Dejó época la cancha ‘Furama 2000’ | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Futbol

Dejó época la cancha ‘Furama 2000’

A inicios de siglo este espacio deportivo se convirtió en el epicentro del futbol rápido de Oaxaca


Dejó época la cancha ‘Furama 2000’ | El Imparcial de Oaxaca
Miguel Martínez el artífice de Furama 2000, que provocó toda una moda en este deporte.

​​“Gracias a Furama, nos dimos cuenta que el deporte podía reunir a la familia, de ser una fuente de entretenimiento, me pude dar cuenta que los dueños de equipos hacían todo lo posible uniformar a sus jugadores, de apoyarlos incluso de curarlos cuando se presentaban las lesiones”, Miguel Martínez.

 

A inicios de siglo nació la cancha Furama 2000, que en poco tiempo, se convirtió en el mejor escenario para la práctica de futbol rápido en el sureste del país, hoy 20 años después, se sigue hablando de la que fue considerada catedral de este deporte en Oaxaca.

Al respecto, Miguel Martínez Ortega responsable de ese espacio deportivo localizado al poniente de la ciudad de Oaxaca reconoció que Furama 2000 marcó época, “hoy en día se sigue hablando, pues se contaba con muchas condiciones especiales, una de ellas, era que era un espacio techado, su ubicación estratégica que permitía el fácil acceso de los mejores jugadores locales, así como de otras parte del país”.

Fue durante muchos años el mejor espacio para la práctica del futbol rápido.

Equipos como San Mar, Delfines, Bonetera Santaella, El Clavo, El Tornillo, Atlas, entre muchos otros atraían a la afición al deporte de las patadas, que continuamente abarrotaba el lugar, fueron estos equipos los que trajeron los primeros jugadores de refuerzo llamados entonces como “chilangos” y quienes hicieron que el nivel de juego en Oaxaca se elevará en poco tiempo.

Reconoció que tuvo la fortuna que Furama 2000 no tuviera competencia en su tiempo, “aunque el futbol es el deporte más recurrido, no era fácil la inversión, gracias a mi familia y a Osvan Acevedo, nos aventamos el proyecto, no tardó mucho luego de abrir las puertas de las instalaciones que nos dimos cuenta que su valía la pena, pues se trabajó de tiempo completo con ella”.

“Desde luego, empezamos tanteando el terreno, pues primeros organizamos torneos locales, al ver que los jugadores llegaban con la familia, las actividades comenzaron a ampliarse más, con ello, los patrocinadores se acercaron, principalmente las marcas cerveceras, cuando nos dimos cuenta ya andábamos viajando por el país, pues la Federación Nacional de Futbol Rápido pese a los problemas que tenía, no dejaba de organizar las competencias de este tipo”.

El Tornillo de los imprescindibles en el futbol con bardas.

Martínez Ortega externó que gracias a ello, lograron tener representantes nacionales en categorías Sub-20, Sub-23, así como en la rama femenil entre otras.

“Gracias a Furama, nos dimos cuenta que el deporte podía reunir a la familia, de ser una fuente de entretenimiento, me pude dar cuenta que los dueños de equipos hacían todo lo posible uniformar a sus jugadores, de apoyarlos incluso de curarlos cuando se presentaban las lesiones”.

La desaparición de Furama fue lo natural, “hubo gente que  vio el desarrollo de futbol rápido y de llegar a tener 300 equipos, en menos de tres años ya teníamos 150, pues ya habían abierto sus puertas El Barrio, Galaxia, entre otros, pese a ello, todavía nos mantuvimos durante 15 años, aunque ya no con el mismo nivel, además se dejó de invertir”.

La escuadra del Atlas presente en el futbol rápido.

Hoy en día, ya son pocos los espacios para la práctica del futbol rápido, dando paso al futbol 7, al respecto declaró, “ahí nos topamos con la evolución del deporte, parece que es más cómodo practicarlo”.

Aunque lamentó que en algunas instalaciones se haya perdido la formalidad, pues juegan sin credenciales, en otras ocasiones los partidos empiezan después del horario programado, o bien algunos ni se presentan en el terreno de juego.

“Hoy en día hay en la ciudad de Oaxaca y zona conurbada existen entre 8 y 10 canchas para la práctica del futbol 7, eso sí se ve mucha competitividad en algunos equipos”, concluyó.