Sindicatos y escándalos | El Imparcial de Oaxaca
Oaxaca
La Capital Los Municipios
El Imparcial del Istmo El Imparcial de la Costa El Imparcial de la Cuenca
Nacional Internacional Súper Deportivo Especiales Economía Estilo Arte y Cultura En Escena Salud Ecología Ciencia Tecnología Viral Policiaca Opinión

Opinión

Editorial

Sindicatos y escándalos

 


Un escándalo de magnitud inestimada generó un video difundido en las redes sociales la semana pasada, con un mensaje brutal: el dirigente de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) en la ciudad y puerto de Salina Cruz, Javier Córdova Quevedo, conocido como “La Culebra”, obligaba a los taxistas que están en su gremio a besarse y tocarse sus partes íntimas a cambio de promesa de conseguirles concesiones de taxis.

El video se hizo viral. Luego vinieron otros y la sospecha de que se había llegado a niveles mayores de humillación. El pasado domingo, en nuestra página principal publicamos una nota, en la que miembros de la CTM en Salina Cruz, afirman que “el beso” es ya parte de la tradición entre sus dirigentes. Y dejaron escurrir fotografías para demostrarlo. Ese mismo día circuló en las redes sociales la versión de que uno de los trabajadores exhibidos en el video, en situación tan comprometedora, había intentado suicidarse, poniendo una manguera en el escape de su unidad, para arrojar el humo al interior, mientras él estaba dentro. La oportuna intervención de unos vecinos, que se percataron del intento de suicidio, le salvó la vida.

Lo anterior motiva una reflexión. Desde hace varias administraciones, los trabajadores del volante, cedieron prácticamente sus derechos a tener una concesión a sus dirigentes sindicales. Son éstos quienes regentean o se han apropiado de las mismas. Y no sólo de transporte público, sino de camiones de volteo, cisternas, moto-taxis y otros. He ahí el porqué de los permanentes conflictos entre el Sindicato Libertad, la CTM, el Frente Popular “14 de junio” o la Confederación Nacional de la Productividad (CNP). Cada uno pretende hacer del transporte, así sea por la vía de la violencia -o la humillación, como el caso de la CTM- su coto particular de poder. Los enfrentamientos han sido la mayoría de las veces con pérdida de vidas.

Sin embargo, nunca se detiene a nadie. Es decir, por parte del gobierno de Gabino Cué en el pasado reciente y en lo que va del de Alejandro Murat, dichos gremios tienen una especie de patente de corso para asesinar, presionar, chantajear, como ocurrió el viernes 26 de mayo con el Sindicato Libertad, que sin más, sus allegados montaron un bloqueo en el crucero a Guelatao. O los del Frente Popular “14 de junio”, que durante toda esta semana han amagado con bloqueos, por un conflicto entre dicha organización y vecinos de algunas colonias populares de Zaachila, que están hartos de sus abusos y atropellos.

Día de la Marina
Hoy, primero de junio, es una efeméride importante: es la fecha en la que se celebra el Día de la Marina. Y es esta fecha, en remembranza a que fue un primero de junio del año de 1917, cuando zarpó del puerto de Veracruz, por primera vez un buque mercante mexicano, el vapor “Tabasco”, con la tripulación compuesta exclusivamente por mexicanos de nacimiento y teniendo como capitán al Capitán de Altura, Rafael Izaguirre Castañares.

Según fuentes consultadas en internet, esto fue en cumplimiento del artículo 32 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, promulgada el 5 de febrero de ese mismo año, en reconocimiento a que México tenía al fin su flota naval, pues anteriormente, los capitanes, jefes de máquinas y oficiales de los barcos mexicanos eran todos extranjeros. Esta fecha sirvió, además, para rendir homenaje a las tripulaciones de los buques tanques mexicanos “Potrero del Llano” y “Faja de Oró” que fueron torpedeados y hundidos por submarinos alemanes los días 13 y 20 de mayo, durante el desarrollo de la Segunda Guerra Mundial, acciones donde dejaron la vida muchos marinos mexicanos.

Cuando este hecho lamentable ocurrió, se publicó el decreto en que se declaraba a México beligerante en contra de los países del eje Berlín-Roma-Tokio. Es importante subrayar que entre los meses de junio y julio de ese 1942, fueron también atacados y hundidos los buques tanque “Tuxpan”, “Las Choapas”, “Amatlán” y el “Oaxaca”. Sin embargo, en esta conmemoración vale la pena reconocer el importante papel que ha llevado a cabo la Marina/Armada de México, no solamente en la salvaguarda de nuestro mar patrimonial y la soberanía de nuestras aguas, islas, islotes y cayos, sino su papel determinante en la lucha contra el crimen organizado y el narcotráfico.

Junto con el Ejército Mexicano, pero con mayor enjundia en su respectiva trinchera, nuestros marinos han dado una lucha cruenta en contra de los capos de la droga y otros especímenes, a través de sofisticados sistemas de inteligencia, que ha permitido al gobierno mexicano dar golpes certeros en contra de ese cáncer que ha llenado a miles y miles de familias mexicanas de duelo y dolor. En esta fecha, cuando se rinden honores a quienes cuidan nuestras costas y están prestos a brindar auxilio en momentos de desastre, desde este espacio editorial les otorgamos un merecido reconocimiento.