Presentan pruebas a favor de presunto homicida de San Pedro Ixtlahuaca - El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Policiaca

Presentan pruebas a favor de presunto homicida de San Pedro Ixtlahuaca

La occisa tenía 38 años, era ama de casa, fue originaria de Pijijiapan, Chiapas y vecina de San Pedro Ixtlahuaca, Oaxaca. La causa de la muerte fue asfixia por estrangulación por objeto blando, de forma mecánica y homicida.


Presentan pruebas a favor de presunto homicida de San Pedro Ixtlahuaca | El Imparcial de Oaxaca

Manuel, quien fuera señalado de haber dado muerte a su hermana por la supuesta disputa de herencia, su abogado defensor continúa presentando pruebas a su favor, el martes fue llevado a la sala del juzgado. Cabe señalar que por este hecho ya lo habían sentenciado a 30 años de prisión, así como a el pago de la reparación del daño, pero al apelar la resolución magistrados ordenaron la reposición del procedimiento.

El iniciado en audiencias pasadas se careo con los agentes que lo detuvieron y los señaló como las mismas personas que lo torturaron para que se declarara culpable del crimen.

Dentro del expediente penal 145/2011, constan que el crimen se cometió el pasado 29 de junio del 2011 y su cuerpo fue descubierto sobre la carretera nueva a Monte Albán a la altura del kilómetro 3 más 200, con cruce a la carretera que conduce a San Pedro Ixtlahuaca.

El 29 de junio de 2011, el Agente del Ministerio Público encargado del Segundo Turno adscrito a la Subprocuraduría para la Atención de Delitos de Alto Impacto (SADAI), realizó el levantamiento del cadáver de Andrea, en el citado kilometro y carretera.

La occisa tenía 38 años, era ama de casa, fue originaria de Pijijiapan, Chiapas y vecina de San Pedro Ixtlahuaca, Oaxaca.
La causa de la muerte fue asfixia por estrangulación por objeto blando, de forma mecánica y homicida.

Derivado de las investigaciones realizadas por personal de SADAI, con fecha 24 de julio de 2011, se arraigó a Manuel, hermano de la hoy occisa como probable responsable de los hechos; su probable responsabilidad quedó acreditada, siendo el móvil de tipo económico, pues Manuel, estuvo radicando en los Estados Unidos de Norteamérica, regresando en el mes de abril del 2011, con problemas económicos, luego de estar unos días en el estado de Chiapas, decidió viajar a esta ciudad de Oaxaca, debido a que su concubina Yeseni lo denunció por violencia intrafamiliar.

De esa manera llegó a San Pedro Ixtlahuaca a vivir a casa de su hermana, pero al paso de los días empezó a reclamarle una parte de la herencia que supuestamente le correspondía, lo que era motivo de frecuentes reclamos a su hermana Andrea, de la misma manera se supo que la ahora occisa había decidido irse a trabajar a los Estados Unidos y para ello en las últimas semanas había estado vendiendo sus pertenencias personales, como electrodomésticos y otros muebles a fin de juntar dinero.

Por lo que según testigos, ya había juntado la cantidad de veinte mil pesos aproximadamente, cantidad de dinero que guardaba entre sus ropas, y el día que la privaron de la vida, hay testigos que escucharon cuando el hoy inculpado le exigía la herencia y así también que le entregara el dinero que sabía traía consigo; al negarse a ello, Andrea fue victimada por su propio hermano según investigaciones de la AEI.

Al quedar debidamente integrada la indagatoria fue consignada al Juez penal en turno ejercitando acción penal en contra de Manuel, como probable responsable de la comisión del delito doloso de homicidio calificado con ventaja, alevosía y traición, por lo que al ser librada la referida orden de aprehensión, fue ejecutada al supuesto homicida y ha quedado internado en la penitenciaría del Estado a disposición del Juez Primero Penal del Distrito Judicial del Centro.

Al ser encontrado culpable el 14 de diciembre del 2015, éste fue condenado a 30 años de prisión y al pago de la reparación del daño, pero al no estar de acuerdo el detenido apelo a dicha resolución y magistrados ordenaron la reposición del proceso.


 

Relacionadas: