Miles de votantes latinos quedarían excluidos en elecciones de EU por error | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Internacional

Miles de votantes latinos quedarían excluidos en elecciones de EU por error

Unos 17 mil votantes latinos quedarían excluidos en las elecciones generales en Pensilvania debido a un error en el proceso


Miles de votantes latinos quedarían excluidos en elecciones de EU por error | El Imparcial de Oaxaca
Imagen: Internet

Votantes hispanohablantes de una ciudad de Pensilvania corren el riesgo de ser excluidos de las elecciones generales de la próxima semana debido a un error en las instrucciones en español que acompañaban unas 17 mil papeletas enviadas por correo, informaron el jueves activistas y funcionarios electos.

El condado de Berks, en la que los hispanos representan cerca del 70% de la población, envió por correo instrucciones en español que señalaban erróneamente que las boletas debían devolverse antes del 18 de noviembre, 16 días después del plazo de las 8 p.m. del día de las elecciones.

Entre los votantes que recibieron las instrucciones erróneas se encuentran los de Reading, con 95 mil habitantes, una ciudad en crecimiento en el sureste de Pensilvania y que cuenta con el mayor porcentaje de población latina del estado.

La fecha incorrecta no aparecía en la papeleta como tal, y el condado de Berks envió una carta de seguimiento a los votantes afectados y y recurrió a grupos hispanos para que realizaran actividades de divulgación. Pero personas que se reunieron el jueves afuera del tribunal del condado de Berks exigían a las autoridades tomar más medidas.

El daño ya está hecho”, dijo Patty Torres, la directora de la organización de Make the Road Pennsylvania, un grupo defensor de inmigrantes y de latinos de clase trabajadora. Torres arremetió contra lo que describió como “desinformación electoral” por parte del condado de Berks y dijo que cualquier votante que recibió las instrucciones incorrectas debería poder devolver su voto por correo hasta el 18 de noviembre y sea contabilizado.

La sugerencia fue rechazada por funcionarios del condado, quienes dijeron que carecían de la autoridad legal para ampliar el plazo. El Departamento de Estado de Pensilvania, que supervisa las elecciones, estuvo de acuerdo, señalando que una prórroga de ese tipo tendría que ser ordenada por un tribunal.

Las autoridades del condado dijeron que no saben cuántos votantes hispanohablantes recibieron las instrucciones erróneas, dado que los votantes reciben instrucciones tanto en inglés como en español, pero que unas 2 mil 800 papeletas fueron enviadas a personas en distritos designados a nivel federal como bilingües.

Los funcionarios del condado señalaron que el error se produjo cuando las instrucciones en español que fueron utilizadas en las primarias del 18 de mayo se actualizaron para las elecciones generales de noviembre. Un trabajador cambió el mes de mayo a noviembre, pero no modificó la fecha del plazo, indicó el condado.

Durante una reunión el jueves, laJunta de Comisionados del condado de Berkstomó medidas para mejorar el procedimiento para que los materiales de votación en español sean revisados para una mayor precisión.

Los tres miembros de la junta, dos republicanos y un demócrata, rechazaron las insinuaciones de parte de activistas y otras personas de que las instrucciones erróneas en la papeleta representaban un intento deliberado de suprimir los votos latinos.

Este no es un asunto partidista. Fue un error inocente y asumimos la responsabilidad”, dijo Christian Leinbach, comisionado republicano, durante la reunión.

Aquellos que protestaban fuera del tribunal del condado de Berks calificaron el error como el más reciente en una serie de obstáculos para votar a los que se enfrenta la creciente población latina de la zona, incluidas las largas esperas para votar en las elecciones presidenciales del año pasado. Señalaron que el Departamento de Justicia federal demandó al condado de Berks en 2003 por no haber brindar facilidades lingüísticas a los votantes de habla hispana.

¿Cuándo es suficiente?”, señaló el representante estatal Manuel Guzman Jr., de Reading. “¿Cuántos errores deben ocurrir antes de que alguien tenga que rendir cuentas?”