Imágenes | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

Debates y Deslindes

Imágenes

 


Gracias a todos los que se comunicaron conmigo en relación con la nota que escribí sobre El Amigo: Flavio Baylis, el día que se publicó, murió. Fue una coincidencia que me sorprendió. El más interesante de los comentarios que recibí es que posiblemente tengo una comunicación cuántica con algunas personas, la cual se puso de manifiesto en esta ocasión por eso se dio esta coincidencia. La idea me parece lógica y científica. Existe un todo y cuando este se fragmenta en el Big Band los átomos más pequeños que se comunican, quedan comunicados para siempre a través del tiempo y el espacio. Me gusto esta explicación y es científica. En diversas ocasiones pienso en determinadas personas, al poco tiempo, máximo setenta y dos horas, las veo. Es una buena explicación de porqué estos encuentros van ligados a mi percepción anterior. La vida tiene tantos misterios que tratar de explicarnos algunos incidentes, sin un método científico, puede hacernos naufragar, máxime para un hombre que con respeto escucha y recoge todas las tradiciones de esta tierra y en muchas ocasiones comprueba la fuerza del pensamiento. Mágico.
La muerte de Baylis conmovió a la sociedad política oaxaqueña. Amigos y enemigos firmaron una tregua y en la capilla y el crematorio se vieron políticos de todo cuño, colores y sabores. De las ocho regiones de Oaxaca llego gente a acompañarlo. Hubo coronas, ramos de flores, emotivas condolencias. La esquela publicada por el exgobernador José Murat es un homenaje a la amistad y a la lealtad. Resumía los sentimientos de los amigos de Flavio quien deja un hueco enorme. Creo que más que con dolor, debemos de despedir a El amigo Baylis con una sonrisa y recuerdos agradables de las “batallas, lealtades y muchas alegrías” que le disfrutamos. Descanse en Paz.

Una nueva constitución

Don Alberto Santiago Colmenares además de ser el mejor publirrelacionista y mesero de todo Oaxaca, el más atento bien informado, es un hombre preocupado por los problemas políticos y económicos de su estado y su país. Constantemente, entre tiempo y tiempo de la comida, me hace comentarios sobre mis artículos, sobre la situación social y económica del estado y últimamente platicamos del gobierno de don Andrés Manuel López Obrador. El último comentario me sorprendió, palabras más, palabras menos, dijo: Creo que el presidente va a encontrar muchas resistencias para llevar a cabo su plan de gobierno, porque hay muchos intereses en contra y porque dejaron muy amarrado el aparato administrativo y jurídico del país. Lo mejor sería llamar a un nuevo congreso constituyente y refundar México. Cambiar la constitución, hacer una nueva Nación en el cual todos participen. La idea no suena mal y a los mejor eso conviene hacer en el mediano o corto plazo.
El planteamiento no me pareció descabellado, muy inteligente, varios abogados y politólogos lo han planteado. Sin duda don Alberto Santiago Colmenares, (Betito) toma muy en serio, no solo su trabajo en ese extraordinario restaurante El Catedral, también su habitad y entorno político. Gracias don Betito por su atención y sus comentarios.
Todo parece indicar que esa es una vertiente que se puede explorar en este país. De la constitución de 1917 es poco lo que queda. Se han reformado casi todos sus artículos en repetidas ocasiones, y cada nueva reforma se redacta en forma tal, que el mismo texto puede tener dos o tres interpretaciones. Una anécdota que le atribuyen a Jesús Reyes Heroles nos dice que un grupo de políticos estudiosos, que también los hay, fueron a ver al secretario de gobernación para comentarle que un artículo que acababan de aprobar en la Cámara de Diputados, tenía dos formas de interpretarse, don Jesús, sin sorprenderse exclamó: de eso se trata, de que podamos tener más de una salida y una interpretación. Todos rieron. Si alguna comprobación faltara de los vericuetos que tiene nuestro aparato jurídico y las constituciones, los estados de la república interpretan como les conviene las leyes nacionales, en Baja California se han realizado una serie de reformas constitucionales como el cambio de los plazos de gobierno, esta reforma después de las elecciones, fue una obra maestra de reinterpretación de las leyes, al antojo de un grupo político que va a tomar el poder.

Distribución de la riqueza
Durante muchos años los mexicanos observamos como grandes cantidades de dinero, cientos de millones de pesos salieron de Nacional Financiera, de los bancos oficiales, del Banco de México y la Tesorería de la Federación directamente a los bolsillos de algunos personeros de las administraciones, a una élite cercana al presidente y a algunos gobernadores. Los movimientos se disfrazaban de préstamos para el desarrollo, pero tenían la característica esas operaciones que nunca se pagaban y al final de su sexenio el presidente en turno condonaba los préstamos, con intereses y todo. Esto ocurrió hasta el último día del gobierno de Enrique Peña Nieto. Representantes de grupos industriales, ganaderos, agricultores, políticos y casi toda la prensa nacional fueron beneficiadas de ese tipo de regalos, préstamos para hacer crecer el país. La vida de algunos grupos que tienen grandes intereses económicos y sus periódicos se consolidaron gracias a este mecanismo de control que inventaron los gobiernos neoliberales para crear riqueza y empleos: fabricas, parque industriales, haciendas más grandes y tecnificadas que las de antes de la revolución. Muchas veces se entregó el dinero y nunca se vio la obra. El mecanismo era el mismo, inyectar dinero público al capital privado. Durante esos años de gobiernos neoliberales nadie protestó por el dinero que se le entregaba a una elite. Se dio el caso brutal de volver la deuda de los bancos privados, deuda pública llamado Fobaproa y nadie dijo nada ante la administración de Ernesto Zedillo. Fueron miles de millones de dólares que se regalaron a los banqueros.
Ahora Amlo está inyectando a la parte más desprotegida de la población, (jóvenes mujeres, personas de la tercera edad), una serie de recursos que finalmente están fortaleciendo la economía del país porque se reinvierten en aumentar el consumo interno y fortalecen la producción de alimentos, en pequeñas industrias, en mejorar la alimentación y la vida de millones de mexicanos, esto explica el modesto crecimiento que hemos tenido. No hay que dejar de pensar que el entorno económico mundial está en serios problemas. El pronóstico del fin del desarrollo, que publicó el Club de Roma el siglo pasado, se está cumpliendo.

ggpereyra@hotmail.com