Los sobrevivientes del PRI | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

De Frente y de Perfil

Los sobrevivientes del PRI

 


El partido más castigado durante el pasado proceso electoral fue el PRI, al perder las ocho gubernaturas que tenía y no conseguir ni una sola de consuelo. 

Lo anterior no significa noticia alguna, ya que después del desplazamiento sufrido en las urnas en 2018 no se esperaban mayores cosas de este partido que durante 70 años avasallar en los procesos electorales y que hasta 60 años después de su existencia perdió un gobierno estatal. 

Y aunque todo parece ser derrota y abandono para el partido tricolor, hay visos de esperanza en su futuro, si es que hacen las cosas bien y no dedican su tiempo a lamentarse. 

De lo perdido lo que aparezca, asienta el viejo adagio que podría ser usado por el priismo que tuvo algunos remansos en una pequeña cantidad de estados. 

Es cierto que peleó algunas gubernaturas en que sus candidatos fueron apoyados por una alianza concertada con el PAN y PRI, recibiendo una buena cantidad de sufragios que no le alcanzaron para ganar, pero si para una mejor dotación de diputados federales, donde casi doblarán el número de legisladores tenidos en la actual legislatura en que no llegaron a la cincuenta de representantes populares. 

En Nuevo León ganaron seis distritos federales y en Coahuila cinco más, aunados a los que surgieron triunfadores de la coalición formada con panistas y perredistas, les pudiera dar para integrar una bancada de 70 o más diputados federales, los que seguramente coordinará Rubén Moreira. 

Los resultados electorales muestran el resurgimiento de dos de los cuatro gobernadores priistas que quedan todavía en el país: Miguel Riquelme y Alfredo del Mazo, ambos gobernando una de las tres entidades en las que no nunca ha habido alternancia (las otras dos Campeche y Colima cayeron en este proceso electoral). 

Riquelme, gobernando Coahuila, ha mostrado en dos ocasiones que es buen operador político y aunque algunos lo ubican como representante de Rubén Moreira en el estado, muestra visos autónomos que lo ayudarían a crecer políticamente si es que consigue mantener imbatible la entidad. El año pasado ganó todos los distritos locales y mantuvo la mayoría priista en el Congreso del estado y en esta ocasión, además de ganar cinco de siete diputaciones federales, consiguió la victoria en los principales ayuntamientos, incluidos Torreón, Saltillo, Ramos Arizpe y Piedras Negras. 

En el caso del Estado de México, es una entidad en donde la ola morenista arrasó con los demás partidos hace tres años y la coalición formada entre priistas, panistas y perredistas, consiguió recuperar terreno, dándole un respiro al gobernador del Mazo. 

Alfredo tercero estaba catalogado como un gobernante medroso, asustadizo, obediente, conforme con su posición y sujeto a los mandatos de la 4T. 

La recuperación de territorio, mediante una buena dotación de diputados locales y federales y la recuperación de algunos ayuntamientos le servirá para sostenerse como gobernante de la entidad y prepararse para defender el feudo en los comicios de 2023. 

Sin embargo, en el caso de del Mazo, hay quienes lo empiezan a acelerar como opción para la sucesión presidencial, algo lejano de la realidad, considerando que requirió de esa gran alianza para recuperar terrenos y que, en el caso de los ayuntamientos recuperados, estos serán gobernados por militantes panistas como son los casos de Toluca, Naucalpan, Tlalnepantla, Metepec, Cuautitlán y otros más. 

Del Mazo debe tener los pies en la tierra e intentar cumplir con los compromisos de campaña y olvidarse de distracciones familiares y políticas y negarse a escuchar el canto de las sirenas. 

                                            …………….. 

No todo es noticia grata para Movimiento Ciudadano, después de ganar el gobierno de Nuevo León y la alcaldía de Monterrey. Las noticias desagradables vienen de Jalisco, el otro enclave emecista, ya que, de los 20 distritos federales, perdieron 13 antes las alianzas de MORENA y priistas, panistas y perredistas. Además de ello perdieron varios ayuntamientos importantes del estado. Se advierte que la fuerza de Enrique Alfado va descendiendo y que sus planes de ser candidato presidencial pueden desaparecer si es que Samuel García logra hacer un gobierno aceptable. 

                                                     ……………. 

Una de las caras novedosas que podrán aportar mucho en materia de cultura a la próxima legislatura federal es la presencia de Gabriela Sodi Miranda, conocida artista plástico que ganó un distrito de mayoría. 

                                                     ……………… 

Resulta curioso que la paliza a MORENA en la CDMX abrió la posibilidad de que Margarita Zavala concretara su sueño de ganar una elección y sin hacer campaña. 

Email: ramonzurita44@hotmail.com