Vecinos enardecidos de Ciudad Ixtepec corren a presunto líder corrupto
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Policiaca

Vecinos enardecidos de Ciudad Ixtepec corren a presunto líder corrupto

Los colonos denunciaron que ‘El Pescadito’ los amenazaba con un arma de fuego si no seguían sus órdenes


Vecinos enardecidos de Ciudad Ixtepec corren a presunto líder corrupto | El Imparcial de Oaxaca
La multitud le prendió fuego a la Casa de Salud en donde el sujeto vivía con su madre discapacitada; distintas corporaciones arribaron al lugar

Al grito de “no queremos más pescados”, vecinos de la colonia Imperio Jeromeño de Ciudad Ixtepec, echaron al presunto líder corrupto y seudo benefactor, Moisés López Pérez, alias ‘El Pescadito’.

La revuelta ocurrió la noche del pasado lunes, al filo de las 21:00 horas, en la citada colonia.

Según colonos, hartos de ‘El Pecadito’, quien presuntamente los mantenía oprimidos desde hace más de siete años, decidieron echarlo del lugar.

Los inconformes señalaron que la gota que derramó el vaso fue que minutos antes de la revuelta, el susodicho había golpeado, sin razón alguna, a uno de los colonos.

El afectado narró que entró a la colonia y saludó a Moisés, pero éste sin razón aparente le propinó un fuerte golpe en la mejilla derecha y lo mandó al suelo.

Acto seguido, el afectado se dirigió con sus vecinos a quienes les narró los hechos, así que optaron por armarse con machetes, palos y piedras e ir en su contra.

Los colonos dijeron estar hartos de la opresión que ejercía dicho personaje en su contra y actuaron en consecuencia por la nula respuesta de las autoridades, a quienes en repetidas ocasiones les presentaron sus denuncias.

 

Apedrean inmueble 

Al llegar al domicilio de ‘El Pescadito’ arremetieron contra el inmueble a pedradas, destruyendo los cristales de dos vehículos de su propiedad. En el lugar se escuchaban gritos de coraje e insultos de los inconformes, producto del resentimiento reprimido por años.

Era tanto el coraje de los vecinos, ya que la supuesta Casa de Salud era utilizada por ‘El Pescadito’, supuesto líder, como su vivienda, por lo que la incendiaron.

Tras las acciones, al acusado no le quedó de otra cosa que saltar hacia el monte para huir de la turba enfurecida, dejando a su suerte a su progenitora discapacitada.

Fue hasta que llegaron los elementos policiacos que le permitieron a los familiares del sujeto sacar a la anciana de la casa de madera en donde se encontraba.

La mujer fue cargada entre dos personas quienes se la llevaron lejos de los vecinos enardecidos.

Fueron siete años de violaciones a mujeres, maltratos, represiones y amenazas con echarnos del lugar que con tanto sacrificio construimos”, se podía escuchar entre la turba enfurecida.

 

¡No queremos más pescados! ¡No queremos más Moisés!”, decían.

 

Nunca hubo justicia

Los quejosos argumentaban que todo esto se pudo haber evitado si personal de la Vicefiscalía Regional del Istmo hubiera atendido las más de 15 denuncias interpuestas contra ‘El Pescadito’, a las cuales les dieron carpetazo.

Los enfurecidos vecinos agregaron que hacían responsable a Moisés López Pérez de cualquier cosa que les pudiera suceder.

Además, amenazaron que no se le permitirá entrar nuevamente a vivir en la colonia, hecho que le haría vivir en carne propia lo que experimentaron otras familias.

Tras los violentos sucesos, al lugar se presentaron elementos del Ejército Mexicano, de la Policía Municipal y de la Guardia Nacional.

Finalmente, los vecinos aseguraron que Moisés contaba con un arma calibre 38, con la que en repetidas ocasiones amedrentaba a quienes no seguían sus estrictas órdenes o no daban operaciones que iban desde 200 pesos mensuales por familia.