Ulises Méndez contento por el podio | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Súper Deportivo

Ulises Méndez contento por el podio

Ulises Méndez Cobos es ya un referente del judo local, con apenas 16 años de edad, pero su objetivo es seguir superándose


Ulises Méndez contento por el podio | El Imparcial de Oaxaca

Cancún, Quintana Roo.- Con dos títulos nacionales, un subcampeonato y un tercer lugar, Ulises Méndez Cobos empieza a ser un referentes de la Selección Estatal de judo, con apenas 16 años de edad.
El oaxaqueño se colgó la medalla de oro en la Olimpiada Nacional, en la Sub 18, Juvenil Mayor, de los 60 kilos, aportando el último metal de este color en la justa, para la entidad, pues este domingo, se compitió en el Nacional Juvenil.
Tras ser condecorado con la presea aurea, el judoka dijo sentirse contento por el resultado, consiguiendo algo que quería y que el año pasado no pudo lograr.
“Me siento muy bien porque al fin logré lo que quería, ya venía con los planes de salir primero en este torneo y pues finamente si se hizo”, dijo el deportista, visiblemente contento.
Pero llegar a lo más alto del podio no fue sencillo, ya que Méndez Cobos tuvo que sortear la etapa de grupos, más la semifinal y la gran final, para un total de seis combates.
Uno de ellos, fue contra Carlos Concha, de Nuevo León, peleador que se le complicó al de Oaxaca por ser un judoka rápido y muy escurrido, ya que no dejaba que Méndez Cobos se le acercara.
“Contra el de Nuevo León me sentí incomodo porque en su momento, no me dejaba agarrarlo y hacer mi combate, y eso me incomodó sin duda, pero pude ganarle” afirmó.
Con cuatro años dentro del judo, Méndez Cobos lleva cinco olimpiadas, donde ha ganado dos medallas de oro, una de plata y un bronce, quedándole más tiempo para seguir representando a Oaxaca.
El medallista dedica el metal dorado a su familia, pero sobre todo a su entrenador, Juan Inés, con quien ha aprendido todo lo que sabe de este deporte.
“Dedico la medalla a mi familia y a mi entrenador, que me ha ayudado mucho, porque sin él obviamente no podría ser el campeón que soy ahora”, dijo el judoka.
Tras el titulo obtenido, Méndez Cobos dijo que seguirá entrenando y persiguiendo los nuevos retos que se avecinan, para con ello, cumplir sus sueños de ser un gran judoka para Oaxaca y el país.
El oaxaqueño es el responsable de que su hermana también incursione en el judo, significando una gran responsabilidad para él, ya que se ha convertido en el ejemplo seguir.
“Es una gran responsabilidad, cuando tienes una hermana pues siento que si me esfuerzo, ella trata de esforzarse más para ser igual que yo y si yo no me esfuerzo, como que ella tampoco”, señaló.
Finalmente, invitó a los niños y jóvenes a que se inscriban en un deporte -de preferencia el judo-, pues asegura que es muy bonito salir y conocer el país, pero es más bonito subirse al podio.