Botanas saludables a las que nadie se resiste | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Nutrición

Botanas saludables a las que nadie se resiste

El hambre entre comidas es inevitable, pero siempre es posible botanear de manera saludable


Botanas saludables a las que nadie se resiste | El Imparcial de Oaxaca
Foto: Internet

El hambre entre comidas es inevitable, y de hecho es recomendable ya que las autoridades de salud recomiendan comer cinco veces al día: tres comidas fuertes y dos guarniciones.

Las guarniciones generalmente se sacian con botanas, pero para comenzar un cambio en nuestros hábitos alimenticios podemos cambiar las frituras por botanas saludables y muy ricas.

La lista de botanas saludables es corta pero te puede servir como base para tus propias combinaciones:

Zanahorias, pepinos y jícamas

Es un clásico que no falla ya que puedes combinar de varias maneras: cada día cambias la verdura o las cambias a lo largo de la semana.

Si combinas las tres, no sólo tienes una guarnición muy solicitada, sino que puedes ampliar las combinaciones hasta incluir sabores dulces, porque esta opción también abarca otras frutas como manzana, mango y naranja.

Palomitas

Una botana muy solicitada para todo por su versatilidad y facilidad para preparar, incluso si la receta que piensas es con caramelo.

Lo mejor es cocinar con maíz palomero para controlar la cantidad de grasa e ingredientes que tendrán las palomitas.

Arándanos con chile

Si tus hijos son de los que prefieren los dulces picositos entre comidas, los arándanos con chilito pueden ser una buena alternativa, incluso para controlar el picante.

Otra opción como alternativa es la fruta seca con chilito, y si de plano ninguna funciona, la última alternativa podrían ser papas fritas caseras para que controles la cantidad de aceite.

Recuerda colocar las papas cortadas y peladas en agua con un poco de bicarbonato de sodio, al menos durante una hora. Cambia el agua una vez antes de secarlas para prepararlas.