Ajustan cuentas con ‘cuernos de chivos’ en poblados de Ejutla | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Policiaca

Ajustan cuentas con ‘cuernos de chivos’ en poblados de Ejutla

Madre e hijo, quienes habían acudido a apadrinar un matrimonio a Santa María El Rincón, Lachigalla, Ejutla, fueron emboscados


Ajustan cuentas con ‘cuernos de chivos’ en poblados de Ejutla | El Imparcial de Oaxaca

Con fusiles de asalto de los conocidos como “Cuerno de Chivo”, fueron asesinados la mamá y su hijo cuando regresaban de una boda en Santa María El Rincón, San Juan Lachigalla, Ejutla de Crespo, a la cual asistieron como padrinos.

Trascendió que los occisos se llamaron Juana MR, de 44 años de edad y Antonio RM, de 22 años, originarios de El Palmar, San Luis Amatlán, Ejutla de Crespo.

Según informes policiales, Juana y su hijo, el pasado domingo 18 de junio, fueron padrinos de una boda en la comunidad de Santa María del Rincón, San Juan Lachigalla, comunidad enclavada en la Sierra Sur, a unas dos horas y media de camino, desde el centro de Ejutla.

Pasada la medianoche, madre e hijo decidieron regresar a su lugar de origen, por ello abordaron una camioneta marca Lincoln, color Champagne, doble cabina, con placas de circulación MYB-5969 del Estado de México.

Pasados 10 minutos de camino, cerca de las 12:15 horas, al pasar un arroyo, precisamente en el paraje conocido como “El Arroyito”, en una pendiente ascendente, fueron emboscados por al menos seis personas, mismas que portaban fusiles de asalto AK-47, conocidos como “Cuerno de Chivo”.

Enseguida, los sicarios abrieron fuego contra las dos personas, es por ello que Antonio recibió al menos 10 disparos, tanto en el brazo izquierdo como en el tórax y cara.
Mientras, su madre recibió disparos en la parte derecha del cuerpo que abarcó cuello y tórax.
Cometido el doble crimen, los sicarios huyeron del sitio.

Más tarde, personas que salían de igual manera de la boda, se dieron cuenta del asesinato de los padrinos, es por ello que dieron aviso a la autoridad municipal.

Fue la mañana del pasado lunes 19 de junio cuando elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones del grupo Ejutla se trasladaron al sitio indicado y realizaron la inspección ocular, en la cual hallaron al menos 25 casquillos percutidos calibre 7.63 milímetros para fusil de asalto AK-47.

Tras las diligencias, los elementos de la AEI se hicieron cargo del levantamiento y traslado del cuerpo al descanso municipal para la práctica de la necrocirugía de ley correspondiente.
Del caso, un fiscal local en turno dio inicio a una carpeta de investigación en contra de quien o quienes resulten responsables del delito de homicidio.

Durante las primeras indagatorias, elementos de la agencia estatal no descartan que se trate de un ajuste de cuentas.


 

Relacionadas: