Industria del chantaje: Reto para Jara - El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

De Paradojas y Utopías

Industria del chantaje: Reto para Jara

 


 

1).- Defensores ex officio

En el imaginario colectivo hay una certeza: Oaxaca es una entidad con graves rezagos, aunque —paradójicamente— tenemos grandes recursos. Al argumento de que no tenemos industrias, ahí va una respuesta irrefutable. Hay una altamente rentable: la industria del chantaje. Quien ha probado sus mieles, difícilmente las deja. Por ello, las organizaciones y sindicatos que viven de ellas se han multiplicado como el virus del SARS-CoV2. Hay cerca de 400. Es el gran negocio. Sacarse la lotería sin comprar un cachito. Pero sólo una casta maldita es la beneficiaria. Y para defender el bussiness vociferan, amenazan, amagan. ¿Quién les otorgó a los dirigentes la potestad de “luchar por los pobres” y asumirse defensores ex officio de sus causas? Pero se ostentan sus redentores. Obvio, cobrando jugosas cuotas. Son profesionales de la presión y la extorsión.

2).- APPO. ¿El petate del muerto?

Hace poco, algunos especímenes: FPR, “Sol Rojo”, MULT y UACOL, se sacaron de la manga una estupidez genial: revivir la tristemente célebre Asamblea Popular del Pueblo de Oaxaca (APPO). Es decir, amedrentar al nuevo régimen con el petate del muerto. Emplazarlo, doblegarlo, ponerlo contra la pared. Emular al 2006, cuando al fracasar en el intento de deponer al ex gobernador Ulises Ruiz, tomaron la más fácil: crear un clima de terror para joder al pueblo oaxaqueño. Y después, con un cinismo inédito, asumirse víctimas. Si bien es cierto que el gobernador electo, Salomón Jara, abrió la puerta para las diversas expresiones, es obvio que las banderas de la presión y el chantaje siguen izadas. ¿Alguien en su sano juicio quiere de nuevo barricadas y violencia? Tal vez sólo Flavio Sosa y sus émulos, falsos redentores sociales.

3).- Centro Histórico: Primer desafío

Durante dos sexenios, pasillos y puertas del Palacio de Gobierno, han estado vedadas para caminar por ellos. ¿Cómo se explica que tanto Gabino Cué (2010-2016), como Alejandro Murat (2016-2022), entraran a sus despachos por las puertas laterales o traseras? Es el eje del Poder Ejecutivo. Es un sitio emblemático de autoridad. Pues no. Ninguno de los dos movió un dedo para restituirle a su cargo, el respeto y el entorno. Como si las medidas cautelares que protegen a Lorena Merino, Reyna y Jesús García, jefes de la banda triqui que se apropió de dicho espacio y lucra con el mismo, fueran patente de corso o escritura notarial. Bajo ese manto de impunidad se arroparon UACOL, “Sol Rojo”, MULT, Carmen Luján, Yolanda Ortega, socias y decenas más, que han lucrado históricamente con el comercio ambulante.

4).- Los rudos y los técnicos

Con una bolsa anual de 500 millones de pesos —no 180 como se creía— proveniente del Fondo de Apoyo a la Infraestructura Social (FAIS), el pleito por los recursos es a muerte. Salomón Jara tiene que acotar a esta jauría. El MULT marcha ordenadamente, pero detrás de ese “ejemplo de civilidad”, está la rapiña. Sus peticiones son eternas. El FPR ya tiene una bandera perpetua para justificar sus actos violentos: el asesinato de Tomás José Martínez Pinacho. Bloquea, cierra oficinas, amenaza y golpea. CODECI, de Juan Torres Pereda, es émulo del anterior. Con el estandarte del crimen de su hermano Catarino Torres Pereda, exige carretadas de millones. CODEP, de Jacqueline Almazán, es un ejemplo refinado del chantaje y la extorsión. Trae gente a bloquear, que cobra el peaje. ¿Y el CIPO-RFM? Este engendro, fundado por Raúl Gatica Bautista y manejado por Miguel Cruz se hace uno con dos entes mercenarios, que cobran por sus servicios: “Lubizha” de Manuel López y “Sol Rojo” de Javier Aluz Mancera.

5).- ¿Cómo quitarles el chupón del erario?

Obvio, no será fácil. Defenderán los millones que cada año les otorgan hasta la ignominia. Tampoco será pan comido obligarlos a vivir de un salario. Ya no trabajan. Son agitadores profesionales, Viven de eso y de las rentas que les genera la extorsión al gobierno. Como los organismos internacionales han sugerido hacer con los grupos criminales: romper sus cadenas de financiamiento. Y seguir la política de AMLO: los apoyos deber ser directos. Pero algo tiene que hacer el nuevo gobierno. Si se suben de nuevo, es un acertijo a ver quién los baja.

BREVES DE LA GRILLA LOCAL:

— Y la ciudad sigue sumergida en montones de basura. Ya hay un predio, pero hay que habilitarlo dice el edil capitalino, Francisco Martínez Neri. Que la ciudadanía siga lamiendo la coyunda y ahogarse en sus hogares en desechos y las calles convertidas en zahúrdas.

Consulte nuestra página: www.oaxpress.info y www.facebook.com/oaxpress.oficial Twitter: @nathanoax