recreados San José y el niño Jesús, pero con un padre joven y su pequeña.

“Pretendo hacer referencia a estos íconos religiosos, pero los personajes son diferentes hombres con los que he tenido alguna interacción, con los que un lugar como la cantina El Veinte ha tenido alguna interacción”, señala el autor, quien no se considera religioso, pero se reconoce como una persona acompañada por las flores toda la vida, ya sea en las cortinas y las macetas de la casa de su madre o en los vestidos de sus tías y las flores de los santos.

La exposición Hombres y flores está abierta al público desde el pasado 4 de agosto, en El Veinte (calle 20 de Noviembre 402, Centro). El día de la apertura, la serie y el mural estuvieron acompañados por un performance a cargo del bailarín Abrahan RM.

 

Fe de errores: En la edición impresa del 9 de agosto, el nombre del autor apareció como Julio García, lo cual es erróneo. El nombre correcto es Luis García, tal como se corrigió en esta publicación digital.