Aumenta la inseguridad por falta de luminarias en las calles de Oaxaca |
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

La Capital

Aumenta la inseguridad por falta de luminarias en las calles de Oaxaca

El proyecto para modernizar el alumbrado público de la ciudad sólo ha avanzado en el primer cuadro del Centro Histórico

  • Aumenta la inseguridad por falta de luminarias en las calles de Oaxaca
  • Aumenta la inseguridad por falta de luminarias en las calles de Oaxaca
  • Aumenta la inseguridad por falta de luminarias en las calles de Oaxaca

Tras más de 8 meses de haber iniciado el proyecto de modernización del alumbrado público en la ciudad de Oaxaca, el nuevo sistema de luminarias apenas avanzó en el primer cuadro del Centro Histórico.

En la mayoría de las calles de la colonia Reforma, así como las que se ubican en la periferia del Zócalo y Alameda de León, el alumbrado funciona con deficiencias, incluso existen calles que aún se encuentran en penumbras.

Esta situación ha generado inseguridad entre los vecinos, incluso los comerciantes se ven obligados a bajar sus cortinas ante el temor de ser visitados por los amantes de lo ajeno que aprovechan la falta de vigilancia y luminaria.

En la colonia Reforma existen varios postes en malas condiciones, en calles como Violetas frente al Archivo Central, los focos se encuentran inservibles, lo mismo ocurre en la primera de Manuel Ruiz.

Así como en la calle Almendros desde Emilio Carranza hasta Jazmines, en esta vialidad solamente las viviendas alumbran el espacio público. “La mayoría de las tiendas están cerrando desde las 19 horas cuando ya se va la luz del día porque no hay luminarias, es un peligro pasar por estas calles en penumbras, si no fuera porque venimos con la mascota no nos atrevemos a salir”, señaló don Alejandro, quien pasea con su perro en la zona.

En el resto de las calles y avenidas, el sistema de alumbrado público es deficiente, ya que operan con luminarias antiguas y ciertos puntos la luz del foco se ve obstruida por las ramas de los árboles.

Miguel Ángel Pérez, rector de la iglesia de Los Pobres, señaló que la sociedad en general se ha unido para tratar de combatir la inseguridad y garantizar los servicios básicos como el alumbrado público en las calles aledañas.

“Acaban de venir a derramar los árboles porque había mucha penumbra, eso lo están haciendo los integrantes del Comité de Vida Vecinal (Comvive), todos nos hemos sumado porque se trata de mejorar un poco nuestro entorno”.

El párroco expuso que a raíz de la falta de luminarias, la inseguridad aumentó en la colonia Reforma. “Hay muchos robos, asaltos y andan unos en moto asaltando a cualquiera les quitan las bolsas y se escapan entre las calles oscuras”.

“A las 21 horas ya no sale la gente porque prefiere encerrarse en su casa, ya ni con vehículo es confiable, ahora los del Comvive ya están viendo el tema de las lámparas con la autoridad municipal, esperamos que ya pronto se concrete”.

“Los ladrones piensan que hay mucho dinero en la colonia Reforma, hay también robos a casa habitación y con violencia, un día llegué para celebrar la misa de las 7 de la mañana pero 5 para las 7, un señor que estaba en su camioneta frente al templo le pusieron la pistola y le quitaron su carro, ya no hay hora para los delincuentes”.

El padre Miguel consideró viable la unión entre sociedad y gobierno para tratar de revertir esta situación de inseguridad. “Entonces el hecho es que hay mucha inseguridad y lo que toca es apoyarnos entre todos”.

En el Barrio de Jalatlaco, el nuevo sistema de luminarias apenas avanzó en ciertas calles y avenidas como en el bulevar Eduardo Vasconcelos, mientras en la calle de Alianza varios postes se encuentran a punto de colapsar.

Donde ya se pueden observar las luminarias nuevas es en el primer cuadro de la ciudad como en las primeras calles de Guerrero, Independencia, Hidalgo, Armenta y López, Flores Magón, García Vigil y el Andador Turístico.

A unas cuadras del Zócalo, la modernidad se pierde entre las penumbras y la inseguridad, principalmente en las calles colindantes con la Central de Abasto y Periférico.

“No sabemos si a propósito no han querido colocar las nuevas lámparas en la calle de las Casas y en las últimas de Hidalgo y Mier y Terán, porque está invadido de personas que se prostituyen”, mencionó uno de los comerciantes de la zona conocida como de tolerancia.

En otras calles como Matamoros, Abasolo y Allende, a pesar de que en algunos tramos las nuevas luminarias ya operan, el robo de autopartes ha aumentado en esta temporada vacacional. “Lo que es Matamoros hasta Allende, diario cristalean de dos a tres vehículos para robarles el estéreo o las pertenencias que dejan las personas”, señaló Octavio, mesero de un bar que se ubica sobre la calle de Matamoros.

 

Relacionadas: