Gasto en el Congreso, una prioridad equivocada: IMCO
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Oaxaca

Gasto en el Congreso, una prioridad equivocada: IMCO

El Congreso de Oaxaca despilfarra recursos que deberían destinarse para el combate a la pobreza, señala el IMCO.

Gasto en el Congreso, una prioridad equivocada: IMCO | El Imparcial de Oaxaca

“El gasto adicional” del Congreso de Oaxaca en 2018 fue superior a los recursos que el Gobierno del Estado destinó a 12 universidades en 2019, esa es la aseveración que el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) hace en su Informe Legislativo 2019, lo que calificó como prioridades equivocadas.

Y es que el Congreso del Estado de Oaxaca gastó en el 2018 dos veces más a su presupuesto inicial, el cual fue de 397 millones de pesos, pero que al final del año alcanzó los 925 millones de pesos; “en 2018, 23 congresos locales gastaron mil 233 millones de pesos adicionales a lo presupuestado”.

De acuerdo con el IMCO, por diputado se gastó 22 millones 023 mil 493 pesos, lo que ubicó al Congreso de Oaxaca dentro de las seis entidades que más gastó por diputado, e inclusive superó lo que el Congreso de la Unión desembolsó por legislador el año pasado.

“Hay estados en donde se gasta más en sus congresos que en el combate a la pobreza. En 2018, estados que destacan en rezago social como Guerrero, Michoacán y Oaxaca, asignaron 2 mil 548 millones de pesos a sus congresos y solo 757 millones de pesos para combatir la pobreza (336 por ciento más a sus labores legislativas)”, señala el informe.

El presupuesto aprobado del Congreso en Oaxaca para este 2019 es de 402 millones 269 mil 855, lo que representa nueve millones 577 mil 854 pesos por diputado, resaltó el IMCO. Con este presupuesto el Congreso de Oaxaca ocupa el lugar 14 a nivel nacional.

“Los congresos planean y ejercen su presupuesto sin criterios de transparencia y eficiencia. Este año, el congreso de Michoacán tiene un presupuesto tres veces mayor al congreso de Chiapas, a pesar de que cuentan con el mismo número de diputados”, ejemplifica el IMCO.

Además, el estudio concluye que en México, los congresos estatales cuestan mucho, gastan más de lo planeado e invaden funciones que no les corresponden.

Existe una mala planeación y un manejo discrecional de sus presupuestos, sin criterios de eficiencia y transparencia. En lugar de asignar el gasto público a las verdaderas necesidades de la población, aprovechan la facultad de aprobar presupuestos para ampliarlos y destinarlos a actividades no sustantivas.

 

Relacionadas: