Adán cambió el edén por el infierno | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

De Frente y de Perfil

Adán cambió el edén por el infierno

 


Adán dejó el Edén y migró al infierno. Cambió la tranquilidad de estar en El Paraíso para entrar en un mundo desconocido para él, enfrentar desafíos de toda clase con la promesa de tocar el cielo (entrar a la contienda presidencial). 

El gobernador de Tabasco se dejó tentar como su tocayo, el bíblico personaje que aceptó darle una mordida a la manzana, solo que la recompensa para el “Choco” parece ser más atractiva. 

Viviendo en la tranquilidad del Edén, Adán no sufría privaciones de ninguna clase y si acaso se veía inquietado por algunas inundaciones cotidianas, a las que sus gobernados ya se encuentran acostumbrados. Los pormenores y vicisitudes de uno de los grandes temas del actual gobierno, representado en la Refinería de Dos Bocas, le tenían sin cuidado, así como la construcción del Tren Maya, ya que de eso se encarga el gobierno federal y a cambio de ello, le aseguraban empleo para sus paisanos. 

Un cómodo gobierno, sin grandes inquietudes ni obras de ninguna clase, ya que la refinería y el tren eran suficientes para satisfacer a una población que votó masivamente a su favor en las urnas el primero de julio de 2018. 

Con cierta regularidad, el gobernador de Tabasco recibía la visita de su paisano el Presidente de la República, que acostumbra visitar la entidad o llega a ella de paso para descansar en su Quinta de Palenque. 

La camaradería entre ambos es añeja, viene de familia, ya que el padre del nuevo secretario de Gobernación tuvo una cercana relación con el hoy Ejecutivo federal. 

Fue precisamente el Presidente López Obrador quien convenció a Adán de dejar el Edén y trasladarse a la capital del país y tratar de engullir la gran manzana que significa una secretaría de Gobernación que dejó de ser hace tiempo el trampolín hacia una candidatura presidencial. 

Dista mucho de que en esta ocasión la que estaba considerada la principal dependencia del gobierno federal recupere esa presencia y deje de ser una simple fachada. 

Hay quien aseguran que fue el Presidente López Obrador el que desmanteló dicha secretaría, pero en realidad lo fue Carlos Salinas de Gortari, quien le dejó un simple cascarón a Fernando Gutiérrez Barrios, al quitarle los servicios de inteligencia, policía, interacción con los medios y hasta desapareció la Comisión Federal Electoral, para dar paso al IFE. 

Es cierto que Peña Nieto le devolvió a la dependencia algunas atribuciones que había perdido, pero aquí si López Obrador decidió que se fueran de nueva cuenta los servicios de inteligencia y policíacos. 

Adán es un personaje que es poco conocido en el ámbito político, pero que se sabe dio sus primeros pasos en dicha actividad con el gobierno en Tabasco de Manuel Gurría Ordóñez, donde alcanzó a ser subsecretario de Gobierno y después pasó a ser el coordinador de la campaña a gobernador del priista Manuel Andrade Díaz, cuyo triunfo fue anulado y Adán estuvo a punto  de ser el gobernador interino, pero las huestes de Roberto Madrazo decidieron dejar a Enrique Priego, hoy presidente del Tribunal Superior de Justicia de Tabasco. 

Fue diputado local, después federal, donde protagonizó un incidente, al tirarle a la cara una serie de billetes a Javier Lozano Alarcón, entonces secretario del Trabajo, a quien acusó de corrupto. 

Nadie comprendió el exabrupto del diputado federal perredista, ya que su carácter era afable, aunque como oriundo del trópico, muy pasional. 

Adán no se distinguió en las dos cámaras de diputados como el principal operador y luego pasó al Senado de la República donde alcanzó realce al ser el primer legislador en renunciar al PRD e intentar formar la fracción de MORENA, lo que no le fue concedido, por no existir dicho partido al momento de la conformación de la LXII legislatura. 

La llegada del gobernador con licencia a la secretaría de Gobernación permitirá darse cuenta si creció políticamente en sus casi tres años de gobierno, si en realidad aprendió a conciliar, negociar y si tiene los arrestos suficientes para entrar en la puja por la candidatura presidencial, ofreciendo buenos dividendos. 

Por lo pronto, una de sus primeras tareas será contener la migración a Estados Unidos, como anunció el Presidente López Obrador. 

                                            ………………… 

Finalmente entró la negociación entra las fracciones de la LXV legislatura de la Cámara de Diputados y el priista Rubén Moreira será el presidente de la Junta de Coordinación Política por el primer año legislativo. Sergio Gutiérrez de MORENA será el presidente de la mesa directiva. En el Senado, Olga Sánchez Cordero quedó como presidenta 

Email: ramonzurita44@hotmail.com