¿Por qué ‘se te sube el muerto’ según la ciencia? - El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Salud

¿Por qué ‘se te sube el muerto’ según la ciencia?

Cuando las personas experimentan parálisis del sueño no pueden realizar movimientos voluntarios con su cuerpo


¿Por qué ‘se te sube el muerto’ según la ciencia? | El Imparcial de Oaxaca
Cuando una persona sufre parálisis del sueño dice que 'se le subió el muerto'. (Shutterstock)

¿Alguna vez has sentido la terrible sensación de despertar de un sueño y no poder moverte? Cuando una persona experimenta este episodio dice que “se le subió el muerto”.

Esta expresión popular sirve para describir la angustia de saberse consciente sin poder tomar control del cuerpo. Es como si una fuerza sobrenatural impidiera a las personas mover sus extremidades o gritar para pedir ayuda.

No obstante, este padecimiento no tiene que ver con la energía de seres intangibles. La medicina le llama parálisis del sueño y consiste en lo siguiente.

¿Qué es la parálisis del sueño?

Es una incapacidad temporal para realizar movimientos voluntarios, incluyendo los que nos permiten hablar. Ocurre justo antes de conciliar el sueño o, en la mayoría de las ocasiones, al despertar, en la transición del sueño a la vigilia.

En otras palabras, la persona sufre una parálisis muscular temporal mientras está totalmente consciente y despierta. A veces se presenta junto a algún tipo de alucinación de carácter multisensorial, es decir, vinculada a diferentes sentidos, como la vista o el oído.

¿Por qué ocurre la parálisis del sueño?

Su causa principal es un desajuste en los mecanismos que regulan el ciclo del sueño. En concreto, el vinculado a una fase específica: la denominada sueño REM (del inglés rapid eye movement o movimiento ocular rápido). O sea, hay una desincronización temporal entre la consciencia del sujeto, que está despierto, y el control muscular, atonía típica de la fase de sueño REM.

También hay indicios que lo han vinculado con la privación o falta intencionada de sueño durante un tiempo prolongado. Sin entrar a profundizar detalladamente en los mecanismos fisiológicos, una inadecuada higiene del sueño siempre contribuye, en mayor o menor medida, a agravar cualquier trastorno del sueño.

En algunos casos la parálisis del sueño se asocia al trastorno denominado narcolepsia el cual provoca una somnolencia persistente e irresistible junto con una fuerte sensación de cansancio. Sin embargo, tener episodios de parálisis del sueño recurrentes no significa que se sufra de un padecimiento más grave como este.

Una inadecuada higiene del sueño siempre contribuye, en mayor o menor medida, a agravar cualquier trastorno como la parálisis del sueño. (Shutterstock)

¿Cómo evitar la parálisis del sueño?

Para evitar sufrir de este padecimiento angustiante se recomienda aplicar lo siguiente:

Dormir en una habitación sin luz ni ruido.

Mantener la temperatura adecuada.

Constancia en la hora de dormir y levantarse.

No consumir ningún tipo de estimulante antes de dormir.

Relajarse.