Universidad cautiva | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

Escaparate Político

Universidad cautiva

 


Más de una docena de grupos de poder fáctico al interior de la Universidad Autónoma Benito Juárez, se han fortalecido tanto con el nutriente de la corrupción, que, en este momento, tienen detenido el reloj político de la sucesión de Rector con diferentes amenazas y demostración de fuerza. El riesgo es que, si no surge pronto un candidato con la habilidad suficiente para consensar intereses, el relevo universitario puede empatar con el proceso electoral del nuevo gobernador y entonces puede arder Troya. (La expresión que arda Troya se lanza cuando alguien está a punto de hacer algo que tendrá consecuencias devastadoras).

Entre los maestros universitarios con habilidades para inducir el relevo de un Rector por consenso, con el voto del Consejo Universitario, se menciona a dos: al fiscalista Cristian Carreño y el jurista Manuel Velasco Alcántara. Si partimos de la calidad moral de muchos universitarios, estos dos profesionistas no tienen peros. Son catedráticos de la UABJO con posgrados en la misma institución y tienen historiales que soportan el escrutinio público. El nudo gordiano que tienen por desatar es su relación con esos grupos de poder real que en cada sucesión de Rector lo que hacen es mostrar músculo para lograr lo de siempre: dinero y prebendas. 

Los que suenan como posibles candidatos están metidos en este momento en un intenso cabildeo con todas esas pandillas. Buscan que la elección de Rector se dirima, a más tardar, la primera quincena de diciembre. 

Si no logran la anuencia, como ya dije, puede arder Troya. Es decir, al converger las consideradas madres de todas las elecciones: para Rector y Gobernador, las pasiones podrían desbordarse. 

TIEMPO DE CUERVOS 

Esto lo saben muy bien los responsables de la gobernación federal y estatal. También lo saben los personajes siniestros que mueven los hilos de esas catervas y preparan sus obuses en caso de que no los inviten a las negociaciones ¿Y quiénes son?

En este momento, por ejemplo, el tres veces secretario general del STEUABJO, Ariel Luján está aferrado a no perder la secretaría general, aunque le estén descubriendo sus cleptomanías. El que quiere arrebatarle el pastel es el porro conocido como “El Mora” -Julio Cesar Mora Pérez- en alianza con ocho ex dirigentes. Estos se mueven con la cartera del Chapito y, por lo visto, no cesarán en su violencia callejera hasta ver rodar la cabeza de Ariel. Su estrategia es recuperar la dirigencia de este sindicato que tiene cerca de mil 600 afiliados que pueden ser utilizados como carne de plantones y marchas a la hora de negociar la Rectoría. 

Está el STAUO, también con mucha fuerza de movilización con casi dos mil asociados, pero está dividido en tres facciones. Una la encabeza Enrique Martínez, otra la temible Loba Leticia Mendoza y la minoría que comanda un individuo motejado “El Botitas”.  

Otro es el llamado sindicato de trabajadores de confianza que conducen Silviano Cabrera con un 50 por ciento y la otra mitad el Chapito. No tiene más de 300 socios, pero también gritan y patalean por su tajada a la hora de definir al Rector. Sus acciones son de acuerdo al ánimo de sus titiriteros. 

Son tan redituables estos negocios que Silviano Cabrera hace unos cuatro años fundó otro sindicato: el SUA. No tiene más de 300 adherentes, pero sirve para pedir canonjías con gritos y pataleos. Hay sindicatos de todos los colores y, algunos, hasta de utilería como el SITUABJO que, aunque es el más viejo, sus líderes lo han corrompido tanto que solo le quedan unos cuantos prosélitos. 

El sexto es el SUMA que encabeza el Chapo mayor, Abraham Martínez Alavez. Este sindicato apenas sobrevive con 30 viejos maestros. Lo consideran un vestigio de la corrupción y una referencia para la ironía. Sus siglas las leen como “sindicato único de Martínez Alavez”.

EL SALTO DEL CHAPULÍN 

Si bien es cierto que en la UABJO los sindicatos son el instrumento más efectivo para golpear y abrir puertas cuando no son invitados a las negociaciones, por más absurdas que sean, hay ex rectores y grupos que se mueven con otras estrategias, todas con el signo de corrupción.

Por ejemplo, está el Frente Popular Universitario que encabeza el ex guerrillero Felipe Canseco hoy perfilado como el “hombre fuerte” del próximo presidente municipal y su enclave en la Universidad. 

Además de los Chapos, también mueve sus intereses al interior de la Universidad, la Loba, Leticia Mendoza. Esta dama maneja como negocio particular tres preparatorias, las escuelas de Veterinaria y Ciencias de la Educación. El Pingüino Rafael Torres Valdez también influye, pero al más dominante le dicen “El Chapito” es rector vitalicio y quiere ser sempiterno. 

Visítenos en: www.escaparatepolitico.com 

O escríbanos a fsj9420@prodigy.net.mx

Twitter: @escaparate_oax

Facebook: escaparate_politico@hotmail.com