Pese a prohibición, ciudadanía aparta lugares en las calles de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Pese a prohibición, ciudadanía aparta lugares en las calles de Oaxaca

En la ciudad de Oaxaca, las zonas en las que se ha detectado una constante práctica de apartado de lugares están la colonia Reforma, Centro o en el anillo Periférico.

Pese a prohibición, ciudadanía aparta lugares en las calles de Oaxaca | El Imparcial de Oaxaca

Huacales, cajas de cartón, neumáticos viejos, botes e incluso piedras sirven para apartar espacios de estacionamiento en la ciudad de Oaxaca. Los comerciantes, ciudadanos o propietarios de algún consultorio lo saben y, a pesar de que el reglamento de vialidad prohíbe esta práctica, es usual ver cómo las calles de la ciudad están repletas de estos objetos u otros.

La Subdirección de Tránsito y Movilidad lo sabe e incluso ha llenado con ellos una camioneta tipo pick up y otro vehículo de tres toneladas en los operativos “barredora”, en los que se retiran los objetos. Sin embargo, como refiere el subdirector de Tránsito y Movilidad de la Dirección de Seguridad Pública, Vialidad y Protección Ciudadana, René Ricárdez Limón, la ciudadanía reincide, incluso bajo la creencia de que la banqueta o la calle le pertenece. Lo que no es así.

“Normalmente, andamos recorriendo las calles y les hacemos saber a las personas que su propiedad termina en la barda, hacia fuera es propiedad pública y no pueden poner objetos en las banquetas o calles, menos si tienen el propósito de apartar la vía pública para estacionarse”.

Al ser propiedad pública, cualquier persona se puede estacionar ahí, subraya el funcionario. Y ante ello remarca que la propiedad privada termina en la pared, pues aunque se tenga el derecho a acceder a sus viviendas a través de un espacio para cochera, sólo se puede permitir una rampa para los vehículos.

En la ciudad de Oaxaca, las zonas en las que se ha detectado una constante práctica de apartado de lugares están la colonia Reforma, Centro o en el anillo Periférico.

OPERATIVOS BARREDORA

Esta semana, personal de la subdirección desarrolló uno de los operativos barredora, mediante los cuales primero avisan a los propietarios sobre la falta cometida y luego se retiran los obstáculos con que se apartan los espacios. Pero primero, subraya, se avisa, aunque reconoce que no tendrían por qué hacerlo, sino simplemente proceder a quitar los objetos.

Una vez retirados los objetos, estos se ponen a disposición del juez a cargo y se hace una lista de dónde se quitaron. Junto con ello una multa que el ciudadano ha de pagar por tal falta y así tener de vuelta los objetos. Pero debido al valor de los mismos objetos, las multas, que pueden ser de 500 pesos no se pagan, reconoce Ricárdez Limón. Asimismo, que incluso en la misma calle, la gente coloca un nuevo objeto. 

A decir del funcionario, estas conductas tienen que ver con la falta de cultura cívica de la sociedad, y que incluso atenta en contra de los derechos de las personas con discapacidad, pues hay quien no repara en obstruir una rampa para personas en sillas de ruedas o la banqueta en donde podrían transitar.