Hay un subregistro de mujeres que renuncian por violencia laboral | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Hay un subregistro de mujeres que renuncian por violencia laboral

La discriminación por razón de género es una lamentable realidad en nuestro país: GESMujer


Hay un subregistro de mujeres que renuncian por violencia laboral | El Imparcial de Oaxaca
Foto: internet

Para el Grupo de Estudios Sobre la Mujer “Rosario Castellanos” (GESMujer) existe una cifra negra y subregistro de casos de mujeres que prefirieron renunciar ante escenarios de violencia de género o acoso.

Aunque no hay datos precisos como en otros casos, la presidenta de este grupo, Angélica Ayala Ortiz, atribuyó que hay decenas de personas afectadas por este hecho que suelen callar por considerar que sería peor denunciarlo. 

La discriminación por razón de género, por pertenecer a la población indígena y afromexicana, orientación sexual, discapacidad, condición migrante o cualquier otra, es una lamentable realidad en nuestro país y que se agudiza en estados como Oaxaca”, externó. 

A nivel nacional, el acoso y la discriminación en centros de trabajo provocaron que 18 mil 61 personas abandonaran su empleo durante 2017, cifra 9.5% mayor a la reportada un año antes cuando fueron 17 mil 185 los casos, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo.

Asimismo, la instancia reportó que en los primeros tres meses de este 2021, 16.9 mil mujeres abandonaron su empleo por discriminación  o acoso, un 54.6% superior a los 10.9 mil casos reportados un año antes.

Sin embargo, esa situación no se visibiliza ni se atiende como debe ser y viene la falta de justicia. 

“La falta de atención hacia las denuncias por discriminación y acoso, hostigamiento y diversas formas de violencia social y de género, es una barrera invisible de acceso a la justicia”, dijo la presidente de GESMujer. 

Atribuyó que en muchos casos,  viene la revictimización o la falta de acceso a la justicia. 

“En esos mismos espacios especializados, la recomendación que se hace a las víctimas es que mejor busquen otro trabajo, porque su denuncia no va a proceder ante la falta de testigos y porque minimizan la gravedad del impacto y daño emocional que enfrentan”, añadió. 

Angélica Ayala Ortiz, consideró que este tema es poco visible para las mujeres.